X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

según un experto

El desarrollo de técnicas no invasivas es clave para el diagnóstico de la amiloidosis cardiaca

13/05/2019 - 

VALÈNCIA. (EP). El diagnóstico de la amiloidosis cardiaca supone un reto para los cardiólogos clínicos, así el desarrollo de técnicas no invasivas, como la resonancia cardiaca, es "esencial" para su valoración, ha explicado el doctor José María Gámez, presidente de la Sección de Cardiología Clínica de la Sociedad Española de Cardiología (SEC), en el marco de la segunda reunión conjunta de la Sección de Cardiología Clínica de la SEC y la Sociedad Canaria de Cardiología, que tiene lugar entre el 9 y 11 de mayos en Las Palmas de Gran Canaria.

Así, el experto ha destacado que el papel de la resonancia cardiaca ayuda a conseguir un diagnóstico precoz de la enfermedad, ya que "proporciona información de la estructura, funcionamiento y composición del tejido".

El diagnóstico de esta patología se ha convertido en uno de los ejes centrales del encuentro. En este contexto, el experto ha destacado que el ecocardiograma es una herramienta "fundamental" para su diagnóstico, sin embargo, los hallazgos pueden confundirse con la miocardiopatía hipertrófica. También ha señalado la gammagrafía cardiaca, que supone una gran ayuda cuando no se han producido alteraciones visibles a través de las dos pruebas anteriores. No obstante, ha apuntado que la evaluación definitiva se consigue con un procedimiento de biopsia.

La amiloidosis es una enfermedad por la que se depositan fibras de amiloide en diferentes órganos, como el corazón, lo que afecta a su estructura y funcionamiento. Existen dos tipos de esta patología: primaria o por depósito de transtiretina (ATTR). Esta última se puede ser hereditaria o adquirida. Por ello, el docto Gámez ha puesto de relieve que a estos pacientes también se les debe realizar un estudio genético.

El pronóstico de esta enfermedad no suele ser bueno, ya que normalmente se suele llevar a cabo en fases avanzadas. Sin embargo, en los últimos años se han desarrollado fármacos esperanzadores que actúan directamente sobre las proteínas del amiloide.

En este sentido, el experto ha destacado que gracias a estos avances están apareciendo casos de amiloidosis cardiaca que estaban sin diagnosticar, "esto, unido a la aparición de fármacos que van a permitir controlar a los pacientes con esta enfermedad, hace que haya un interés creciente por parte de los cardiólogos clínicos".

Durante el encuentro también se tratará el uso limitado que se hace en España de los anticoagulantes orales de acción directa (ACOD), a pesar de que todas las guías de práctica clínica los recomiendan frente a los antivitamina K, ha apuntado el doctor Juan Cosín, presidente de la Sección de Cardiología Clínica de la SEC, quien ha añadido que esto puede deberse a los requisitos de la administración para poder prescribirlos.

En el encuentro estarán presentes cardiólogos, residentes de cardiología, médicos de atención primaria y otros especialistas interesados en el manejo clínico de esta enfermedad. "Actualizaremos los temas más relevantes en el manejo clínico del paciente con enfermedades cardiovasculares buscando un enfoque eminentemente práctico prestando especial atención al abordaje multidisciplinar del mismo", ha concluido Cosín.

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email