GRUPO PLAZA

El nuevo Mercedes-AMG SL, la nueva edición de un icono

1/11/2021 - 

VALÈNCIA. El nuevo Mercedes-AMG SL es la nueva edición de un icono de la automoción, y retorna a sus raíces con una capota clásica de lona y un carácter eminentemente deportivo. Al mismo tiempo, el lujoso roadster con 2+2 asientos resulta especialmente idóneo para la conducción diaria y por primera vez utiliza un sistema de tracción integral para convertir en prestaciones la potencia de sus motores. Una serie de componentes de alta tecnología acentúan el perfil deportivo. Entre ellos cabe destacar el tren de rodaje AMG ACTIVE RIDE CONTROL con estabilización activa del balanceo, la dirección del eje trasero, el sistema de frenos cerámicos de altas prestaciones AMG con discos compuestos disponible como opción o el sistema de iluminación DIGITAL LIGHT con función de proyección incorporado de serie. En combinación con el motor AMG V8 biturbo de 4,0 litros, este elenco conduce a una vivencia de conducción al más alto nivel. Mercedes-AMG ha desarrollado el SL con total autonomía en su sede de Affalterbach como modelo Performance Luxury, completamente independiente de otras gamas. En la fecha de lanzamiento al mercado se introducen dos modelos con motor AMG V8.

Hace casi 70 años nació en Stuttgart un automóvil deportivo, llamado a convertirse en una leyenda desde su presentación. De la visión de un modelo capaz de ampliar el potencial de la marca Mercedes-Benz cosechando triunfos en el automovilismo deportivo nace el primer SL, un bólido de competición apto para la conducción por las vías públicas. Poco después de su debut en el año 1952, el 300 SL (con la denominación interna W 194) recibe sus primeros galardones en los circuitos de carreras de todo el mundo. En el año de su estreno, por mencionar solamente los triunfos más destacados, el vehículo logra un espectacular doblete en las legendarias 24 horas de Le Mans, y ocupa incluso los cuatro primeros puestos en el Gran Premio para automóviles deportivos celebrado con ocasión del aniversario del circuito Nürburgring. Estos laureles convierten al SL en un automóvil mítico en un tiempo récord.

En el año 1954 sale al mercado el sucesor del acreditado bólido. El vehículo deportivo de serie 300 SL (W 198) recibe la denominación «alas de gaviota» o «Gullwing» por la desacostumbrada forma de sus puertas. En el año 1999, un jurado formado por periodistas del ramo del motor le otorga el título de «vehículo deportivo del siglo XX». Otras etapas destacadas de la historia de este modelo son el «Pagoda» (W 113, 1963-1971), el incansable R 107, fabricado durante nada menos que 18 años (1971-1989) y su sucesor, el R 129, considerado por los especialistas una escultura de la automoción por su llamativa forma de cuña. La abreviatura «SL» ha sido siempre, y sigue siendo en nuestros días, sinónimo de uno de los pocos auténticos iconos de la automoción en todo el mundo.

El nuevo Mercedes-AMG SL sienta ahora un nuevo hito en esta historia de desarrollo de siete decenios y culmina su evolución de bólido de pura sangre a descapotable deportivo de lujo. El nuevo modelo combina el carácter deportivo del SL primigenio con el singular nivel de lujo y la excelencia tecnológica que distingue a los modernos modelos de Mercedes.

El nuevo Mercedes-AMG SL establece un nuevo referente en el segmento de los automóviles deportivos de lujo con su sugestivo diseño, la técnica más moderna disponible y propiedades sobresalientes de conducción. El diseño exterior fascina por un acorde perfecto de tres notas, combinando la moderna filosofía de diseño de Mercedes-Benz, expresada por el término claridad sensual, con los genes deportivos de AMG, y añadiendo detalles característicos que rememoran con respeto la tradición de casi 70 años de historia del SL. Los dos resaltes longitudinales sobre el capó son solo una de las numerosas reminiscencias a la primera generación del SL. El juego de luces y sombras resultante confiere a la vista general un aspecto liviano y bajo. Esto revela a primera vista el retorno del nuevo SL a sus raíces deportivas.

Diseño exterior: formas equilibradas con genes deportivos

Entre los atributos característicos del diseño de la carrocería cabe mencionar la batalla larga, los voladizos cortos, el capó largo y el habitáculo situado en una posición atrasada, con un parabrisas muy tendido, y la rotunda zaga. De aquí resultan las proporciones típicas del SL, que confieren al roadster su porte dinámico y poderoso en combinación con las voluminosas cajas pasarruedas y las llantas de aleación de formato grande, enrasadas con la chapa exterior de la carrocería. En su posición cerrada, la capota de lona integrada sin solución de continuidad subraya la impresión purista y deportiva del diseño.

La calandra del radiador específica de AMG acentúa la anchura del frontal. Sus 14 lamas verticales recuerdan al arquetipo de todos los modelos SL, el legendario bólido de competición 300 SL del año 1952. Otros elementos característicos del diseño son los faros planos LED de contorno nítido con técnica DIGITAL LIGHT y las luces traseras, también planas, formadas por diodos luminosos.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email