Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

 avisa que no se toquen los PGE en el Senado

El PNV apoyará la moción de censura contra Rajoy

31/05/2018 - 

VALÈNCIA(EFE/VP). El Partido Nacionalista Vasco (PNV) ha trasladado esta tarde su decisión de apoyar la moción de censura de Pedro Sánchez a Mariano Rajoy. Los cinco votos de esta formación se han convertido en fundamentales para que pueda salir adelante la iniciativa del líder socialista después de que Ciudadanos no se hubiera decidido a respaldar la propuesta.

Por ello, el candidato del PSOE a la Presidencia del Gobierno ha realizado un claro guiño durante su intervención matinal al señalar que respetará los Presupuestos aprobados días atrás por el Gobierno de Rajoy en el Congreso y que fueron apoyados por Cs y, precisamente, por el PNV, que consiguió importantes inversiones por parte del Ejecutivo central.

La decisión de los nacionalistas vascos arroja a Rajoy a una caída política ya casi imposible de detener, dado que los socialistas ya tendrían, salvo sorpresa, los números necesarios para aprobar la moción. Ahora bien, el líder del PP todavía tiene la opción de maniobrar y presentar su dimisión, con lo que la iniciativa socialista decaería y podría complicar que Sánchez llegara a La Moncloa, dado que se pasaría a un proceso de investidura en el que el PP podría presentar a un aspirante como Soraya Sáenz de Santamaría e iniciar el proceso para recabar una mayoría, si bien se antoja complicado el éxito de esa vía.

 

Uno de los ejes centrales en la discusión interna ha girado en torno a las discrepancias sobre las fechas de unas elecciones generales anticipadas. De hecho, Ciudadanos había solicitado como una de las condiciones es que hubiera comicios inmediatos, una situación de la que huye el PNV, que no tiene interés en acudir ahora a una cita con las urnas dado que podría beneficiar a su principal rival, precisamente Cs.

Sánchez le ha solicitado en la sesión matinal a Rajoy hasta en seis ocasiones que dimitiera. El presidente del Gobierno se ha desmarcado de esta posibilidad aunque, tras conocerse la decisión de PNV, el líder del PP no ha vuelto a su escaño en la sesión de esta tarde.

Esteban ha cargado contra el peso que ha recaído sobre el PNV con la moción de censura presentada por el PSOE, que sus cinco votos sean decisivos, y ha explicado los motivos que les han llevado al voto a favor. Principalmente, porque la sentencia de la Gürtel ha causado "un antes y un después" en la ciudadanía vasca, que mayoritariamente tiene una percepción "pésima" de la situación.

Ha añadido que su partido está seguro de que rechazar la moción tampoco aseguraba más estabilidad al Gobierno, porque se abriría escenario de sucesivas mociones de censura, anunciadas ya por otras formaciones como Podemos, y nueva sentencias judiciales que incrementarían la inestabilidad política y la percepción negativa de los ciudadanos.

"¿El voto negativo traería más estabilidad al Gobierno, al país, a la Cámara?", ha preguntado el portavoz nacionalista, que se ha respondido a sí mismo que no.

En cuanto al voto a favor, Esteban ha admitido que puede dar paso a otra situación también complicada. "No le arriendo la ganancia", le ha dicho a Pedro Sánchez, al que le ha advertido las dificultades de tratar de buscar apoyos en Podemos y en Ciudadanos para sacar asuntos adelante y con un PP "enrabietado". Si el Congreso ya era "un hervidero", ha agregado el portavoz, ahora se va a convertir "en un pim pam pum continuo".

"No abuse"

"Respondemos a lo que mayoritariamente demanda la ciudadanía vasca y al mejor ejercicio de responsabilidad votando sí", ha concluido, pero ha advertido a Sánchez: "No abuse de la prerrogativa y del privilegio que le estamos dando".

Y ha reclamado al candidato al gobierno que negocie con ellos no sólo las propuestas que quiera aprobar sino también la fecha de las elecciones, y que se plantee que el camino para trabajar con los nacionalistas es "dialogar e intentar encontrarse, reconocer que existe un problema nacional", no reformar el Código Penal para modificar el delito de rebelión.

 

Ojo con los Presupuestos

Aitor Esteban ha dejado claro también en su intervención que en medio de la incertidumbre que puede abrir esta moción de censura es "bueno" que el país cuente con unos Presupuestos Generales del Estado aprobados, aunque "disgusten" a una parte de los partidos políticos. Puesto que están todavía en el Senado, ha advertido contra cualquier tentación de que no salgan de la Cámara Alta.

"Si no pasan el trámite del Senado, será una irresponsabilidad igual que de la que se acusa a otros. Vamos a ver qué sucede", ha dicho el portavoz del PNV.

El Gobierno del PP tiene la posibilidad de retirar el proyecto del Senado antes de caer, si definitivamente se aprueba mañana la moción de censura. Pero además, puesto que los 'populares' tienen mayoría absoluta en el Senado, pueden modificar las cuentas y retirar partidas e inversiones.

Cualquier modificación en aquella cámara puede ser corregida después por el Congreso, que tiene la capacidad de recuperar el texto que aprobó primero y envió al Senado. Sin embargo, esta posibilidad requerirá el voto de una nueva mayoría sin el PP, entre los partidos que apoyen esta moción de censura.

 

Sánchez asegura que el PNV "será socio preferente"

Por su parte, el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha asegurado este jueves al portavoz parlamentario del PNV, Aitor Esteban, que si su moción de censura triunfa los nacionalistas vascos serán "socios preferentes" para sus eventuales reformas legislativas.

Además, le ha garantizado una vez más que su gobierna ejecutará los Presupuestos Generales del Estado (PGE) que el PNV pactó con el PP y Ciudadanos y le ha dicho que "ojalá" sea posible "sentar las bases para aprobar los Presupuestos de 2019".

Sánchez ha aprovechado para defender que cumplir con los Presupuestos de 2018, que era importante para le PNV, es también "un buen mensaje a Bruselas y a las instituciones comunitarias" de su "compromiso europeísta.

Además, Sánchez ha confiado en poder importar a la política española la capacidad de la política vasca de "consensuar en la fragmentación". Es más, ha recordado que en Europa hay muchos gobiernos que se sostienen en una fragmentación parlamentaria, pero lo que no hay "son gobiernos sentenciados por hechos tan graves" como los que recoge la sentencia de Gürtel.

Hoja de ruta

Ante un PNV que ha dicho actuar por "responsabilidad" por lo que mayoritariamente demandan los vascos, Sánchez ha insistido que esta moción de censura no estaba en sus planes, como no estaba en los del Gobierno vasco, pero que no ha tenido más remedio que presentarla por la "falta de asunción de responsabilidad política" de Mariano Rajoy ante la sentencia del caso Gürtel.

También ha dejado claro que, si no la presentó antes, como le ha emplazado durante meses Unidos Podemos, es porque la publicación de la sentencia ha supuesto "fuerza moral" para poder presentarla. Antes de eso, no obstante, ha recordado que el PSOE exigió responsabilidades en múltiples ocasiones.

Y eso que ha insistido en que él no considera "que el PP sea un partido corrupto", algo que ha dicho también por la mañana y que ha sido recibido con murmullos en el Hemiciclo. Su análisis es que la corrupción del PP está "debilitando a la democracia y a los partidos políticos" y en especial a los que son vistos como "partidos del sistema, partidos históricos, de Estado, arquitectos de la Constitución".

La moción es para "trazar una línea roja"

Así, ha argumentado que para el PSOE, que también "ha sufrido casos de corrupción" porque "no hay ningún partido corrupto pero no hay ningún partido inmune", era "fundamental trazar una línea roja, un cortaincendios" que deje claro que el PSOE no es eso y que los niveles de exigencia de ejemplaridad "no pueden llegar a niveles tan bajos".

En este punto, ha advertido de que si el PSOE no hubiera "asumido ninguna responsabilidad" y hubiera actuado como ha hecho Ciudadanos eso habría dado a los ciudadanos el mensaje de que miran "para otro lado" y que la política española "se encadena a los innumerables casos de corrupción que están por venir".

En la misma línea de insistir en que la moción no estaba en sus planes, ha recordado como esta misma mañana ha ofrecido a Rajoy la posibilidad de dimitir, pero que su rechazo a hacerlo supone que ahora es el parlamento quien tiene que responder a la pregunta de si "una persona que considera que no tiene responsabilidad política después de la sentencia de Gürtel puede continuar como presidente".

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email