GRUPO PLAZA

Entre apoyo e inquietud: la táctica de fichar fuera irrumpe en Compromís València de cara a 2023

8/06/2021 - 

VALÈNCIA. La noticia de que altas instancias de Compromís en València buscan ya un relevo independiente a su rostro más conocido, el alcalde Joan Ribó, en vistas a los comicios de 2023, no ha pasado inadvertida en el seno de la coalición valencianista. No sólo por lo que implica dar por muy probable el abandono de Ribó al frente del proyecto electoral, que para la mayoría es algo poco deseable, sino también porque abre la veda a la estrategia constatada de buscar perfiles externos para la lista municipal más allá del alcaldable. Una posibilidad que suscita diferentes sensaciones en el seno de la coalición.

Una de las líneas de trabajo de cara a la confección del ticket electoral de dentro de dos años es precisamente la indagación en perfiles externos a Compromís que puedan servir de revulsivos de cara al electorado. Pero también esta táctica se revela una maniobra para mejorar el equipo de cara a la gestión municipal. Tanto es así que fuentes internas consultadas por este diario se muestran favorables y apuntan a la intención de hallar algún independiente, especialmente que pueda destacar por sus aptitudes y conocimientos en determinadas áreas.

Se trataría, en este sentido, de mirlos blancos que puedan hacer del grupo que se presente a los comicios un equipo más versátil y con mayor capacidad de gestión, en particular en áreas de calado municipal que hasta el momento la coalición valencianista no ha conseguido liderar, como las relacionadas con el urbanismo, la hacienda o la economía. En definitiva, rostros que aporten mayor consistencia al proyecto electoral hasta ahora liderado por Joan Ribó.

Al hilo huelga recordar que la UTE electoral conformada por el Bloc, Iniciativa, VerdsEquo y los adheridos ya recurrió a la inclusión de un independiente en la lista electoral de 2019 cuando la ejecutiva propuso la entrada de Jordi Peris, quien había durante el anterior mandato ejerciendo como concejal de Participación e Innovación por València en Comú. A él apuntan fuentes de la coalición como ejemplo de que Compromís no se cierra a la concurrencia de perfiles externos que puedan mejorar los equipos.

Jordi Peris (der) junto con Carlos Galiana y Gloria Tello, la noche electoral. Foto: EVA MÁÑEZ

Aunque en aquel caso, Peris entró como número 12, una plaza con pocas probabilidades para que saliera elegido -Compromís obtuvo 10 concejales como la primera fuerza del consistorio-, no se descartaría en esta ocasión ubicar a independientes en plazas de salida. Y es esto lo que, si para unos es algo positivo, a otros empieza a generar cierto poso de inquietud de cara a la construcción de la candidatura de 2023.

Hay quien ve en estos movimientos un indicio de dificultad, según otras fuentes, pues las plazas de salida son limitadas, y la lista de aspirantes, abonada. El posible independiente se ubicaría, de esta manera, en plazas en disputa por los ya ediles Pere Fuset, Carlos Galiana, Isa Lozano o Sergi Campillo, además de otros como Gloria Tello, Luisa Notario, Pilar Soriano o Lucía Beamud. Giuseppe Grezzi, por su parte, tenía en 2019 casi asegurada la plaza, guardada para su partido entonces VerdsEquo, pero la salida de su partido deja en el aire cómo concurriría a las primarias. Y además, en las últimas primarias también aspiró Ferran Puchades e incluso llegó a postularse Clara Ferrando -que más tarde se retiró-.

A todos ellos se sumaría, en este caso, un hombre de peso como el president de Les Corts, Enric Morera, que como publicó este diario, ya se había postulado a la carrera sucesoria de Ribó antes de conocer que en el Cap i Casal le buscaban relevo fuera de la coalición. Numerosos nombres para diez puestos -incluido el alcaldable- que por ahora las encuestas dicen que Compromís va a conseguir retener. Pero a lo apretado de los números se suma la posibilidad de cambiar el sistema de elección de los candidatos de la lista electoral, hasta ahora por votación abierta.

Foto: ESTRELLA JOVER

Más primarias o menos primarias

Ya hay voces en la coalición valencianista que piden cambios en las primarias. En algunos casos porque los resultados de los últimos procesos no resultaron satisfactorios para ciertas corrientes; y en otros, porque se busca superar lo que algunos consideran disfunciones en la confección de los equipos: el alimento del individualismo y la competitividad y la dificultad de crear grupos cohesionados, y por otro lado la falta de control sobre los resultados y por ende, sobre la candidatura final.

Por ello se plantean alternativas como el método de las listas cerradas desbloqueadas. Esto es, los participantes podrían dar su voto a candidaturas prediseñadas, dentro de las cuales podrían ordenarse los candidatos. Un sistema que fuentes críticas de la coalición no ven con buenos ojos porque, si bien podrían asegurar una elección de equipos pluridisciplinares, en términos internos también supondría un mayor control por parte de las cúpulas de las principales patas de la coalición.

Hay quien incluso vislumbra no celebrar unas primarias conjuntas y que, tras acordar qué puestos de la lista corresponden a cada partido, cada pata elija de manera independiente a sus representantes mediante la fórmula que elija. Un método que por un lado impediría la injerencia externa en los equilibrios de cada una de las fuerzas, y que, al mismo tiempo, precisamente por ello, también impediría la coaligación de candidatos de diferentes fuerzas críticos con sus respectivas cúpulas.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email