GRUPO PLAZA

entrevista a SILVIA RUEDA, directora territorial de innovación

"Parece mentira que profesiones STEM, con tasas de empleo tan altas, no generen más interés"

9/05/2022 - 

VALÈNCIA. "Parece mentira que profesiones STEM, con tasas de empleo cercanas al 100%, no generen más interés". Así lo lamenta Silvia Rueda, directora territorial de la Conselleria de Innovación, quien señala la necesidad de hacer "más feminista la innovación" y resaltar la vertiente social y de cuidados en la que también se ve involucrada la tecnología, aunque no de manera tan perceptible. 

Rueda es Ingeniera en Informática y doctora en Ingeniería Informática por la Universitat de València (UV). Hasta hace escasos meses era directora del departamento de Informàtica de la ETSE-UV, responsable STEM UV y coordinadora del proyecto Girls4STEM, un proyecto dirigido al fomento de las vocaciones en Ciencia, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas, muy especialmente entre las chicas, a través de la organización de actividades de divulgación. 

- ¿ Cómo se ha dado el paso de cambiar más de una década en la universidad por la Conselleria de Innovación?

- Me llamó la consellera y me propuso venir a la dirección territorial. Buscaban un perfil de alguien que fuera de la Universidad de Valencia y preferían que fuera mujer. Entonces, encajé en en lo que estaban buscando y me lo propusieron y además dije que sí, con lo cual fue todo un poco sensación de vértigo, porque el cambio respecto a la universidad es importante, pero con mucha ilusión.

-¿En qué consiste exactamente el puesto de la dirección territorial?

- La conselleria, con el último cambio, intentó descentralizar y que no todo estuviera en la provincia de Valencia. Entonces, la Conselleria de Innovación pasó a Alicante. El hecho de que la Conselleria esté allí no deja de dar servicio a las tres provincias pero faltaba un poco ese apoyo. Entonces, el papel de la dirección territorial es precisamente ser esa representación de la consellera en la provincia.Un nexo con la ciudadanía y con las universidades. De aquí el tener un vínculo más cercano y poder hacer de oídos y de interlocutora con con el resto de direcciones generales y secretarías autonómicas.

- Cuando llega al puesto, ¿ve necesario movilizar cuestiones clave?

- Hay un montón de iniciativas en marcha y todavía estoy en proceso de poder conocerlas todas. Pero mi objetivo es aportar una visión más social y de género, una visión feminista a todo lo que es la innovación y el mundo de la ciencia, de la universidad y de la teoría de la transformación digital.

- ¿Cómo ha sido el avance en los últimos años de las mujeres en las carreras STEM?

- El problema de las áreas STEM y de todas las profesiones en estas áreas, es que falta gente en general. Parece mentira que profesiones que apenas tienen paro porque la tasa de empleo es superior al 90%, muy cercana al 100%, no generen más interés. Entonces, pues nos encontramos que falta gente para puestos de trabajo y sobre todo como decías, faltan mujeres. Y bueno, se está trabajando mucho en este aspecto, tanto para para dar a conocer realmente qué es lo que puede aportar alguien cuando se dedica a la ciencia, la ingeniería, la tecnología. 

Parece que son puestos como muy abstractos, como que no hay una relación directa con un beneficio social y en realidad es todo lo contrario. Yo creo que una de las cosas que nos ha enseñado la pandemia es que la ciencia y la tecnología es lo que nos ha hecho posible seguir conectados y conectadas a todos. Entonces, necesitamos que la sociedad y que las familias perciban esto y cambiar un poco la percepción tanto de los chicos, pero sobre todo de las chicas, que tienen de de estas áreas. Hace falta visibilizar referentes. En colaboración con las universidades, tanto la Universidad Politécnica como la Universitat de València, tiene planes e iniciativas para para el fomento de las STEM, pero queda mucho por hacer todavía.

- ¿Es clave recalcar esa vertiente social para que las mujeres se interesen más por los estudios y profesiones tecnológicas?

- Pues hay que actuar en muchos niveles, porque el problema es que nos socializan y nos educan de manera diferente a las niñas de los niños. A nosotras nos ponen enseguida una muñeca en las manos, te vas a la sección de ropa de bebé y ya ves que incluso en los bodies, los mensajes que se le dan a las niñas y a los niños son son diferentes. Hay un estudio de Science que dice que a partir de los seis años es cuando empiezan a verse las las diferencias. Las niñas se ven menos capaces y en general la sociedad asocia todo lo que tiene que ver con tecnología y con matemáticas, con cosas difíciles.

Ellas no se sienten muy inteligentes, porque el mensaje a las niñas es que son muy estudiosas, pero los inteligentes son ellos. Entonces, al final ese mensaje cala y entonces a las niñas les cuesta más decidirse por por esto. Hay que actuar desde bien pequeños y bien pequeñas y en muy diversos ámbitos, porque hay que revisar los mensajes que les transmitimos. Es muy complejo, porque la publicidad en las series que se ven en televisión refuerzan una serie de estereotipos que hacen que se alejen más. 

- ¿Hay todavía estereotipos?

-Esa imagen de de los cuidados persiste mucho más en ellas, persiste en nosotras a lo largo de toda nuestra vida. Y la parte de ingeniería, de tecnología, de ciencia no se percibe que tiene un impacto social tan importante. Tiene el estereotipo del típico informático encerrado delante del ordenador. Entonces, yo creo que es importante, pues por un lado, romper con esa visión de que los cuidados son de de las mujeres, sino la corresponsabilidad. Poner los cuidados en el centro y valorarlos y hacer ver que también se puede cuidar desde desde la tecnología. Y ahí es muy importante tanto que conozcan qué pueden hacer cuando estudian una carrera de este tipo. 

Hay profesiones que las tienen mucho más claras al ir de visita al médico o la médica y esto lo tienen claro. Su profesora, mayoritariamente mujeres, pues lo tienen claro, pero hay otras profesiones que les quedan muy lejos y necesitamos que vean a qué se pueden dedicar si estudian este tipo de cosas, además de referentes cercanos. Es verdad que faltan referentes en los libros de texto y hay mujeres invisibilizadas a lo largo de la historia en todas las áreas, no solo en las STEM. Tenemos que recuperarlas en los libros de texto, algo que ya se está haciendo, pero no podemos quedarnos sólo ahí. 

Si a una niña le hablamos de Marie Curie como referente, si la comparamos con una dos veces premio Nobel, es muy difícil que se pueda imaginar como ella. Sobre todo si partimos de la base de que se sienten menos inteligentes, algo que nos acompaña toda la vida. Entonces, es muy importante que tengan referentes actuales y cuanto más cercanos en edad, mejor, porque es más fácil que se sientan identificadas. Entonces, hay que poner en valor el talento que tenemos aquí en la Comunitat Valenciana y que nuestros jóvenes tengan esos ejemplos.

- ¿Qué tipo de medidas están pulsando? Porque siempre queda la polémica de si se debe becar, por ejemplo, a las chicas que estudien carreras tecnológicas.

- Las medidas de acción positiva suelen ser bastante polémicas aunque es verdad que están pensadas para paliar los obstáculos que tenemos las mujeres y que los hombres no tienen de acuerdo. Pero, más allá de establecer algunas medidas que sean no discriminatorias, yo creo que son mucho más efectivas otro tipo de medidas que suponga analizar cuáles son los obstáculos e intenten eliminar los los obstáculos. Tener un poco esa visión de perspectiva de género cuando analizamos los problemas y ver qué es lo que hace que las mujeres no puedan actuar o tener las mismas posibilidades. 

Por ejemplo, una cosa que a me gustaría revisar es cuándo sacamos las las convocatorias para proyectos o para cualquier iniciativa en el ámbito universitario. Muchas veces, sin darnos cuenta, esas convocatorias salen en vísperas de festivos, vísperas de Navidades o vísperas de agosto. Claro, si las mujeres estamos mayoritariamente responsabilizados de los cuidados en vacaciones de los niños y las niñas, si tú sacas una convocatoria justo antes de festivos, las mujeres van a tener menos posibilidades. ¿Entonces, cuál es la solución? No es darle más puntos a las mujeres, sino revisar en qué momento sacas la convocatoria. Es muy importante revisar todas las políticas para ver cuáles son las barreras que se encuentran para las mujeres e intentar eliminarlas.

- ¿Qué se puede hacer ante el déficit de profesionales en estas áreas?

- Hay una demanda y una falta de profesionales en este sector a nivel europeo y mundial. Entonces, son muy importantes aspectos relacionados con la atracción de talento y con que el talento no se nos vaya fuera. Entonces, la Conselleria y la Generalitat tienen muchas iniciativas relacionadas con esto. Nos encontramos en una comunidad en la que es muy atractivo vivir. Lo único que nos queda es terminar de convencer a las empresas de la gente de que además, el talento que tenemos aquí, va a permitir cubrir esas esas demandas. 

Yo creo que que desde la Comunidad Valenciana podemos ofrecer un valor y una innovación social, es decir, el pensar en la tecnología en estas áreas para para conseguir mejorar la calidad de vida de todos los ciudadanos y ciudadanas. Y eso podemos hacerlo con la tecnología y creando puestos de trabajo de calidad. Es importante que la digitalización nos ayude a cambiar el modelo productivo y que sea más atractivo venir aquí a la comunidad. Y es un poco el objetivo de la Conselleria, definir medidas que nos ayuden tanto a nivel de formación como a nivel de atracción de empresas, también de startups, que se generen a partir de proyectos de investigación que tengamos en las en las universidades y en los centros de investigación.

Es verdad que yo vengo de ese ámbito universitario, pero es verdad que las universidades públicas valencianas tienen gran cantidad de talento y tenemos que ponerlo en valor. Y yo creo que desde ahí podemos convertir la Comunitat Valenciana en un centro de talento tecnológico y así animar a que más jóvenes se formen en éstas áreas. Yo creo que es un poco ese engranaje.

- ¿Falta más foco en la transferencia tecnológica?

- Es verdad que en España en general nos cuesta enganchar esa transferencia del mundo académico con las empresas. En Estados Unidos, por ejemplo, esto se les se les da mucho mejor y estamos intentando trabajar en esto. En este aspecto, iniciativas como Indromeda vienen a cubrir estas áreas. Lo que queremos es fomentar precisamente ese vínculo entre el ámbito académico, donde tenemos una investigación potentísima con lo que es el mundo empresarial. Ese nexo tiene que. Tiene que. Y surgir y potenciarse. Entonces, hoy estamos intentando trabajar con muchas iniciativas porque tenemos tecnologías transformadoras.

Hay un especial interés en todo el ámbito de la inteligencia artificial, que son tecnologías disruptivas que pueden ayudar a transformar todos los sectores económicos y empresariales. Y es muy importante par cambiar ese modelo productivo y que, al final, todos estos beneficios para las empresas revierten en mejores puestos de trabajo, mejor remunerados y en un beneficio para toda la sociedad.

- ¿Falta aproximar los conocimientos de la universidad con el mundo empresarial en el mundo STEM?

- En las carreras relacionadas, sobre todo con la tecnología, no hay esa diferencia. En los grados tienen, durante los últimos cursos, que hacer prácticas en empresa. Bueno, desde ahí ya hay más prácticas. Ahora, hay más empresas ofreciendo prácticas que alumnado para cogerlas. En muchas ocasiones, a raíz de esas propias prácticas, el alumnado se queda en la empresa. Entonces, lo que percibimos es que el alumnado está muy bien formado, al menos en estos sectores. Es verdad que, claro, tienen una formación de base y que nos gustaría más que siguieran con ella. 

Pero a veces nos encontramos un poco con que con que esa gran demanda de profesionales hace que no estudien, por ejemplo, un máster. Es decir, sí, sí, ya tienen trabajo desde antes incluso de terminar el grado, pues a veces cuesta que se enganchen. Entonces es muy importante también ahí las iniciativas dirigidas a que una vez en la empresa, sigan formándose y realizando másters. Y en eso también hay diferentes iniciativas que intentamos abordar fomentando los másters más especializados que son apuesta segura de futuro para incentivar al alumnado a cursar este tipo de masters, por ejemplo. 

También todo el tema del doctorado industrial también es muy importante, porque no es habitual en España hacer un doctorado para trabajar en la empresa. Entonces, es muy importante cambiar también esa visión, porque el seguir con esa formación continua ayuda a mejorar también ese nivel que tenemos en la Comunitat Valenciana de talento.

- ¿Qué acciones se pueden realizar sobre la Marina de València para que siga formándose como polo tecnológico? Porque es obvio que no recibe el mismo trato que Distrito Digital.

- Es verdad que la apuesta de distrito digital es muy fuerte después de tres años, pues hay más de 75 empresas y 900 trabajadores y trabajadoras, pero el objetivo es llevar estos mismos procesos y traerlos también al resto de provincias. En el caso de Valencia, hay proyectos para la parte de de turismo en Gandía y ciudades inteligentes aquí en la propia Valencia. Entonces, la idea es exportar ese modelo y repetirlo también en la en la provincia de Valencia y también en Castellón. 

- ¿Sería conveniente implantar fórmulas como incentivos fiscales?

- Bueno, yo creo que las medidas fiscales quedan un poco fuera de lo que es la Conselleria de Innovación y de verdad que yo creo que es más importante el que se vea la capacidad que tenemos, el talento que tenemos aquí en la Comunitat Valenciana y esa capacidad de proporcionar profesionales. Al final, las medidas fiscales están muy bien para un momento puntual, pero bueno, a la larga tenemos que proporcionar algo que se mantenga y se sostenga en el tiempo. Entonces, se puede complementar, pero yo creo que es sobre todo apostar por formación de calidad que tenemos y seguir apostando por ello. De hecho, en los últimos años, desde el Gobierno de del Botánico se ha incrementado mucho la inversión en esta área y en formar y retener el talento. 

- ¿Hay que poner esfuerzos en la dársena como imagen para atraer compañías?

- Es indudable que el aspecto visual, el cómo llamamos la atención, va a ser un elemento tractor para que más empresas se animen. Y yo creo que es verdad que no tenemos que renunciar a que Valencia es una gran ciudad y además tenemos un clima envidiable, más de 300 días de sol y yo creo que poner en valor que es un buen sitio para para trabajar es muy importante. Y en eso indudablemente la imagen que quedemos va a influir mucho en ese talento que queremos captar, tanto de empresas como de personas de fuera de España.

- ¿Hay iniciativas desde Innovación para captar talento internacional?

- Además del Plan Gente. tenemos la Fundación ValER, de investigación de excelencia y que nace con el objetivo de fortalecer esa captura de talento. Es verdad que el sistema de investigación en España es complejo. Además, con los años que hemos tenido con tasa de reposición tan bajita, ha habido un tapón ahí muy importante. Entonces, son necesarias medidas para intentar dinamizar y atraer ese talento y si se está invirtiendo en ello.

- ¿Qué iniciativas van a ser claves en los próximos años?

- Yo creo que el plan de transformación de digital de la Generalitat de cara a 2025 será el eje articulador de todas las las medidas. Al final, la parte que más me llega es la transformación digital y yo creo que es la parte más importante. Y además, verlo desde el punto de vista no sólo de la transformación digital de las empresas, sino también de las empresas, de las startups y del sector industrial, sino también de las personas, donde se incluyen también formación en competencias digitales para toda la ciudadanía. 

Además, es un ámbito con mucha relevancia para la Generalitat y para la Conselleria. Analizar y estudiar cuáles son las situaciones, por ejemplo, relacionadas con la brecha digital, que es uno de los factores que más pueden lastrar el avance de todas las personas. Y es que para, para la Generalitat y para la Conselleria es muy importante que este avance llegue a todo el mundo y no dejar a ninguna persona atrás. 

No podemos dejar que el avance tecnológico y la digitalización haga que las personas mayores tengan menos derechos y se sientan estando excluidos. Entonces, es muy importante también incluir estos elementos. Y ahí desde el 2020 la Conselleria tiene una dentro del Observatorio de Brecha Digital Convenios, cinco cátedras firmadas con la Generalitat y las cinco universidades públicas valencianas para analizar desde un punto de vista científico cuál es la situación de brecha digital en diferentes ámbitos. 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme