GRUPO PLAZA

La patronal y los sindicatos piden mantener la protección en el 70%

El Gobierno confía en llegar a un pacto definitivo para prorrogar los ERTE más allá de septiembre

Foto: EUROPA PRESS
4/09/2020 - 

VALÈNCIA (EP). La ministra de Trabajo y Economía Social, Yolanda Díaz, y el ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, confían en alcanzar un "acuerdo definitivo" para prorrogar los expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE) más allá del 30 de septiembre en el que no se deje a nadie atrás. A su vez, tanto sindicatos como patronal confían en mantener la protección de los trabajadores en el 70 % y que esta no baje al 50 % pasados 180 días.

Así lo han señalado este viernes en Palma de Mallorca tras la reunión que ha mantenido la Comisión Tripartita del acuerdo de ERTE, donde tanto Díaz como Escrivá han indicado que el lunes volverá a reunirse la mesa, en este caso la técnica, para abordar cuál es el futuro de esta herramienta.

En este sentido, Díaz destacó que el lunes arrancan "con fuerza" los trabajos técnicos para concretar la prórroga de los ERTE, y apuntó que se han comprometido "a no agotar los tiempos de negociación" de que disponen --la prórroga actual acaba el 30 de septiembre--, un criterio "consensuado", dijo la ministra, entre las tres partes.

Díaz ha puesto en valor el perfil constitucional y de participación de los agentes sociales en estos días y meses y ha remarcado que su papel es "muy relevante" a efectos de las necesidades de reconstrucción social que tiene el país. "Todos los proyectos de reconstrucción han de estar también participados por los agentes sociales, que son claves para que las cosas vayan bien en nuestro país", ha dicho.

Los ministros han apuntado que los agentes sociales han puesto encima de la mesa una multitud de propuestas y han afirmado que "no les cabe la menor duda" de que serán estudiadas y debatidas. "Seguramente todos vamos a trabajar en una única dirección, que es salvar a nuestro país", ha apostillado Díaz.

De su lado, Escrivá ha insistido en que el objetivo de todos, de agentes sociales y del Gobierno, es que "todos aquellos que no han podido activarse por esta situación sobrevenida e imposible tengan la mejor protección posible para cuando llegue el momento de reactivación del mercado de trabajo".

Los presidentes de la CEOE y Cepyme, Antonio Garamendi y Gerardo Cuerva, tras la reunión. Foto: EP

Preguntado sobre que las exoneraciones de las cotizaciones sociales para las empresas con empleados en ERTE se concentren en las que han tenido que echar el cierre, tal y como defiende la patronal, el ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones ha señalado que este es un tema que se tiene que precisar entre todos en el marco del diálogo social, pero que está de acuerdo con este planteamiento.

"Aquellas empresas que más dificultades tienen es donde tenemos que poner el foco y el énfasis. No podemos estar más de acuerdo con la filosofía general (de la CEOE), pero articularlo es el arte. El diablo está en los detalles", ha apostillado.

Protección en el 70 %

El presidente de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), Antonio Garamendi, ha afirmado que está a favor, como pedían los sindicatos, de que la protección de los trabajadores en expediente de regulación temporal de empleo (ERTE) se mantenga en el 70% y no baje al 50% pasados 180 días.

Garamendi también ha defendido la necesidad de focalizar las exenciones de cotizaciones a la Seguridad Social en aquellas empresas que están cerradas, planteamiento que ha sido visto con buenos ojos por parte del Gobierno.

"Un empresario no va a contratar a nadie porque le financien el 14% del coste laboral, pero es una medida clave para un empresario que tiene un problema grave de liquidez y que tiene que pagar la cuota a la Seguridad Social", ha explicado, tras pedir que se exonere a las empresas que aún no han podido abrir sus negocios.

"Las fórmulas son las que son y pensamos que hay que dar una vuelta en este sentido", ha añadido respecto a las exoneraciones, tras abogar por focalizarlas en las empresas que están cerradas. Para el presidente de la patronal, aunque los ERTE son una herramienta que ha funcionado, es el momento de hacer políticas activas para poner en marcha la economía.

Asimismo, ha vuelto a insistir en que los ERTE se tienen que prorrogar, "como mínimo", hasta la Semana Santa del próximo año, o incluso hasta el mes de junio. "Es evidente que deben continuar con los ERTE", ha apostillado, tras afirmar que los ERTE han venido para quedarse, pero que espera que dejen de activarse y que también habrá que hablar de otras medidas para que se reactive la economía.

Los secretarios generales de UGT y CCOO, Pepe Álvarez y Unai Sordo, tras la reunión en Palma. Foto: EUROPA PRESS

"Los agentes sociales hemos demostrado nuestra responsabilidad. La palabra es que nadie se quede desatendido y a la vez habrá que hacer políticas reales y planes especiales para sectores, con respecto al turismo y otros sectores en los que tendrán que implementarse", ha dicho.

De su lado, el presidente de Cepyme, Gerardo Cuerva, ha pedido certidumbre, porque "la empresa española lo necesita". "No podemos estar en negociaciones de último minuto, porque la empresa necesita plazos", añadió, tras recordar que en la anterior negociación para prorrogar los ERTE más allá del 30 de junio el acuerdo se alcanzó a última hora.

Cuerva ha hecho hincapié en que la pequeña y mediana empresa está "muy tocada" y que necesita medidas más allá de los ERTE. "Si no ponemos toda la carne en el asador ahora, posiblemente nos podamos lamentar en el otoño o invierno de que no hicimos todo lo posible para salvar el tejido productivo y para salvar sociedad", ha destacado.

Por su parte, el secretario general de CCOO, Unai Sordo, y el de UGT, Pepe Álvarez, han defendido también la necesidad de extender los ERTE el tiempo que sea necesario mientras dure la crisis derivada de la pandemia y han insistido en mantener en el 70% la base reguladora de la prestación que perciben los trabajadores en ERTE.

Para Sordo, es absolutamente necesario renovar la regulación de los ERTE para que sean la "alternativa" a la despidos, así como mantener los ERTE de rebrotes para aquellas actividades que han tenido que volver a echar el cierre por las nuevas restricciones.

"Hay que trasladar una idea fuerza: el uso de los ERTE tiene que durar tanto como dure la crisis económica y la pandemia sanitaria, se pueden hacer revisiones del instrumento cada cierto tiempo, pero hay que dar certidumbre", reiteró.

En la misma línea, Álvarez ha indicado que es necesario mantener este instrumento para evitar las reducciones de plantilla, y hay que hacerlo de manera "ágil y eficaz" para que, una vez que la pandemia esté superada, las empresas y los trabajadores estén en "plena forma" para poder reiniciar la actividad.

"Para nosotros los ERTE tienen que durar el tiempo que sea necesario, situar fechas para finalizarlos no aporta tranquilidad y sosiego para mantener la actividad", apuntó Álvarez.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email