X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

en medio de la crisis por los nuevos carriles bicis

Grezzi sigue su cruzada y segrega ahora el carril bus de Ángel Guimerá

15/01/2019 - 

VALÈNCIA (VP). El concejal de Movilidad Sostenible, Giuseppe Grezzi,  no puede quedarse quieto: en medio de la crisis por los nuevos carriles bicis, este martes anunció la segregación del carril bus de la calle Ángel Guimerá, una de las vías de salida de la ciudad hacia la autopista A-3. 

Estos días las asociaciones vecinales han criticado el nuevo carril bici de la Avenida Burjassot porque incrementa los atascos. La propuesta salió adelante en los presupuestos participativos, pero recibió 55 votos para una población de 45.000 personas. Algo similar sucedió con el nuevo carril bici de la avenida Reino de València, otro germen de atascos, que obtuvo 67 votos para una población de 60.000 habitantes. En ambos casos desde la Concejalía se justificó que se cumplía el mandato ciudadano. Sin embargo lo que Grezzi omitía es que ese mandato ciudadano era de poco más del 0,11% de la población. 

Si bien el alcalde de València, Joan Ribó, salió en defensa de Grezzi y este lunes aseguraba en Nazaret que esos atascos eran cuestiones normales, producto de los cambios de costumbres que suponen las alteraciones de tráfico, su socia en el gobierno, la teniente de alcalde Sandra Gómez planteó la necesidad de repensar algunos carriles bicis. Mientras, otros partidos de la oposición, como Ciudadanos, planteaban directamente la reversión. Así se expresó por ejemplo el portavoz de Ciudadanos, Fernando Giner, en el programa El Faro en Mediterráneo TV. 

Sin tiempo para el descanso, el concejal Grezzi ha vuelto este martes a la carga y su Concejalía anunciaba la primera de las nuevas actuaciones de segregado de carriles EMT-Taxi programadas para su ejecución en las próximas semanas. Desde su concejalía aseguraban que las paradas o estacionamientos en el carril EMT-Taxi son la causa fundamental de la pérdida de regularidad del transporte público y una de las principales fuentes de atascos en la ciudad por las maniobras que obligan a hacer a los autobuses y taxis para entrar y salir en su carril esquivándolos. 

Por este motivo decían que la segregación del carril reservado para el transporte público ha sido una de las demandas más escuchadas en las diversas Mesas de Movilidad Sostenible por parte de entidades cívicas, sindicatos de EMT y los colectivos del taxi. El acceso a los vados está garantizado, aseguraban, del mismo modo que se ha hecho en las calles Colón, Maties Perelló y Centelles. 

A partir de este martes el carril reservado a la EMT y Taxi de la calle Àngel Guimerà, entre Guillem de Castro y la Gran Via Fernando el Catòlic, será separado del resto de carriles con elementos separadores reflectantes adheridos al asfalto, de forma que, según la concejalía, se garantice la agilidad del transporte público y se evite el estacionamiento indebido. Además, se ha repintado el carril EMT-Taxi y se ha pintado una señalización en el suelo de 30km/h, algo que según la Concejalía refuerza el límite de velocidad de la vía.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email