GRUPO PLAZA

exposición en vila-real 

Innovar con barro: la cerámica artística mira más allá

El proyecto 'ADN Cerámico' busca promover la cerámica contemporánea como satélite de innovación de la industria 

28/09/2022 - 

CASTELLÓ. Hace poco más de un año que la artista valenciana Ana Illueca presentaba el proyecto 'ADN Cerámico'. Bajo el amparo de València Capital Mundial del Diseño, su trabajo se basaba en mapear y localizar a aquellos profesionales de la artesanía que, desde sus pequeños talleres, ayudan a poner en valor la cerámica valenciana. Un arduo proceso de investigación que la creadora quería desarrollar para reivindicar "un estilo propio heredado y transmitido de artesanos a artesanos desde hace siglos". 'ADN cerámico' habla de identidad y de dar a conocer a todas estas figuras, su proceso creativo, sus influencias y sus obras. 

En este tiempo, más de un centenar de creadores han sido localizados. Sin embargo, aunque pueda parecer que acaba aquí, el proyecto no ha sido completado. Además de visibilizar, lo que se busca es profesionalizar la cerámica de taller y conectarla con la industria.  

La industria y la artesanía, ¿pueden convivir?

"Los artesanos tratan continuamente de sobrepasar los límites para generar nuevas ideas. Muchos utilizan el error como motor creativo y a veces las casualidades son las que más nos inspiran. Además, mientras la tecnología está a merced de las herramientas que crean otros, los ceramistas están acostumbrados a generarlas por ellos mismos para lograr sus objetivos. Si esto lo hacen los talleres y hay tantísimos en la Comunitat Valenciana, ¿por qué no los trasladamos a la industria que también hay tantísima?", reflexionaba Illueca este martes en la inauguración de la exposición Cerámica de exploración, en el Convent Espai d’Art de Vila-real. Acompañada por el alcalde de la localidad, José Benlloch, el diputado provincial Santiago Agustí y representantes de la World Desing, la artista cerámica hizo reflexionar al resto de asistentes sobre si las habilidades y actitudes de los talleres artesanos pueden ayudar a la innovación del sector cerámico.  

En el encuentro participaron también el ceramista Cristobal Saborit, el presidente de la Asociación de Técnicos Cerámicos, D. Juan José Montoro; y el catedrático Juan Carda, de la Cátedra Innovación Cerámica de la Universidad Jaume I. Todos dieron su punto de vista de una pregunta que no parece sencilla de responder. 

 

Aseguraba Saborit que es mucha la distancia que separa a ambos sectores. "Son mundos muy diferentes. La industria busca resultados, ser eficaz y dar respuesta a problemas que se le plantean. El arte no ha de dar respuesta a nada. En su origen los artistas se preguntaban mucho para qué valía el arte, pero a partir de los 60 dejaron de hacerlo y pasaron esta pregunta al público. Son muy diferentes los objetivos de cada uno", considera el ceramista, que apuntaba, aún así, como buen ejemplo el trabajo del catalán Toni Cumella, quien ha logrado llevar su talento a la industria y conseguir, del mismo modo, que esta se interese por su obra.

Por su parte, el presidente de la Asociación de Técnicos Cerámicos afirmaba que "las empresas trabajan mucho en tendencias generales", pero en sus instalaciones se pueden encontrar más bien a "artesanos tecnológicos". Trabajadores que se acercan a la cerámica más creativa sin abandonar su origen empresarial. "Quienes formamos parte del clúster empezamos en esto no siendo ceramistas, pero tenemos curiosidad, pasión y ganas de ir probando y desarrollando la creatividad".

Son en realidad muy pocos los casos de industrias que se han nutrido de artistas para llevar a cabo sus proyectos. Por lo que si algo quedó claro en el encuentro de ayer es que hace falta redifinir la figura del ceramista de taller y concentrar cuál sería su papel en caso de formar parte de las grandes empresas. Como sea, Illueca defiende su teoría: "La cerámica contemporánea puede ser fuente de innovación para la industria".

Una muestra de ese talento  

Prueba del talento que habita en la Comunitat queda expuesto en Cerámica de exploración, donde se recogen algunas obras de diecisiete artistas: Patricia Varea Milán, Canoa Lab, Cristobal Saborit, Bibiana Martínez, Xavier Monsalvatje, Ana illueca, Rafaela Pareja, Elisabet Moreno, Enric Mestre, Rafael Galindo, Juan Ortí, Ángel Igual, Laura Maldonado, Alba Martínez Gil y Díez Ceramic. 

Artistas consagrados como Mestre o Ortí mezclan así su talento con el de nuevos creadores para mostrar diferentes maneras de expandir los límites de la creatividad desde la cerámica. La exposición ha ido acompañada, con todo, con la proyección de una píldora audiovisual a cargo de Rafael Galindo. Decía en la misma, el creador:

"La grandeza de la cerámica es el gran proceso de aprendizaje que conlleva. Muchas veces es autoprendizaje, otras es gracias a clases, pero toda la vida estas aprendido. Yo, en mi caso, no tengo miedo a fallar. Trato de ver hasta dónde llegan mis limitaciones y si las puedo romper. Ha de haber gente atrevida que rompa con lo que está haciendo. Cuando se rompe con algo es porque se ha entendido a la perfección". 

©Brava_es 


Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme