GRUPO PLAZA

análisis vp

La decisión de Puig sobre el Consell, con la vista puesta en Alicante

5/05/2022 - 

VALÈNCIA. La posible crisis del Consell vuelve a sobrevolar los mentideros socialistas. Ha ocurrido en otras ocasiones esta legislatura sin que se materializara, si bien en esta ocasión hay más dirigentes que le dan verosimilitud por diversos motivos. Y es que esto es como el fútbol cuando llega el mundial, cuando España tiene 40 millones de seleccionadores con la alineación correcta. Pero como en ese caso, la decisión final pesa en una persona: en este caso, el presidente de la Generalitat, Ximo Puig.

Ahora bien, algunos aspectos de una hipotética remodelación son señalados por veteranos dirigentes del partidos como claves en caso de que llegue a plantearse. Observaciones lógicas, aunque la política no se rija a menudo por esas consideraciones.

Respecto a esto, el epicentro sobre el que está girando la crisis del Consell se sitúa en los hombros de Ana Barceló, la titular de Sanidad. De hecho, es una de las favoritas para sustituir como portavoz en Les Corts a Manolo Mata, cuya marcha para centrarse en la abogacía -más en concreto en la defensa del empresario Jaime Febrer en el caso Azud- ha abierto el debate sobre los cambios en el Ejecutivo.

Puig, junto al todavía portavoz Manolo Mata, en una reunión esta semana. Foto: EP/Rober Solsona


No obstante, la reflexión que se hacen algunos dirigentes socialistas se centran en los beneficios que puede suponer que Barceló abandone la Conselleria de Sanidad para convertirse en síndica. La mayoría coincide en que sería un relevo de garantías en Les Corts para la recta final de la legislatura, pero al mismo tiempo se preguntan si sería lo más beneficioso si el objetivo final es convertirla, tal y como se ha venido apuntando, en candidata a la Alcaldía de Alicante. Una plaza fundamental para el PSPV-PSOE donde no puede permitirse un mal resultado, especialmente cuando la hoja de ruta se dirige a celebrar al mismo tiempo las elecciones autonómicas y municipales en mayo del año que viene.

En este sentido, el portavoz del grupo parlamentario socialista tiene una carga de trabajo notable pero no goza de una visibilidad especial, dado que los momentos estelares los protagoniza su 'jefe', el presidente de la Generalitat, Ximo Puig. Al mismo tiempo, gran parte de su día a día se produce en València, donde se encuentra la sede de Les Corts. Así, visto en perspectiva, y si la idea sigue siendo que Barceló sea la candidata a la Alcaldía en Alicante, pocos beneficios se observan de este hipotético cambio, más allá de quizá una agenda más flexible.

Sin embargo, hay dirigentes socialistas que insisten en una idea que ya ha sonó meses atrás. Si el objetivo es que Barceló sea candidata a la alcaldía, el puesto que debería ocupar es la Conselleria de Innovación, Universidades, Ciencia y Sociedad Digital, que además tiene su sede en Alicante. Una oportunidad para conectar en el día a día con el entramado social y empresarial y ser la voz del Ejecutivo en la provincia. Ejercer la rivalidad frente al alcalde de Alicante, Luis Barcala (PP), y frente al propio presidente de la Diputación y líder del PPCV, Carlos Mazón. Una manera de rentabilizar y potenciar la visibilidad obtenida como consellera de Sanidad.

La consellera de Innovación, Carolina Pascual, y el presidente, Ximo Puig. Foto: RAFA MOLINA


Esta maniobra implicaría, al menos, dos cambios y dejaría Les Corts al margen de la crisis, donde tomaría el puesto de síndica probablemente Carmen Martínez. Encontrar sustituta de Barceló no parece la tarea más compleja: hay varias altos cargos que podrían ocupar el puesto dentro del propio departamento como Concha Andrés o Mónica Almiñana, o fuera de él, como Mako Mira. El abanico podría abrirse si Puig quisiera ser escrupuloso con los equilibrios territoriales y situar a alguna dirigente alicantina. En cuanto a la actual consellera de Innovación, Carolina Pascual, fue una apuesta de Puig de fuera del partido, por lo que su salida podría producirse sin causar daños colaterales orgánicos.

Algunos dirigentes socialistas van más allá y opinan que, si va a darse este paso, debe aprovecharse para 'vender' este movimiento como un impulso al Gobierno de cara a la recta final de la legislatura e incluir alguna variación más. Es aquí cuando regresan a las quinielas posibles modificaciones, como el conseller de Obras Públicas, Arcadi España, en dirección a la cartera de Hacienda de Vicent Soler, que cumplirá en junio 73 años. Sin embargo, estas opciones generan menos unanimidad y más conjeturas según 'barrios' socialistas, donde los más escépticos siguen en la creencia de que Puig no hará ningún cambio o, como mucho, una mera modificación quirúrgica que solo afecte a Sanidad.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme