GRUPO PLAZA

el pleno aprueba la absorción con los votos en contra de la oposición

La Mostra se ‘muda’ al Palau de la Música sin despejar sus incógnitas

29/05/2024 - 

VALÈNCIA. El Pleno del Ayuntamiento de València aprobó ayer definitivamente la disolución del Organismo Autónomo Municipal (OAM) de La Mostra de València como paso previo a su integración en otro OAM, el del Palau de la Música. Desde su nacimiento, incluso cuando dejó de celebrarse, el festival tuvo una estructura propia que ahora desaparecerá, mientras el auditorio y sala de conciertos municipal tendrá que asumir su organización. 

Este proceso deja aún muchas dudas y ha contado precisamente con el voto en contra de la oposición. Ayer, Maite Ibáñez, del PSPV-PSOE, argumentó que “su grupo político no puede ser cómplice de este acuerdo que podría ser el primer paso para desmantelar la Mostra” y defendió “la trayectoria ascendente de este festival, que dio un giro hacia el declive con el anterior equipo del gobierno popular para, posteriormente, recuperarse en 2018, cuando comenzó a incrementar su público y se incorporó a las redes de festivales de cine más importantes del mundo”. Por su parte, Gloria Tello, de Compromís, responsable política de la recuperación del festival, señaló que  “con esta decisión, el gobierno local muestra su desprecio por el mayor y mejor festival cinematográfico de tierras valencianas”.

Por su parte, el equipo de gobierno, en voz del Concejal de Cultura, José Luis Moreno, defendió la medida “con el fin de buscar soluciones administrativas a problemas administrativos, y optimizar recursos y mejorar en eficiencia”, y recordó su apuesta y cercanía con el festival. Anterior responsable de la Filmoteca del Institut Valencià de Cultura, Moreno ha planteado que el presupuesto de La Mostra supere el millón de euros a lo largo de la legislatura y una posible fusión con Cinema Jove para hacer “un gran festival de cine en València”.

La realidad, en todo caso, es que la “optimización de recursos y la eficiencia” es una razón que señala el problema pero no la solución. Es cierto que hay varias auditorias que censuran la disfunción de la OAM del festival: solo hay una persona trabajando y con plaza, la directora general, y el resto de personal lo pone el Ayuntamiento o se externaliza; no se habían convocado el resto de plazas; y al no tener personal propio, las gestiones ya se hacían en gran medida desde el Ayuntamiento. Por tanto, las auditorias cuestionaban que tuviera que existir ese organismo autónomo.

Lo que no proponen, y es cosecha propia del equipo de gobierno, es que la mejor solución sea la absorción, no por parte del mismo Ayuntamiento, sino de otra OAM, la del Palau de la Música. La pregunta que este diario planteó con el anuncio del Ayuntamiento es: ¿Qué diferencia hay entre hacer funcionar La Mostra en su propia OAM o en el Palau de la Música?

El Palau organizará La Mostra con su personal

La respuesta está en el personal del Palau, que se hará cargo, en parte, de la organización del festival. Será en temas administrativos, como podría ser contabilidad, contratación o comunicación. En todo caso, falta el debate en el seno del Consejo del Palau de la Música cómo será su afectación real, y no quiere decir que La Mostra pierda la capacidad de contratar refuerzos o perfiles especializados o puntuales para su preparación y desarrollo.

La plantilla, consultada por este diario, muestra cierta inquietud (que no preocupación). Hay algunos departamentos del Palau que ya están muy tensionados y se preguntan cuánta carga de trabajo podría suponer. El asunto aún no se ha llevado a la mesa de negociación con el comité de empresa, así que aún queda por concretar la distancia entre las partes.

Otro asunto importante es el de el equipo actual de La Mostra. La plaza de Rosa Roig, directoral general de La Mostra, se extinguirá y se convocará en el Palau de la Música. De esta manera, más que probablemente tendría que darse un nuevo proceso de selección que podría suponer un cambio de cara en la primera línea de gestión del festival. Por otra parte, la plaza de Eduardo Guillot, director artístico, depende directamente del Ayuntamiento, por lo que la extinción de la OAM no le afectaría en un primer momento. 

Ahora el Palau tendrá que evaluar con qué recursos cuenta y cómo crea y convoca las plazas que, al parecer, tan difícil ha resultado hacer en la OAM de La Mostra. “Queremos darle sostenibilidad y salvarlo, tenemos que decidir entre salvar un organismo o salvar el festival”, apuntaba ayer Jose Luis Moreno, que ha prometido que esta medida supondrá “reforzar su plantilla”.

Para saber más

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme

Acceso accionistas

 


Accionistas