GRUPO PLAZA

tribuna / OPINIÓN

La nueva reputación digital: el SEO

22/04/2021 - 

VALÈNCIA. Decía Peter Drucker que el secreto de la eficacia es la concentración de esfuerzos. Esos esfuerzos mezclados con la estrategia, los procesos y las personas conforman una simetría perfecta del éxito empresarial y del emprendimiento donde la reputación digital cobra un papel fundamental.

Pero, ¿qué es la reputación digital? 

La reputación digital es la percepción que tienen los usuarios de nuestra marca o empresa en el entorno online.

Parece sencillo de definir pero no es tan fácil de medir. Cuando hablamos de opiniones, reseñas o valoraciones, engagement en redes sociales o análisis del sentimiento hacia la marca, la labor de los dircom cobra especial importancia. Sobre todo, en el entorno VUCA donde nos movemos en la actualidad. Un entorno cambiante al que nos debemos adaptar.

Me gustaría destacar la importancia de la reputación per se, que puede condicionar sustancialmente el valor en Bolsa o la capacidad para atraer los mejores talentos y profesionales, por citar sólo dos aspectos. Es un activo que se enriquece desde la comunicación con coherencia y consistencia en el tiempo. La Reputación es en esencia, aquello por lo que todas las organizaciones y sus primeros ejecutivos o CEO, luchamos por conseguir cada día. Una excelente reputación explica la razón por la cual los diferentes grupos de interés prefieren a nuestra empresa y no a otra a la hora de tomar decisiones de compra, de inversión, de trabajo o colaboración. La reputación es, en definitiva, lo que mejor explica la comunicación al negocio y la actividad de la empresa.

El nuevo entorno digital implica un cambio de paradigma en la comunicación empresarial. Y una de las herramientas fundamentales es el SEO. El posicionamiento orgánico positivo de una marca o empresa hace que la reputación digital se trabaje con contenidos de calidad que nos ayuden a aumentar la ratio de conversión a ventas. No hay ventas sin gestionar un entorno de confianza y buena percepción de nuestra marca.

Y en esa tarea está inmerso el director de comunicación (dircom) que debe coordinar de una forma transversal e integrada todas las áreas de comunicación de su organización. Hablamos de la digital, interna, RSC, medios, institucional, etc. Sólo de esta forma es posible gestionar de una forma correcta los intangibles de la marca corporativa y construir una reputación alineada con las realidades y fortalezas de la empresa.

Cabe destacar que el 2020 ha sido un punto de inflexión a nivel de comunicación, debido en buena parte al confinamiento. De hecho, y tal como apunta el informe La vida después del COVID-19 de CARAT, tecnológicamente se avanzará en un año y medio lo que se avanzaría en cinco en condiciones normales.

Algo que nos ayuda a entender la enorme importancia de la transformación digital en las empresas y organizaciones, sin olvidar la importancia de los propósitos de marca, en algo que definiríamos como trascender para vender con el fin de ser parte del propósito colectivo. El impacto de comunicar con ética ofrece una rentabilidad económica y social. Siempre ha sido importante aportar valor para vender y ahora más que nunca en los entornos digitales como pieza clave en la reputación digital.


Rosa Ruiz Aragonés es directora territorial de comunicación y relaciones externas de Quirón Salud y vocal de la Junta Directiva de Dircom CVM

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme