GRUPO PLAZA

las opciones se concentran en un futuro acuerdo electoral para las generales

La salida de Oltra diluye un pacto para las autonómicas entre Compromís y Yolanda Díaz

Foto: EVA MÁÑEZ
12/07/2022 - 

VALÈNCIA. Era difícil pero no imposible. La opción de una gran confluencia de izquierdas en la Comunitat Valenciana para las elecciones autonómicas que incluyera a Compromís, la plataforma 'Sumar' de la vicepresidenta del Gobierno Yolanda Díaz, Podem y Esquerra Unida, había flotado en el ambiente durante los últimos meses. 

Los más reacios a un acuerdo de estas características eran, posiblemente, algunos sectores de Més Compromís (antiguo Bloc), pata principal de la coalición formada también por Iniciativa y VerdsEquo. Los primeros han sido los que más distancia han mostrado a un pacto de corte autonómico, mientras que la principal referente de Iniciativa, Mónica Oltra, parecía la más dispuesta a un pacto a todos los niveles situándose, además, como principal interlocutora de Yolanda Díaz. 

De hecho, cabe recordar que la ahora exvicepresidenta del Consell hizo de maestra de ceremonias en un acto en València donde la ministra habló abiertamente de su futura plataforma, y en el que también participaron la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau (Catalunya en Comú), Mónica García (Más Madrid) y Fátima Hamed (Movimiento por la Dignidad y la Ciudadanía de Ceuta).

Sin embargo, la salida de Oltra de la primera línea política tras su imputación por la gestión de su conselleria en el caso de abuso a una menor por parte de su exmarido, ha alejado en gran medida la posibilidad de un posible acuerdo para una alianza de cara a las elecciones autonómicas que se celebrarán el año que viene. 

En este sentido, la mayor valedora de estudiar un pacto también de cara a la Generalitat era, precisamente, Mónica Oltra. El peso y la influencia de la dirigente en Compromís planteaba un debate interesante en la coalición en el caso de que extremara su postura para una mencionada alianza en las elecciones autonómicas: ¿habría cedido Més ante un órdago de la vicepresidenta para que hubiera acuerdo? 

Una pregunta que ahora quedará sin repuesta, dado que el adiós de Oltra ha diluido esta posibilidad, por lo que, en cierta medida, se clarifican las posiciones. Más aún cuando según las distintas fuentes consultadas, el interlocutor con 'Sumar' parece ser ahora el portavoz de Compromís en el Congreso, Joan Baldoví, mucho menos entusiasta que Oltra a la hora de un acuerdo global que pudiera incluir las autonómicas.

Díaz y Baldoví, en un encuentro hace unas semanas. Foto: Twitter/@joanbaldovi


Así, aunque Compromís envió una representación el pasado viernes al acto de presentación de la plataforma de Díaz, fuentes de las distintas patas de la coalición admiten que, en todo caso, un pacto con 'Sumar' podría producirse para las elecciones generales, aunque esta opción "aún está muy verde". La cuestión es que, para estos comicios estatales, desde la coalición sí ven más probable un pacto para la "optimización de resultados", mientras que en la cita autonómica que, además, coincidirá con las municipales, no se vislumbra esa coyuntura política. Es más, desde la coalición señalan específicamente que en los procesos locales "no tendría sentido" una alianza "ni sería comprendida" dada la implantación muy superior que tiene Compromís a Podem o a otras formaciones. 

Con estos mimbres, el pacto para las autonómicas se intuye muy complejo. Fuentes de la coalición apuntaron a que la idea de la plataforma 'Sumar', al menos según se piensa para Cataluña, va dirigida a una federación de partidos, algo que se viene hablando desde hace años dentro de Compromís para sí mismo sin éxito. Por otro lado, tampoco convence en la formación valencianista el papel de Podem: importantes dirigentes de la coalición rechazan la alianza con el partido morado para las autonómicas, además de por cuestiones ideológicas, al considerar que numéricamente tampoco resultaría ventajoso, al creer que ambos pueden lograr representación en Les Corts por separado. 

En su opinión, la estrategia ha de ser la de ocupar el espacio electoral de los morados, pero los números para una confluencia con la que superar en votos al PSPV no dan. En esta línea, todo apunta a que las fuerzas del Botànic deberán enfrentarse al reto de las urnas en 2023 con un diseño de alianzas muy similar al que les sirvió en 2019 para reeditar su presencia en el Gobierno valenciano.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme