GRUPO PLAZA

Las actuaciones en el Cabanyal consignan 4,9 millones para rehabilitar y construir viviendas

14/12/2017 - 

VALÈNCIA (EP). El Cabanyal-Canyamelar de València recibirá 4,9 millones de euros para subvencionar la rehabilitación y construcción de viviendas en el barrio en 2017, a través de las actuaciones del Área de Regeneración y Renovación Urbana (ARRU) que se enmarcan dentro del plan estatal de vivienda que arrancó en 2013.

Así lo han acordado este jueves la consellera de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio, María José Salvador, y el alcalde de València, Joan Ribó, con la firma de un convenio de colaboración para gestionar este ARRU que establece una subvención para el ejercicio 2017 de 4,9 millones de euros, de los que la Generalitat aporta 1,1 millones y el Ministerio de Fomento 3,7.

A declararse el barrio del Cabanyal-Canyamelar como Área de Regeneración y Renovación Urbana, ha recordado la consellera, se estableció una inversión total de 14,2 millones euros a aportar hasta 2017 por el Ministerio de Fomento, la Generalitat, el Ayuntamiento y los particulares, con los que se están rehabilitando 602 viviendas, edificando otras 18 viviendas y realizando obras reurbanización en el barrio, así como la gestión técnica e información necesaria.

En este sentido, Salvador ha valorado "el esfuerzo realizado por los vecinos y la colaboración institucional para la recuperación de este barrio tan emblemático para la ciudad" que según ha lamentado, "fue abandonado y degradado en los últimos 20 años del PP". Mientras los 'populares' querían "derribar" casas, ha apuntado, el Gobierno del Botànic y de La Nau quieren "rehabilitar y edificar casas".

Así, ha defendido que este ARRU implica "rescatar edificios, viviendas, personas y oficios". De hecho, "la rehabilitación genera tres lugares de trabajo por cada uno que genera la obra nueva", ha destacado. En este sentido, ha subrayado su firme apuesta por reactivar la economía y dar una "segunda oportunidad para todos los oficios relacionados con la construcción como la fontanería, carpintería, pintura o electricidad que han sufrido de manera muy drástica los efectos de la crisis".

No obstante, la consellera ha advertido que "cuesta mucho revertir la situación de abandono de los últimos años. Eso no se hace en 24 horas, requiere una tarea muy intensa".

Vista aérea del barrio.

La gente ya cobra

El alcalde Joan Ribó ha recordado que lo firmado este jueves es una adenda de un acuerdo previo, lo que a su entender, indica dos cosas: la primera, "que el plan ARRU funciona y hemos tenido que suplementarlo", y la segunda, que "del primer acuerdo que se firmó la gente que ha iniciado sus procesos de rehabilitación ya ha comenzado a cobrar, sin los retrasos de muchos años que se producían en el pasado", ha apuntado.

En opinión del edil, "eso es un indicador de que las cosas se están haciendo bien y con la máxima diligencia y máxima velocidad, y de que la situación en el barrio del Cabanyal-Canyamelar está avanzando poco a poco en el camino de convertirse en un barrio como cualquier otro".

El edil ha explicado que el consistorio está trabajando para dar uso a los solares y viviendas que tiene en el barrio. "Hay muchas posibilidades desde hacer un centro social hasta hacer viviendas" o incluso "trabajar para hacer cooperativas de viviendas que hay una serie de organizaciones trabajando en esta dirección", ha apuntado.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email