GRUPO PLAZA

opinión

Los inversores de renta fija no deberían bajar la guardia

La fortaleza económica y los planes fiscales de Trump están detrás de la subida de los bonos americanos, según el responsable del equipo macroeconómico de renta fija global de Robeco

9/11/2017 - 

MADRID. Los intereses de la deuda pública estadounidense han subido hasta el extremo superior del estrecho rango de fluctuación que ha venido marcando este año (2%-2,6%). La solidez de los datos de actividad económica y las expectativas de que el ambicioso plan de rebaja de impuestos de Donald Trump gane impulso y pueda avivar el crecimiento y la inversión han sido las causantes de este repunte. Por ahora, la economía estadounidense continúa creciendo a un ritmo del 2%-2,5%, como en años anteriores, pero si en Washington se adoptan medidas significativas podríamos empezar a atisbar pronto tasas de crecimiento cercanas al 3%. Ésta, sin embargo, no es nuestra previsión principal. Aparte, está la cuestión de quién va a ser el nuevo presidente de la Reserva Federal. Los candidatos que Trump está barajando presentan marcadas diferencias en cuanto a perfil y, consiguientemente, implicaciones para el mercado. Y, naturalmente, tenemos la incógnita que constituye la impredecible reacción de Trump hacia Corea del Norte.

En lo que respecta a inflación global, prosigue el intenso debate sobre por qué la disminución del desempleo no ha dado paso a un incremento de los salarios, mientras que los datos reales no muestran aún ninguna presión significativa sobre los precios. Pero no hay que dar por hecho que la inflación salarial vaya a permanecer aletargada por los siglos de los siglos. En el último informe sobre el mercado laboral estadounidense se observan indicios de que las presiones subyacentes sobre los salarios están consolidándose. Los inversores de renta fija deben estar atentos y ser flexibles en este aspecto.

Para nosotros, tiene sentido que los bancos centrales prosigan con la normalización gradual de sus políticas, ya que el crecimiento económico mundial continúa en trayectoria ascendente y el sentimiento de los mercados es boyante. Mientras la inflación se mantenga contenida, habrá una ventana de oportunidad para hacerlo sin perturbar en exceso la situación de los tipos de interés.

Resumen de perspectivas de inversión top-down del equipo macroeconómico de renta fija global

En la siguiente figura se resumen las perspectivas del equipo macroeconómico de renta fija global en cuanto al atractivo de los distintos mercados de deuda pública y categorías concretas de activos de renta fija, en función de las valoraciones, los parámetros técnicos y los fundamentales.


Preferencia por la deuda pública estadounidense y los bonos alemanes a largo plazo

El diferencial de rentabilidad entre ambos bloques es elevado, en términos históricos. Debido a la compresión de sus niveles de rentabilidad, los principales mercados europeos de renta fija resultan poco atractivos en comparación con Estados Unidos, desde el punto de vista de la relación riesgo/rentabilidad (con cobertura de divisas). Esperamos una convergencia de los diferenciales de intereses de la deuda estadounidense y alemana. También hemos incrementado nuestra exposición a tipos de interés en bonos alemanes a 30 años, en detrimento de los de vencimiento a 10 años. Esta parte de la curva se muestra realmente pronunciada, también en comparación con otros mercados de deuda pública de elevada calificación.

La deuda emergente en moneda local constituye un nicho de valor

Aunque muchos segmentos de renta fija resultan caros, la deuda de mercados emergentes denominada en monedas locales sigue ofreciendo valor. Sus intereses reales resultan atractivos en comparación con los de los mercados desarrollados, debido al endurecimiento monetario que se ha llevado a cabo previamente en muchos países emergentes, unido a la bajada de la inflación. Varios bancos centrales de estos países están ahora flexibilizando sus políticas, y por ello hemos aumentado nuestra exposición en algunos de ellos, como Indonesia y Brasil (este último, con cobertura de divisas). También tenemos buenas perspectivas para los tipos mexicanos en moneda local (con cobertura de divisas). La continuidad de los flujos de entrada de capital en esta categoría de activos resulta favorable, y los flujos acumulados se sitúan aún por debajo de sus máximos registrados antes del recorte ('tapering'). El riesgo clave que se debe vigilar son las perspectivas de endurecimiento de la política monetaria en EE UU. Si la Fed adopta una postura más agresiva, podría haber decepciones.


Mejoran las perspectivas para la deuda pública española, y se mantienen las previsiones negativas para la italiana

Hemos cambiado a optimista nuestra perspectiva para la deuda pública española, hasta ahora, de precaución. Consideramos que los fundamentales españoles son positivos, y que la ampliación de diferenciales provocada por la consulta catalana constituye un buen punto de entrada. Mantenemos nuestra infraponderación en deuda pública italiana, ante el probable deterioro de la situación política una vez que los partidos comiencen la campaña de las próximas elecciones generales, a principios de 2018. El primer obstáculo serán las elecciones regionales en la Isla de Sicilia, a principios de noviembre, ya que las encuestas muestran una notable ventaja del movimiento populista M5S.

El ciclo crediticio está madurando, mantenemos precaución

El sólido crecimiento económico y la moderada inflación resultan beneficiosos para el crédito, pero sus valoraciones han aumentado todavía más. El crédito high yield es el segmento más caro, tanto en términos absolutos como en relación con el de investment grade. Sin embargo, la historia ha demostrado que en la fase del ciclo económico en la que nos encontramos la saturación de las valoraciones puede prolongarse bastante tiempo.

Kommer van Trigt es responsable del equipo macroeconómico de renta fija global de Robeco

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email