GRUPO PLAZA

los relevos en europcar llegan a la empresa alicantina

Malene Korvin sustituye a Luc Péligry como responsable de las empresas del grupo Goldcar

15/03/2022 - 

ALICANTE. Los cambios en la cúpula del grupo francés Europcar llegan a la empresa alicantina de alquiler de vehículos sin conductor Goldcar, de la que la primera es propietaria desde 2018. La ejecutiva Malene Korvin, parte del grupo desde 2014, ha relevado recientemente al francés Luc Péligry como directora financiera de Europcar, y asume también sus cargos de responsabilidad al frente del grupo alicantino.

El relevo se ha oficializado esta semana con la incripción en el Registro Mercantil de los nombramientos de Korvin como administradora de las empresas del grupo Goldcar en sustitución de Péligry. La directora financiera de Europcar figura desde ahora como administradora mancomunada de la media docena de sociedades que forma Goldcar, desde la firma industrial hasta la cabecera de grupo y sus filiales.

Péligry llegó como administrador mancomunado a Goldcar en agosto de 2018, en sustitución del español Raúl Pérez, tras la integración de la firma alicantina en el grupo francés líder del sector. Cuatro años después de su entrada en el grupo galo, su ya exdirector financiero decidió abandonar la empresa a finales de 2021, "para buscar otras oportunidades profesionales", según informó entonces Europcar en un comunicado.

Europcar nombró entonces como nueva directora financiera a Malène Korvin, que era la directora financiera adjunta de la empresa desde 2020. Korvin comenzó su carrera en el departamento de Deal Advisory en KPMG en 2007 donde trabajó como gerente senior en Transaction Services. En 2014, se incorporó a Europcar ocupando diversos puestos en funciones financieras y operativas, entre ellos, jefa de grupo de Fusiones y Adquisiciones (M&A), directora de Control y directora de Transformación.

Pérdidas de 56 millones en 2020

Según las cuentas anuales de la compañía relativas a 2020, Goldcar finalizó el año más duro de la pandemia con unos ingresos de 76,69 millones de euros, lo que representa un fuerte descenso del 63% en comparación con los 212,92 millones de euros que facturó en 2019. Fruto de este retroceso, la firma alicantina contabilizó unas pérdidas netas de 56,4 millones de euros, en comparación con los 9,96 millones de beneficio que logró un año antes.

Tras el mal año por la pandemia, la empresa comunicó a los sindicatos a finales de 2020 el inicio de un expediente de regulación de empleo (ERE) que concluyó con el despido de, aproximadamente, una tercera parte de su plantilla en España, con el cierre de 14 oficinas y la externalización de 9 de sus centros de trabajo.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme