X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

Premio nacional de diseño  

Paco Pons (Point): "El diseño es la única salida para que las empresas valencianas sobrevivan"

14/11/2019 - 

VALÈNCIA. Lluvia de premios nacionales en València. Los creadores valencianos están de enhorabuena en una semana que ha visto como muchos de sus principales exponentes eran reconocidos por el gobierno, especialmente en el sector del diseño. El Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades concedió la máxima distinción a Marisa Gallén y Point, ambas fuertemente vinculadas a la candidatura de València como Capital Mundial del Diseño. En el caso de la empresa de mobiliario, pone con este premio la guinda a su centenario, una historia que fija su punto de partida en 1920, en la localidad de Gata de Gorgos, y que hoy se expande a través de 70 países. La última ciudad en sumar un show-room de la firma, por cierto, Nueva York. De ellos el jurado ha destacado el punto de encuentro entre tradición e innovación, un camino que no han andado solos, pues se han aliado en estos años con profesionales del diseño como Vicent Martínez, Christophe Pillet, Esther Campos, Francesc Rifé, Nika Zupanc, Gabriel Teixidó, o Joaquín Homs. Apenas unas horas después de conocerse ganadores del Premio Nacional, hablamos con Paco Pons, director de exportación de Point.

-¿Qué supone para Point este reconocimiento?
-Es el reconocimiento a casi 100 años de esfuerzo, a cuatro generaciones luchando por mantener este proyecto y, también, un reconocimiento a la multitud de trabajadores que ha estado involucrada desde los inicios de la empresa hasta hoy. Incluyo también a clientes, a proveedores, a los diseñadores que han colaborado con nosotros, etc. Entre todos hemos hecho posible este premio.

-Llega después de que València sea designada Capital Mundial del Diseño, ¿lo hace más dulce?
-Efectivamente. Además, nosotros hemos sido de las empresas que han apostado permanentemente y con fuerza para que València fuera Capital Mundial Diseño. De hecho, mi hermano, Vicente Pons, está muy involucrado en el comité.

-¿Es el año del diseño valenciano? 
-Creo que puede ser un punto de inflexión en el desarrollo del diseño valenciano y en el crecimiento de las empresas que están involucradas en el diseño. Es cierto que en el pasado el mueble ha tenido épocas de gloria, también vinculadas al diseño aunque más focalizadas a la producción. Ahora la apuesta clara de todas las empresas es el diseño. Es la única salida posible para que las empresas valencianas puedan sobrevivir.


-¿Es ahora, entonces, más necesario que nunca?
-Si no haces algo diferente a lo que hay en el mercado no puedes competir. Si acudes a los mercados exteriores a vender tu producto tienes que ser competitivo, evidentemente en precios, pero tienes que ofrecer algo que convenza al cliente de que tu producto merece la pena. El diseño es una baza fundamental para que podamos penetrar en esos mercados.

-¿Existe un 'made in València' que nos posicione?
-Hay grandes diseñadores en nuestra comunidad pero yo, al margen de la puntualización del diseño valenciano, también hablaría del diseño español en general. Evidentemente en València contamos con gente de reconocido prestigio como Vicent Martínez, Calatrava... que nos hacen punteros. El diseño español está en un momento álgido.

"El diseño español está en un momento álgido"

-No es extraña para Point la colaboración con distintos nombres del diseño, como Vicent Martínez, Francesc Rifé...
-Colaborar con gente que enriquece tu punto de vista te hace mejorar. Esto es fundamental. Trabajamos con Martínez, con Teixidó, con Rifé, con diseñadores locales... Incorporar a gente de fuera forma parte de lo que hacemos.

-El jurado destaca de Point "su compromiso en interconectar artesanía y tradición con diseño e innovación”, ¿en qué consiste esta unión?
-El origen de nuestra empresa es la fabricación de muebles de mimbre. Este es un producto que únicamente se puede fabricar con las manos, no hay posibilidad de mecanización. Lo que hemos hecho ha sido incorporar en la medida de lo posible la tecnología a la fabricación del producto, sin perder el origen artesano. Hay unas limitaciones, pero hay tecnologías que sí se pueden incorporar para mejorar el producto.

-Tanta es la vinculación con la artesanía que su abuelo llevó la tradición a la Marina. 
-Efectivamente. Mi abuelo, José Pons, regresó de Argentina donde aprendió el oficio de la artesanía del mueble. Por eso fundó en Gata de Gorgos la fábrica. En la zona había habilidad para producir otro tipo de producto manual, se trabajaba bastante la palma para hacer capazos, tenían esa base, aunque no el know-how para producir los sillones. A raíz de esto fue cuando se desarrolló toda esa industria manufacturera del mueble en esta zona.

-Cuenta la historia de una empresa centenaria que ha afectado a su territorio, ¿hace falta una mayor divulgación del diseño? 
-Sí. De hecho lo que queremos ahora, con la obtención de este premio, es divulgar nuestra historia y la importancia del diseño en una empresa centenaria como la nuestra. Nosotros lo hemos tenido presente siempre. Incluso en la época de mi abuelo, en la que se producían productos clásicos, ya éramos punteros en el diseño de esos productos. Gracias a esto hemos podido sortear todos los baches que a lo largo de estos 100 años se nos han interpuesto.

-¿Cuál es el reto de futuro para Point? 
-Hay dos muy importantes: el primero es consolidar la internacionalización de la empresa y, el segundo, la digitalización. Ambos están encima de la mesa y estamos trabajando duro en ello.

Para saber más

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email