Hoy es 18 de julio
GRUPO PLAZA

publican 'miserias y grandezas'

Palo Domado: "La música que no sigue las corrientes perdura más"

11/02/2023 - 

CASTELLÓ. El segundo trabajo de la banda de Benicarló Palo Domado arranca con una petición muy clara: 'Perdona, ¿tienes un minuto?'. Conscientes de que serán muy pocos los oyentes que escucharán su disco al completo, la banda trata de hacer cambiar la opinión de estos lo más pronto posible para intentar que se queden. Los castellonenses arrancan demostrando su potencial con la que es la canción más agresiva del disco. "Es una declaración de intenciones, nos gusta la intensidad y queremos presentarnos como una banda cañera", afirman sus componentes. Aunque no todos los temas que le siguen en el disco Miserias y Grandezas serán así de duros, el grupo quiere quedarse, antes de que sea tarde, bien a gusto. "Solo por una canción no acabas de coger la esencia de un grupo. ¿Tanto nos cuesta escuchar un disco? La música yo siempre la he escuchado así", razona Zelu, cantante y compositor de las letras. 

Como sea, Palo Domado entiende que la música es para disfrutarla y a partir de aquí hace lo que le dejan. La formación nació en 2018 y a finales del año pasado publicaba su segundo trabajo. Un álbum con diez canciones que de nuevo han autoeditado. Este sábado lo presentan en el ciclo de conciertos 'Al Port', en el Grau de Castelló, coincidiendo con los catalanes Teana. "Tocamos donde nos llaman. No tenemos una gira como tal. Pero esto es para disfrutar y hacer disfrutar", manifiestan. 

Miserias y Grandezas viene a resumir lo que es trabajar como músico, aunque también es aplicable a otros contextos de la vida en general. Son dos estados de animo: la euforia y el desazón. "El disco lo compuse en un momento en el que no me encontraba muy bien. Había muchos días de triteza, pero con el tiempo vas aprendiendo a normalizar todo lo malo. La vida está llena de momentos de miseria y grandeza, es lo que te forma como persona", señala Zelu, que se acompaña en este viaje de Roger Calduch a la batería, Luca Valera en la guitarra, Oru Querol al bajo y Pau Ortiz, quien ha ayudado a mezclar y grabar el disco. 

Palo Domado decide que su música pase del guitarreo extremo a partes más melódicas, como representación exacta de esa montaña rusa de emociones que todos atravesamos. La pandemia "fueron tiempos duros", una época de plantearse si seguir o no, porque había "más dolores de cabeza que beneficios", pero salió el rayito de luz  y todo continuó adelante. "Las canciones siguen este hilo de emociones. Representan muy bien los estados de ánimo. Si hacemos un cómputo al final de cada día de cómo nos sentimos, habrá días que mejor y otros peor. Nosotros esto lo volcamos en las canciones", explica Zelu, quien ha compuesto la totalidad de disco, ayudándose a posteriori del resto de miembros.

No caer en tendencias 

Seguir las tendencias no es una opción válida para Palo Domado, que ha optado por volcar todas estas letras en un disco que sigue la estructura clásica de una banda de rock. Eso sí, considera su vocalista que tampoco existe otra formación que se parezca a la suya. "Utilizamos muchas voces, armonizamos mucho las canciones y creo que esto nos diferencia", aclara Zelu y agrega: "No seguimos un patrón exacto. Es rock alternativo, pero cada uno tiene sus influencias; las mías por ejemplo vienen muy dadas de la música underground."

"Ahora mismo en la escena nacional hay una corriente de indie pop muy fuerte como el que hace Love of Lesbian. Existe hasta una determinada forma de vestir. A nosotros esto no nos va. La música que no sigue las corrientes perdura más. Parece que cuanto más sigues las tendencias, tu canción sonará más a pasado en el futuro. Nosotros intentamos hacer canciones atemporales". 

Como otros, Palo Domado ha tenido que pagar el precio de situarse en el extrarradio, pero como insisten los de Benicarló no es algo que les preocupe demasiado. "Somos super conscientes de cómo está la industria musical. Tristemente los contactos hacen mucho. Si los festivales repiten bandas es porque los sellos se han encargado de que sus artistas estén ahí y los festis se nutren de los sellos. Cuando perteneces a una gran discográfica no dejas de ser un producto, cuanto más toques más ganarán. Pero no hay que frustrarse, la música es algo demasiado bonito como para pervertirlo con el dinero. Nosotros hacemos música porque nos importan otros factores, queremos ir mejorando y es eso lo que nos hace sentir bien", incide Zelu. 

Se encargan los castellonenses de todo lo referente a la banda: la grabación, la maquetación, la producción de los vídeos y la contratación de los bolos. Y es quizá en esta última parte, la de los directos, donde más extrañan contar con una ayuda externa. "Nuestro principal reto es poder tocar en cada vez más sitios, salir un poco de la zona de Castellón, pero no es fácil. Hacerte tantos kilómetros hasta Madrid es difícil, porque hay que pagar muchas cosas hasta ir ahí". Sin embargo, no hacerle supone un barrera, porque Castellón no deja de ser una provincia pequeña. "Hay bandas que pueden tener en poco tiempo un montón de bolos en Madrid y no cansan al público. Aquí, cuando tocas unas dos o tres veces ya da la sensación de que son muchas porque termina viéndote la misma gente. Por eso, intentamos tocar todo lo que podemos, pero sin parecer pesados. No puedes saturar una zona". Tras el concierto en el Grau, Palo Domado tocará en Benicarló, en Castelló y espera poder cerrar más fechas por València y Barcelona.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme

Acceso accionistas

 


Accionistas