GRUPO PLAZA

La venta de entradas para acceder al camión por 500 euros ha creado oposición

Polémica por la venta de entradas VIP en la Tomatina: ¿De fiesta popular a "negocio elitista"?

FOTO: KIKE TABERNER
21/05/2024 - 

VALÈNCIA. El rojo volverá a teñir las calles de Buñol en su 77ª edición. Kilos y kilos de tomate colorearán el municipio tras la internacional Tomatina con casi un siglo de tradición. Sin embargo, la alegría por la celebración se ve empañada por la polémica en torno a la venta de 30 entradas "VIP" por 500 euros para subir a los camiones desde donde se lanzan los tomates.

Esta medida ha sido tachada de "clasista" por parte de la oposición y parte del vecindario, quienes consideran que atenta contra el espíritu igualitario de la fiesta, que concentra a participantes unidos por un producto local que no entiende de privilegios. “El tomate tenía el factor único de igualarnos no requería un traje de mucho valor para acceder, ni una belleza destacada, ni un nombre de cuna, sino sólo ser persona de este mundo para hacer una guerra que clama por la paz, la igualdad, la no discriminación, y la libertad”, manifiestan desde el partido de la oposición Izquierda Alternativa de Buñol. Una festividad que cada día se convierte en un atractivo más internacional y enfocado al turismo. 

Camiones de la Tomatina en una imagen de archivo de 2018. FOTO: KIKE TABERNER

No es la primera vez que la gestión de la Tomatina por parte de la nueva coalición que forma el gobierno de Buñol ---formada por X Buñol y PP--- genera controversiaLas críticas se centran en el enfoque comercial que se le está dando a la fiesta. La pasada edición de esta emblemática fiesta buñolera creo revuelo entre los fotoperiodistas, que tuvieron que atravesar muchos obstáculos para poder cubrir el evento anual sin tener que pagar por acceder a los balcones para realizar su trabajo. Ahora, el beneficio económico vuelve al centro de la polémica ya que las personas que quieran disfrutar de la Tomatina tendrán la posibilidad de acceder a los populares camiones llenos de tomates si así lo desean, eso sí, tendrán que abonar una cantidad de 500 euros.

Izquierda Alternativa de Buñol (IAB) ha anunciado que en el próximo pleno votará en contra de la modificación de la tasa por considerarla “clasista y no solucionar los problemas económicos”. Además, ha propuesto fijar un precio de entrada accesible para todos. “Poner un camión VIP es un atentado a una fiesta con un espíritu no discriminatorio e igualitario”, defienden desde IAB, “ahora ese derecho independiente de tu procedencia, color de piel, clase social u orientación sexual se corrompe con el acceso en base a tu cartera”. Desde la formación consideran que el criterio para incluir esta novedad viene motivado por la rentabilidad y que derivará en que deje de ser una fiesta.

Buñolenses lanzan tomates desde arriba del camión en una imagen de archivo. FOTO: KIKE TABERNER

Por su parte, el Partido Socialista de Buñol ha emitido un comunicado expresando su firme rechazo y profunda indignación ante la gestión del equipo de gobierno actual. El PSOE demanda que Buñol “continúe siendo un lugar donde la cultura, el comercio y la comunidad puedan prosperar, lejos de lo que consideran una mala política”.

Lo que se presentó como el gran anuncio de la nueva edición de la Tomatina, ha dado un giro por la oposición surgida. De un lado, se encuentra la tradición y el espíritu igualitario que han definido la fiesta buñolense durante décadas. Del otro, la presión económica y la tentación de convertirla en un producto turístico rentable. La 77ª edición de la Tomatina marcará el nuevo rumbo de esta fiesta popular.


Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme

Acceso accionistas

 


Accionistas