GRUPO PLAZA

TRIBUNA LIBRE / OPINIÓN

Razones para votar NO a la jornada continua

15/09/2016 - 

En estos días en los que las aguas bajan turbias en los colegios valencianos, donde las actitudes antidemocráticas por parte de la dirección de los centros y padres pro jornada continua son el pan de cada día, y la normalidad democratica la ecepcion. Se muestran en los colegios power point de muy dudosa veracidad y con nulo respaldo científico, no han nombrado, ni enseñado las fuentes científicas y educativas que respaldan sus argumentos a favor de la jornada continua. Ante esto, creo que es bueno dar a conocer aquellos argumentos que avalan la jornada partida:

"No hay ninguna relación entre el tiempo y el rendimiento escolar y si la hay favorece ligeramente, pero de manera significativa y constante, a la jornada partida" José Gimeno Sacristán (Catedrático de Didáctica de la Universitat de Valencia).

“… Por un lado, estamos ante un ejemplo de manual de cómo un grupo profesional –en este caso el magisterio– es capaz de imponer sus puntos de vista corporativos. Por otro lado, el proceso ha derivado en muchos centros en enfrentamientos –entre profesores y familias, y entre familias– y en la negación del diálogo ...”(Rafael Feíto Alonso, Doctor en Sociología por la Universidad Complutense).

"Porque la jornada que mejor corresponde a lo que biológica y psicológicamente es un niño, es la partida" (Mariano Fernández Enguita, Catedrático de Sociología de la Universidad de Salamanca).

"Porque los recreos deben tener una duración que permita llevar acabo juegos y actividades que exigen un mínimo de tiempo. La jornada que puede dar respuesta a estas necesidades no es desde luego la denominada jornada continua" (Elena Martín Ortega, Facultad de Psicología UAM).

"Porque el mayor rendimiento observado en los centros con jornada partida contrasta con las opiniones de los profesores, para quienes el rendimiento se ve favorecido en mayor medida por el modelo de jornada continua" (Isabel Ridao García y Javier Gil Flores, Universidad de Sevilla).

Por otro lado, Elena Sintes Pascual en su trabajo ¿A las tres a casa?(2012), señala algunas cuestiones que no son irrelevantes y que basa en estudios  nacionales e internacionales,  diciendo entre otras cosas  que:

  1. 1º)No hay evidencias, ni en otras comunidades autónomas ni otros países, de que la jornada continua sirva para mejorar la organización cotidiana de los niños y adolescentes ni el tiempo que se pasa en familia.
  2. 2º) Las evidencias existentes señalan que la jornada continua de mañana agrava las desigualdades sociales y educativas existentes.
  3. 3º) En el contexto actual, el desempleo, la pérdida de poder adquisitivo y la incertidumbre laboral favorece la elección de esta jornada para algunas familias (ahorro de los gastos de comedor, mayor disponibilidad por la tarde ...). Este horario, sin embargo, dificulta las oportunidades de empleo de los miembros en paro.

  1. 4ª) La jornada escolar continua es un modelo en retroceso internacionalmente ya que se asocian bajos niveles de éxito escolar y dificultades de conciliación laboral para las familias. Los pocos países de nuestro entorno que tienen jornada continua (Alemania, Suiza y Austria) están ampliando el tiempo que los escolares pasan a los centros.  El tipo de jornada escolar más común es la jornada partida con una pausa para comer más o menos corta según los países
  2. 5ª) Las investigaciones internacionales evidencian que la extensión del tiempo que se pasa en la escuela reduce las desigualdades educativas y es especialmente positiva para los jóvenes y niños con pocas oportunidades formativas fuera del espacio escolar.
  3. 6º) Los argumentos en defensa del cambio de jornada escolar no se basan en evidencias sólidas; no se ha evaluado el impacto real y se han obviado las recomendaciones de las investigaciones nacionales e internacionales, que, lejos de avalar los beneficios esperados de la jornada continua, perfilan los límites y alertan de los riesgos asociados a este tipo de horario.
  4. 7º) La investigación realizada en otras comunidades autónomas contradice la creencia de que la jornada continua se adecua mejor a los ritmos cronobiológicos de los niños y adolescentes. Como han puesto de manifiestos en los medios de comunicación los pediatras de la Comunidad Valenciana.
  5. 8º) Los comedores escolares son uno de los más perjudicados por el cambio de jornada, como ejemplo podemos señalar que en la Comunidad de Madrid, el numero de comedores en los colegios descendió al 32% con la jornada continua, frente al 78% que existían con la partida

Con toda esta argumentación, y con otras opiniones que se han quedado en el tintero, queda claro que hoy por hoy la Jornada Partida es la más adecuada para nuestros hijos. Por  lo que os pido que en la jornada de votación pongáis NO a la jornada continua.

* Javier Birriel Salcedo es padre y médico, miembro de la Plataforma por la Jornada Partida 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email