X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

la deuda con los grupos aún asciende 30.000 euros

Sona La Dipu reabre la herida de los impagos

6/03/2019 - 

VALÈNCIA. Sona La Dipu sigue sin reparar su pasado. En diciembre, Culturplaza se hacía eco de una reunión entre los grupos y la Diputación para tratar un tema que trascendió en verano del año pasado, cuando se creó la plataforma Debe La Dipu para difundir los impagos que el certamen tenía con una quincena de grupos, que se habían estado costeando los viajes y los conciertos que se les proponía sin recibir el dinero que se les prometía, una cifra que ascendía a los 80.000 euros. Tras meses de tensión, se celebró una reunión que fue leída con mucho optimismo por parte de las bandas: se había empezado a pagar a muchos grupos, otros estaban en trámite y el resto, los expedientes con cantidades mayores a 5.000 euros tardarían más, aunque todo quedaría resuelto antes de marzo.

Ayer la plataforma difundió un comunicado en el que explicaban que: "Vencido el plazo que la entidad dio a los grupos para solucionar el impago, ahora asegura que estos movimientos están 'paralizados'". "Dejadez, falsedad y chapucería son las palabras más suaves que se nos ocurren desde aquí pues ahora mismo las bandas se sienten totalmente engañadas y menospreciadas", añaden en el mismo, como también acusan al certamen de la Diputación de València de mala fe: "sus movimientos fueron una estrategia de despiste ante el escándalo que produjo el primer comunicado".

Desde la plataforma, aseguran sentirse muy decepcionados con la evolución del conflicto que hace a penas tres meses parecía casi resuelto: "solo hemos pedido una explicación y nos han respondido que no nos saben decir nada". De paso, avisan que no se quedarán con los brazos cruzados, y si no hay una respuesta temprana, la tensión podría resolverse lejos de las mesas de negociación. De paso advierten de su temor a que el proceso se ralentice aún más por las citas electorales, algo que les molesta especialmente, porque aseguran que nunca han querido que su caso se tratara como un tema político: "Siempre nos hemos querido desmarcar de ese terreno". 

Foto: KIKE TABERNER

Por su parte, Enrique Borrás, director de Sona La Dipu, admite algunos de los hechos que se recogen en el escrito de las bandas pero matiza "algunas inexactitudes del último comunicado". Explica que la situación actual exacta sería decir que solo quedarían por resolver los cuatro expedientes con mayor presupuesto, que afectan a cinco grupos con un montante total de (aproximadamente) 30.000 euros. También se defiende de las acusaciones de haber dejado el conflicto en standby en sus recientes vacaciones: "Las cosas no se paralizan porque sí, los técnicos han seguido trabajando sin mí durante esos días", explica.

Preguntado por la raíz del problema, asegura que los expedientes se pagarán "sí o sí" y que los grupos no deben preocuparse: "trabajamos porque los grupos cobren lo antes posible, esa es nuestra intención". Sin embargo, no se aventura a dar ningún tipo de plazo, algo que no augura una resolución a corto término.

¿Y el futuro?

Más allá del conflicto, que afecta de forma severa a los grupos a los que aún no se les ha pagado (un tercio de los que iniciaron la queja en septiembre), hay más temas pendientes a resolver por el certamen. Uno de los resueltos es la propuesta de creación de una intranet para facilitar la comunicación con las bandas, que ya está en funcionamiento. Las bandas se quejaban de que muchas veces se enteraban por terceros de las fechas o los grupos con los que tocaban, aunque Borrás asegura que siempre se ha notificado por escrito todas las comunicaciones.

Otro tema que afecta directamente a la situación de los grupos de Debe La Dipu es la organización de unas jornadas para formar a las bandas de cómo gestionar las facturas y la Seguridad Social para no incurrir en errores de forma que dificulten más el cobro de sus honorarios y dietas de cara a la Administración. Si bien existía la previsión de hacer estos talleres antes de Navidad, la agenda de los participantes la ha retrasado a esta primavera.

Por último, este diario se ha interesado por saber cómo va la edición de este año. El director del certamen ha respondido con un escueto: "Estamos trabajando pero no sé cuáles serán los plazos este año".

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email