GRUPO PLAZA

Entre los puertos Mediterráneos de destino están Barcelona y Tarragona

La UE busca una salida para los 50 millones de toneladas de grano de Ucrania

Foto: NINA LIASHONOK/ZUMA PRESS/CONTACTOPHOTO
24/09/2022 - 

VALÈNCIA. Lo llaman “carriles solidarios”, pero en realidad son una salida a la desesperada para los millones de toneladas de cereales que Ucrania va acumulando desde que comenzó la guerra, sin capacidad para almacenaje ni posibilidad de exportación a través de un mar Negro minado por Rusia. Con la mejor voluntad y escaso pragmatismo, la Comisión Europea estableció unas líneas de transporte que atraviesan Europa por carretera y por ferrocarril, hasta llegar a los puertos del Mar del Norte y del Mediterráneo. Cargar 9.000 kilos en un vagón de tren no sirve de mucho, cuando ya hay dos cosechas apalancadas con 50 millones de toneladas. Entre los puertos Mediterráneos de destino están Barcelona y Tarragona, este último, puerto granerero. Valencia no está contemplada dado que es esencialmente un puerto de contenedores.

Desde que la Unión Europea (UE) estableció en mayo los Carriles Solidarios, la cosecha ha seguido acumulada hasta que Naciones Unidas obligó a un acuerdo con Rusia, con el presidente turco Recep Tayyip Erdogan como mediador, para dar salida por mar al grano ucraniano. La situación está amenazando la seguridad alimentaria mundial y existe una necesidad urgente de establecer rutas logísticas alternativas utilizando todos los modos de transporte pertinentes. El destino debía ser, principalmente, los países subdesarrollados que reciben ayuda alimentaria. Por ahora, los cereales se están quedando en Europa. España, por ejemplo, es uno de los mayores compradores. También la UE sigue comprando los fertilizantes rusos, según declaraba el presidente ruso Vladimir Putin en una rueda de prensa en Uzbekistán hace una semana.

Putin explicó a los periodistas que “a partir de hoy, a partir de ayer o el día anterior, 121 barcos salieron de los puertos ucranianos. Solo tres de los 120 barcos se dirigieron a los países más pobres en el marco del programa alimentario de las Naciones Unidas. Alrededor del 35%, tal vez un poco más, del grano exportado desde Ucrania se destinó a países europeos, a países no pobres y, definitivamente, no a los países más pobres del mundo. Y solo el 4,5% de los envíos se enviaron a los países más pobres en el marco del programa de la ONU. En nuestra reunión bilateral, el presidente Erdogan también planteó la cuestión de enviar la mayor parte de estas exportaciones de cereales a los países más pobres en el marco del programa de alimentos de las Naciones Unidas, pero no depende de nosotros. Solo asumimos la obligación de organizar las exportaciones de cereales”.

Facilitar los cruces fronterizos

A pesar de los esfuerzos inmediatos de la UE y sus Estados miembros para facilitar los cruces fronterizos entre Ucrania y la UE, miles de vagones y camiones esperaban el permiso por parte de Ucrania. El tiempo medio de espera para los vagones era de 16 días y hasta 30 días en algunas fronteras. Los silos ucranianos ya no tienen capacidad de almacenamiento. Otro de los desafíos es los diferentes anchos de ancho de vía: los vagones ucranianos no son compatibles con la mayor parte de la red ferroviaria de la UE, por lo que la mayoría de las mercancías deben transbordarse a camiones o vagones que se ajusten al ancho de vía estándar de la Unión. Este proceso lleva mucho tiempo y las instalaciones de transbordo a lo largo de las fronteras son escasas. El Consejo de Agricultura de la UE tratará este tema, como punto principal, la próxima semana.

Foto: COMISIÓN EUROPEA

“Lo importante es “garantizar la seguridad alimentaria de la UE y vigilar los efectos de la guerra”, explican fuentes del Consejo. Y reconocen que “el transporte por carretera o ferrocarril es complicado, mientras que por barco viene de Odessa y por toneladas.  La cantidad de producción prevista no podía salir y ello ha dado como resultado el pacto entre Ucrania y Rusia. Pero incluso por mar es complicad, porque los costes de los seguros para un barco que sale de un puerto minado son altos”, añaden.

De hecho, sólo hay dos líneas de transporte terrestre activas por el norte, una de ellas al puerto de Gdansk en el Báltico, y tres por el sur, ambas muy cortas hasta el puerto de Constanza en el Mediterráneo. El resto de vías están en desarrollo,  como las de Italia y los Balcanes, o en preparación, la que llega a los puertos de Barcelona y Tarragona. No obstante, hasta el momento se han exportado 14 millones de toneladas de productos agrícolas ucranianos por el mar Negro utilizando los Carriles Solidarios. En abril fueron 1,3 millones de toneladas, cuando aún no se había establecido este Plan, y en agosto se dobló a 2,6 millones. El 61 por ciento de estas exportaciones había utilizado los carriles solidarios.

Cuatro meses después de la campaña de Carriles Solidarios y con la nueva cosecha a punto, la Comisión Europea ha publicado un mapa con la red de transporte preparada para llevar el grano por tierra hasta los puertos de la Unión. Este plan de acción a corto plazo pretende transportar el grano ucraniano mediante material rodante de carga adicional, buques y camiones. La Comisión pidió al sector del transporte que pusiera a disposición y con urgencia vehículos adicionales. Con el fin de hacer coincidir la demanda y la oferta y establecer los contactos pertinentes, la Comisión establecería una plataforma logística y puntos de contacto en los Estados miembros dedicados a los Carriles Solidarios, con una "ventanilla única”.

Máxima flexibilidad aduanera

La Comisión ha dado prioridad a los envíos de exportación agrícola de Ucrania, por lo que los administradores de infraestructuras de los Estados deben poner a su disposición franjas horarias ferroviarias para estas exportaciones para aumentar la capacidad de las redes de transporte y las terminales de transbordo. También se ha pedido al sector que transfieran urgentemente las cargadoras móviles de grano a las terminales fronterizas para acelerar el transbordo. Estas peticiones a los Estados Miembros podrían considerarse  una confiscación de los medios de transporte en tiempos de guerra, si fueran medidas obligatorias. Para animar a los operadores de transporte de la UE a permitir que sus vehículos entren en Ucrania, la Comisión también investigará las opciones de recargar las garantías financieras.

De otro lado, la Comisión ha instado a las autoridades nacionales a que apliquen la máxima flexibilidad y garanticen la dotación de personal adecuada para acelerar los procedimientos en los pasos fronterizos, respecto a las operaciones aduaneras y otras inspecciones. Y, por último, la Comisión evaluará la capacidad de almacenamiento disponible en la UE y se coordinará con los Estados miembros para ayudar a asegurar una mayor capacidad de almacenamiento temporal de las exportaciones ucranianas.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme