Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

La UE pone orden en la restricción de movimientos a los ciudadanos europeos por los brotes de covid

La Unión Europea propone un mapa de colores para ordenar el caos de restricciones a los viajeros por la covid-19

4/09/2020 - 

BRUSELAS. El anuncio por sorpresa de que Bélgica restringía la llegada de viajeros de España con medidas de cuarentena a partir del viernes, ha sido determinante para anunciar por parte del gobierno de la Unión Europea (UE) una propuesta de coordinación entre los Estados miembros, a la vez que aconseja que no se establezca ninguna restricción a los ciudadanos ni cierre de fronteras. La decisión del gobierno belga llega después del cierre total de Hungría y de la restricción a España por parte de Alemania. Un mapa de colores, con un código común, y un calendario semanal de comunicación de la situación sanitaria de cada país, además de las medidas a adoptar son la base de la resolución adoptada por la Comisión, y que se remitirá al Consejo Europeo para su aprobación por los Estados miembros.

Los rebrotes de este verano y el repunte de la pandemia que se esperan este otoño hacen temer a la Comisión Europea del cierre de fronteras y una nueva paralización de la economía que la Unión difícilmente podría soportar. Desde junio, la presidenta de la UE, Ursula von der Leyen, viene recomendando que no se imponga medidas restrictivas al tiempo que anunciaba que las fronteras europeas no debían volverse a cerrar, apelando al espacio Schengen y a la libertad de circulación de los ciudadanos europeos.

El anuncio se realizó en rueda de prensa por el comisario de justicia Didier Reynders, la comisaria de Interior Ylva Johansson, y la comisaria de Salud y Seguridad Alimentaria Stella Kyriakides. La Comisión ha adoptado una propuesta de Recomendación del Consejo para garantizar que cualquier medida adoptada por los Estados miembros que restrinja la libre circulación debido a la pandemia de coronavirus se coordine y se comunique claramente y con antelación a nivel de la UE. Las medidas restrictivas sólo pueden adoptarse sin son “estrictamente necesarias, proporcionales y no discriminatorias”, insistió el comisario Reynders en nombre de la Comisión. 

La propuesta de la Comisión establece cuatro áreas clave en las que los Estados miembros deberían trabajar más estrechamente. La primera son los criterios y umbrales comunes para los Estados miembros a la hora de decidir si introducen restricciones de viaje. Otra es el mapeo de criterios comunes utilizando un código de color acordado. en tercer lugar, un marco común de medidas aplicadas a los viajeros de zonas de alto riesgo. Y, por último, información clara y oportuna al público sobre cualquier restricción.

Foto: Etienne Ansotte /European Commiss / DPA

Excepciones para trabajadores esenciales

En este sentido, la coordinación y el seguimiento de los criterios comunes reflejados en un mapa que se publicará semanalmente por el Centro Europeo para la Prevención y el Control de Enfermedades, son la base sobre la que deberán establecerse las restricciones a los viajeros. Pero teniendo en cuenta, insistió el comisario Reynders, que la Comisión Europa recomienda no establecer ningún tipo de restricción. “Nuestro derecho a movernos libremente en la UE se ha visto muy afectado por la pandemia. Proponemos criterios sencillos, aplicables sin discriminación, que son fáciles de seguir por los Estados miembros y permiten informar adecuadamente a los europeos”, añadió. 

No obstante, explicó que se establecerían excepciones para los trabajadores esenciales, los políticos y funcionarios que tuvieran reuniones presenciales y los periodistas, para no interferir en la libertad de prensa. Esta respuesta iba dirigida especialmente a las autoridades belgas a preguntas de los corresponsales comunitarios, dado el tráfico de trabajadores europeos aquí implica para Bruselas ser la capital europea.

Por sus parte, la comisaria de Salud y Seguridad Alimentaria, Stella Kyriakides, dijo: “Hoy proponemos a nuestros Estados miembros un enfoque bien coordinado, predecible y transparente para las restricciones de viaje donde se necesiten, poniendo siempre la protección de la salud pública en primer lugar. Pero debemos evitar una mayor perturbación de economías ya frágiles y una mayor incertidumbre para los ciudadanos que han hecho grandes sacrificios”.

Mientras que la Comisaria de Asuntos de Interior, Ylva Johansson, apeló a que, “desde marzo, la Comisión ha desarrollado y entregado una base sólida de recomendaciones de control de fronteras internas y externas para que los Estados miembros las sigan. Las medidas de hoy se basan en este historial para que podamos beneficiarnos plenamente de nuestro espacio Schengen. Por eso queremos un sistema claro 'verde, naranja, rojo' y no un caleidoscopio de medidas individuales”.

Criterios comunes

Esta resolución es la inmediata respuesta a la amplia discrepancia que existe en estos momentos entre los criterios nacionales para la introducción de medidas que restringen la libre circulación en la Unión Europea. La Comisión propone que cada Estado miembro tenga en cuenta el número total de casos de covid-19 notificados recientemente por cada 100.000 personas en un área determinada y en un período de 14 días; el porcentaje de pruebas positivas de todas las pruebas de covid-19 realizadas en un área determinada durante un período de siete días, y el número de pruebas de covid-19 realizadas por cada 100.000 personas en un área determinada durante un período de siete días.

Etienne Ansotte /European Commiss / DPA

Los Estados miembros deben proporcionar estos datos semanalmente al Centro Europeo para la Prevención y el Control de Enfermedades. También deberían proporcionar estos datos a nivel regional para garantizar que cualquier medida pueda dirigirse a aquellas regiones donde sea estrictamente necesaria. Desde este verano, la Comisión aconsejó que las restricciones o la apertura no tuvieran en cuenta sólo el territorio nacional, sino regiones o ciudades determinadas. 

Sobre la base de que el Estado miembro, de partida, tiene una tasa de pruebas semanales de más de 250 por 100.000 personas, la Comisión propone que los Estados miembros no restrinjan la libre circulación de personas que viajan desde otro Estado miembro cuando el número total de casos de covid-19 notificados recientemente en un área determinada es igual a menos de 50 por cada 100.000 personas durante un período de 14 días; o cuando el porcentaje de pruebas positivas de todas las pruebas de covid-19 en un área determinada es menos del 3%. 

Un código de color para todos

Basándose en los datos proporcionados por los Estados miembros, la Comisión propone que el Centro Europeo para la Prevención y el Control de Enfermedades publique un mapa de los países de la UE y el Espacio Económico Europeo (EEE), actualizado semanalmente, con un código de color común para ayudar a los Estados miembros y a los viajeros tomar las medidas oportunas y estar informados. 

La Comisión propone el color verde para un área donde el número total de casos de covid-19 notificados recientemente es menos de 25 durante un período de 14 días Y el porcentaje de pruebas positivas de todas las pruebas de covid-19 es menos del 3%; color naranja para un área donde el número total de casos de covid-19 notificados recientemente es menos de 50 durante un período de 14 días, pero el porcentaje de pruebas positivas de todas las pruebas de covid-19 es del 3%, o más o el número total de casos de covid notificados recientemente está entre 25 y 150, pero el porcentaje de pruebas positivas de todas las pruebas de covid-19 es menos del 3%; rojo para un área donde el número total de casos de covid-19 notificados recientemente es más de 50 durante un período de 14 días y el porcentaje de pruebas positivas de todas las pruebas de covid-19 es del 3% o más, o el número total de casos de covid notificados recientemente es más de 150 por 100.000 personas durante un período de 14 días; y gris si no hay suficiente información disponible para evaluar los criterios propuestos por la Comisión o el número de pruebas de covid-19 realizadas por cada 100.000 personas es inferior a 250.

Además, debe establecerse un enfoque común para los viajeros procedentes de zonas de "alto riesgo". Los Estados miembros no deben rechazar la entrada de personas que viajen desde otros Estados miembros, pero si éstos introducen restricciones a la libre circulación, podrían exigir para las personas que viajan desde un área clasificada como 'roja' o ‘gris’, que se sometan a cuarentena o a una prueba de covid-19 después de su llegada. La prueba de Covid-19 es la opción preferida por la Comisión.

Cuando esté justificado, los Estados miembros podrían considerar recomendar que las personas que viajen desde un área clasificada como "naranja" se sometan al menos a una prueba de covid-19 antes de la salida o al llegar. Los Estados miembros podrían exigir a las personas que lleguen de una zona clasificada como "roja", "naranja" o "gris" que presenten formularios de localización de pasajeros, en particular los que lleguen en avión, de conformidad con los requisitos de protección de datos. Los viajeros con una función o necesidad esencial, como trabajadores que ejercen ocupaciones críticas, trabajadores fronterizos y desplazados, estudiantes o periodistas en el desempeño de sus funciones, no deberían estar obligados a someterse a cuarentena.

Información clara y oportuna al público

La Comisión propone además que los Estados miembros proporcionen detalles sobre las próximas restricciones a la libre circulación o el levantamiento de las restricciones de viaje a los Estados miembros y a la Comisión semanalmente. Los cambios deben notificarse una semana antes de que entren en vigor, dado el caos que ha supuesto para los viajeros y las compañías aéreas las decisiones tomadas sin previo aviso, como la más reciente de Bélgica.

La información también debe estar disponible en la plataforma web "Re-open EU", con un enlace al mapa publicado semanalmente por el Centro Europeo para la Prevención y el Control de Enfermedades. La Comisión insiste en que “los ciudadanos y las empresas necesitan previsibilidad”. Por tanto, los Estados miembros deben hacer todos los esfuerzos posibles para minimizar el impacto social y económico de las restricciones de viaje. Esto debe incluir el suministro de información al público de manera clara, completa y oportuna.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email