X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

Feria Valencia sobrevive con 17 millones en ayudas mientras paga un sueldo medio de 49.000 euros

14/01/2018 - 

VALÈNCIA. Más de 17,6 millones de euros. Esa es la cantidad de dinero público que Feria Valencia ha recibido desde 2012 para lograr mantenerse a flote. Se trata de recursos aportados en forma de avales de la Generalitat ante la incapacidad del recinto de generar ingresos ni siquiera para cubrir sus gastos ordinarios de explotación.

El desplome de los ingresos desde 2009 no solamente ha obligado a la administración a asumir anualmente más de 30 millones de euros de los créditos que se pidieron para financiar la ampliación del recinto, sino que durante los últimos cinco años ha tenido que inyectar más recursos para cubrir también sus gastos ordinarios de explotación.

Así está recogido en el proyecto de decreto ley por que el que la Generalitat sumirá toda la deuda financiera del recinto ferial vinculada al plan de modernización, que en total ascendía a 587 millones de euros. De ellos, Feria Valencia apenas ha podido hacerse cargo por sí misma de 15,4 millones de euros, mientras que la Generalitat ya ha desembolsado casi 380 millones en virtud de los convenios que en su día firmó el Consell del PP mediante los cuales la Generalitat respondía ante los acreedores en el caso de que la Feria no pudiera. El riesgo vivo por estas operaciones aún supera a día de hoy los 476 millones de euros.

El plan para limpiar la deuda financiera del recinto ferial antes de ceder su explotación a una empresa de capital mixto contempla también la financiación de sus déficits operativos. Esto es, del auxilio financiero que la Generalitat ha venido prestando en los últimos cinco años para desarrollar su actividad ordinaria.

Aunque en el preámbulo del decreto de asunción de la deuda se destaca el ajuste en la estructura de costes que han acometido los actuales gestores, este no ha sido suficiente para compensar la drástica reducción de los ingresos de Feria Valencia.

Una de las primeras medidas que adoptó el nuevo equipo directivo a su llegada al recinto en 2012 fue una reducción del 20% en los salarios del personal porque se estimó que eran "elevados". Dos años después se aplicó un ERE temporal y se externalizaron servicios. Aun así, los gastos de plantilla aún superan los 5,67 millones de euros, prácticamente el equivalente a un tercio de su facturación neta de 2016 (18,17 millones de euros).

Al cierre de 2016, el complejo contaba con una plantilla formada por 116 trabajadores, aunque la media durante el año fue de 121 empleados. Casi una tercera parte de ellos (49) ocupan un puesto de jefe, mientras que quince eran titulados de grado medio o superior. Con ello, el coste salarial medio asumido por la institución se eleva por tanto a 49.000 euros por empleado a 31 de diciembre.

Ahora acaba de pactar un nuevo ERE que contempla la salida de 26 empleados. Los de más de 58 años se podrán marchar con entre el 85% y el 95% del salario hasta el momento de la jubilación.

Créditos bancarios y acceso al FLA

Desde 2012, año en el que se produjo la salida del anterior equipo directivo con Carlos de Vargas y Enrique Calomarde, el Instituto Valenciano de Finanzas (IVF)  ha avalado créditos con Caixabank y BBVA por importe de 9 millones de euros para financiar la actividad ordinaria.

Foto: KIKE TABERNER

Además, desde que la institución fue considerada una sociedad pública a efectos de contabilidad nacional, la Generalitat ha recurrido al Fondo de Liquidez Autonómico (FLA) para pagar facturas de proveedores de Feria Valencia por un importe total de 8,3 millones de euros, un dinero que la administración valenciana deberá devolver al Estado con intereses en los próximos años.

El verano pasado, el BBVA reclamó al IVF el pago del crédito avalado, que se encontraba vencido e impagado por el recinto. El organismo dependiente de la Conselleria de Hacienda se subrogó la deuda ante la incapacidad de la Feria para pagarla y se firmó un préstamo entre ambas entidades para que Feria Valencia devuelva ese dinero "en un plazo razonable en función de sus disponibilidades financieras".

Según se detalla en el proyecto de decreto mencionado, Feria Valencia ha obtenido en total financiación pública para su actividad ordinaria por importe 17,6 millones de euros. El riesgo vivo actual supera los 15,5 millones de euros, de los cuales la Generalitat es acreedor o avalista a través del IVF.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email