X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

les corts aprueban tramitar la reforma de la ley electoral valenciana

Leyes que nacen muertas: 48 diputados se ausentan del debate para bajar el listón electoral

24/05/2018 - 

VALÈNCIA. La reforma de la Ley Electoral Valenciana (LEV) es una de las modificaciones normativas más importantes de la legislatura marcada como uno de los compromisos del Botànic rubricado en 2015. Los cambios que acometer han sido objeto de comparecencias de expertos en comisión durante meses, además de debates entre diputados en pasillos, cafeterías y despachos para llegar a consensos sobre el modelo adecuado a presentar para que pudiera salir adelante.

A un año de la cita en las urnas, este martes se debatió en Les Corts la admisión a trámite del texto legislativo redactado por Compromís, Podemos y PSPV y cada grupo parlamentario expuso su posición de partida sobre la ley. Sin embargo, a pesar de la importancia de esta cuestión, la afluencia de diputados en el hemiciclo de Les Corts a lo largo del debate no exhibió, ni mucho menos, tal relevancia. 

Escaño arriba, escaño abajo, hasta 48 diputados aprovecharon este punto del orden del pleno para ausentarse. No en vano, resultó significativo el hecho de que sólo un síndic estuviera presente de principio a fin del debate. Fran Ferri (Compromís) fue quien defendió la propuesta de nueva Ley Electoral Valenciana (LEV) sobre la que el resto de grupos trabajarán próximamente en la comisión de la reforma del Estatut.

Si bien es cierto que en el momento de la votación no faltó ningún parlamentario y las entradas y salidas al hemiciclo fueron constantes, fue llamativo que en la mayor parte de este punto del orden del pleno casi el 50% de los asientos estuvieran vacíos. Unas ausencias que quizá vinieron motivadas por el nulo progreso que los parlamentarios creen que tendrá esta cuestión tras el portazo que dio Ciudadanos a apoyar esta reforma hace tres meses, lo que la hace inviable porque el Botànic no suma los votos requeridos para aprobarla. Si no varían su criterio, la ley no llegará a ver la luz porque se necesitan 66 votos favorables. 

No en vano, las faltas del grupo de Cs durante las intervenciones de cada partido ya fueron también toda una declaración de intenciones sobre la disposición de los naranjas a mudar su posicionamiento para rebajar el listón electoral del 5% al 3%: ni síndica, ni tampoco los portavoces adjuntos estuvieron presentes en casi todo el desarrollo del punto. 

El Botànic intenta seducir a Cs

A pesar del despejado aforo, Compromís, PSPV y Podemos centraron sus esfuerzos y discursos en atraer a Ciudadanos para que al final de todo el trámite parlamentario sí apoyen la rebaja de la barrera electoral. Así, el síndic de los valencianistas, Fran Ferri, destacó otras aportaciones que tiene el nuevo texto, más allá de la rebaja del listón, como el régimen de incompatibilidades, el establecimiento de debates obligatorios en À Punt o el mailing centralizado. Tres aspectos con las que los naranjas sí están conformes y que sirvió este miércoles para tenderles la mano de cara al inicio de la fase de enmiendas. 

Aunque el grupo de Mari Carmen Sánchez (Cs) no se movió un ápice en su posición -apelaron a una reforma más amplia que incluya la modificación del Estatut de Autonomía, algo irrealizable en esta legislatura por cuestión de tiempo-, sí votaron a favor de la tramitación.  

No hizo lo mismo el PP. Los populares afirmaron que esta ley no le preocupa "a nadie" más que a sus promotores. Alegato que fue replicado por el portavoz adjunto socialista Alfred Boix, que cuestionó por qué el partido que lidera Isabel Bonig quiere modificar la ley de Participación Institucional para hacerla más representativa y que los sindicatos minoritarios puedan acceder a subvenciones del Gobierno valenciano y, sin embargo, no son partidarios de reformar la ley electoral que busca, a efectos prácticos, precisamente lo mismo: rebajar la barrera para que otros partidos minoritarios también puedan acceder a tener representación en Les Corts y que el parlamento sea más representativo.

"Ajustar la norma electoral 30 años después a la nueva realidad social, parlamentaria, es hacerla más justa, más igualitaria y más moderna", subrayó. Desde Podemos, Antonio Montiel incidió en que si la tercera preocupación de los españoles era "la política y los políticos" eso les tenía que llevar a modificar una ley "que acerque la representación de los ciudadanos para que Les Corts se parezcan más al pueblo".

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email