Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

Tres empresas, entre ellas una adjudicataria, paran el megacontrato de limpieza de centros educativos

4/03/2020 - 

CASTELLÓ. Tres empresas que habían concurrido al megacontrato de limpieza de centros educativos de la Comunitat Valenciana han presentado un recurso contra la adjudicación y han paralizado este procedimiento. Se da la circunstancia de que una de las que ha presentado alegaciones es Servicios Auxiliares de Mantenimiento y Limpieza (Samyl), que se había hecho con cinco de los nueve lotes que habían salido a licitación. Las otras dos compañías que han recurrido son la alicantina La Parisien y la valenciana Recolim, que no habían resultado beneficiarias de ninguno de los lotes. 

De esta manera, desde esta misma semana se encuentra en stand by la resolución de un procedimiento que salió a concurso a mediados de junio del año pasado por un valor de contrato global de 48,7 millones de euros en el conjunto de los dos años de duración después de que las empresas hubieran solicitado no prorrogar el viejo vínculo. 

En su escrito al Tribunal Administrativo Central de Recursos Contractuales, Samyl alega específicamente contra la adjudicación en sí misma de los lotes 6, 8 y 9 "con expresa suspensión de la tramitación del procedimiento de contratación". Su argumentación va referida principalmente a los problemas que se derivan de los impagos con las trabajadoras que la anterior adjudicataria, Limpiezas Raspeig, realizó mientras gestionó la limpieza en cinco de los lotes, tres de los cuales han ido a parar ahora a Samyl. 

Acusaciones de falta de transparencia

Según la compañía canaria, esto ha derivado en "una competencia completamente ficticia" que se ha plasmado en que a estos lotes solo han concursado entre una y tres empresas, mientras en los otros cuatro "se puede constatar la confluencia de licitadores", con un máximo de diez en el lote 1 y un mínimo de ocho en los otros tres. 

Dado que Samyl afirma no tener conocimiento de esta problemática cuando concurrió al concurso, señala que ha sido "la propia Administración la que, con su silencio y falta de transparencia, ha propiciado un marco contractual en dichos lotes al margen de la competencia". Es decir, acusa a la Conselleria de Educación de falta de transparencia a la hora de sacar a licitación el concurso. 

Todo ello motivará la prolongación del contrato para las actuales concesionarias del contrato de limpieza en los centros educativos de la Comunitat Valenciana, derivado de la tramitación de emergencia que se llevó a cabo al concluir la vigencia del anterior contrato de 1 de julio de 2016. De hecho, una de las recurrentes, Recolim, está gestionando ahora mismo varios de los lotes. 

Prórroga insuficiente

De momento, y según señala Salym en su recurso, la Conselleria ha ampliado hasta el 31 de marzo la vigencia de los contratos en uso, aunque es más que probable que deba prorrogarla, ya que los plazos de resolución del TACRC y la posterior formalización de los contratos por parte de la Conselleria hacen muy difícil que el asunto pueda quedar finiquitado antes de final de mes. 

El resto de adjudicatarias de los nuevos contratos, OHL Servicios-Ingesan, Grupo Fissa y la valenciana Vareser, están así a la espera de resolución de esta diatriba que, por otra parte, no es exclusiva de la Conselleria. Y es que el Ayuntamiento de Castelló también tiene pendiente de un recurso, aceptado por el TACRC y también presentado por Samyl, la adjudicación del servicio de limpieza y recogida de residuos en 40 colegios de la ciudad. El otro recurso, presentado por CCOO, fue desestimado por el organismo que depende del Ministerio de Hacienda. 

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email