X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

La cinta se rueda en inglés y se proyecta en el mercado internacional

Agustín Rubio convierte una casa familiar en el misterioso escenario de su primer largometraje

Emilio Oviedo produce este film de terror que busca, a través del suspense, ser significativa con un presupuesto modesto

13/06/2019 - 

VALÈNCIA. Estos días, una casa familiar de la que dispone Agustín Rubio en Manzanera (Teruel) se convierte en el plató de su proyecto más ilusionante: su primer largometraje. Las escaleras, los pasillos y el entorno se convierten en el escenario de un thriller psicológico, que cuenta con un presupuesto modesto pero con una vocación de lo más ambiciosa.

El cineasta viene de dirigir dos cortometrajes y lleva una dilatada carrera como profesor de Comunicación Audiovisual de la Universitat Jaume I y como teórico en Archivos de la Filmoteca, entre otras publicaciones. Con el curso acabado y en pocos días, ahora se embarca en el que será su salto a la gran pantalla con una historia producida por Emilio Oviedo

El film cuenta la historia de una pareja que, semanas después de la trágica muerte de su hijo, vuelve a su casa familiar para recoger lo imprescindible y tomar caminos por separado. Cuando encuentran una nota de su propio hijo proponiéndoles un juego de pistas, todo cambiará y se convertirá en un continuo plot twist.

El proyecto, dirigido y escrito por el propio Agustín Rubio, se rodará íntegramente en inglés bajo el nombre de Non-Living (en castellano el proyecto tiene el título de La desvida) y el montaje final estará compuesto por 10 planos secuencia. Para ello, cuenta con la presencia de un elenco muy reducido pero que pretender dar la campanada. Por una parte, Julio Perillán viene de ganar la Biznaga de Plata a Mejor Actor en 2017 y de trabajar bajo la batuta de Juanma Bajo Ulloa. Por otra parte, la madre estará interpretada por Tábata Cerezo, que ha intervenido en varios proyectos internacionales como la miniserie The Night Manager, de la BBC y AMC, o la recientemente rodada en la Comunitat, Terminator: Dark Fate, que se estrenará en octubre.

Los planes para la película, que no cuenta con ayudas públicas de ningún tipo, es hacer frente a la sencillez del film a través de una sólida historia que pueda ser competitiva en certámenes como el de Sitges, el más cercano al proyecto por su género y por la vocación internacional. "La vida de una película independiente en España es muy corta, así que hemos conseguido naturalizar el hecho de estar rodada íntegramente en inglés y buscar también la salida internacional", cuenta el productor Emilio Oviedo.

Pero la grandeza de un film no siempre se mide por el tamaño de su presupuesto: "Creo humildemente que el guion es potente y tiene la capacidad de mantener al espectador pendiente de qué va a pasar. No es previsible, cuenta una historia universal, es entretenido... Si sabemos traducir eso del guion a la pantalla, el film puede tener mucho potencial", confiesa el realizador.

El equipo que rueda estos días La desvida/Non-Living está integrado por 25 profesionales, entre los que se encuentran el director de fotografía Carlos Cebrián, la directora artística Arancha Rodríguez, el sonidista Xavi Mulet, la estilista Sandra Arnal o el ayudante de dirección Falele Ygueravide.

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email