GRUPO PLAZA

AVA-Asaja denuncia que la futura PAC prevé un recorte medio del 25% de las ayudas al arroz

4/02/2022 - 

VALÈNCIA (EP). AVA-Asaja ha denunciado este viernes que el arroz, junto a la ganadería, es el sector agrario valenciano más castigado por la actual propuesta de la Política Agrícola Común (PAC), correspondiente al periodo 2023-2027, y calcula que habrá un recorte medio del 25 por ciento de las ayudas a este cultivo.

Según un estudio técnico de la organización agraria, "las ayudas que recibirán los arroceros a partir del año que viene sufrirán un recorte, por término medio, del 25%, y en los peores casos la disminución llegará al 35% respecto a la cuantía vigente". En total, el sector arrocero valenciano prevé unas pérdidas cercanas a los siete millones de euros anuales y, por tanto, a los 35 millones durante los cinco años que abarca la futura PAC, ha señalado la entidad en un comunicado.

AVA-Asaja reclama a la Conselleria de Agricultura que en su informe del Programa de Desarrollo Rural (PDR-CV) mantenga un importe mínimo por hectárea similar al PDR-CV 2014-2020 para la ayuda al mantenimiento y mejora de los arrozales, ya que en el primer borrador remitido al Ministerio se omite esta demanda de la organización agraria.

En cuanto al Ministerio de Agricultura, AVA-Asaja le exige que en el Plan Estratégico de la PAC "relaje los requisitos de los ecoesquemas designados al arroz, a fin de adaptarlos a la realidad del cultivo, que tiene limitaciones por estar enclavado dentro de un parque natural, y facilitar su cumplimiento técnica y económicamente por parte de los agricultores".

Los factores que explican esta "fuerte reducción" de ingresos en concepto de las ayudas PAC al arroz --tanto en los importes referentes al pago de renta como a los ecoesquemas, las ayudas específicas y agroambientales-- son la disminución del valor de los derechos, a causa de la convergencia que se plantea en la próxima reforma legislativa o el endurecimiento de las exigencias de carácter medioambiental, tales como elaborar un plan de regadío y abonado justificado por un técnico competente, efectuar un mayor mantenimiento de las acequias y canales, incrementar el uso de semilla certificada o pasar el láser para nivelar el terreno con una periodicidad anual, entre otros requisitos.

Asimismo, apunta al incremento de los costes de producción, ya que, además del encarecimiento de insumos tan importantes como la energía eléctrica, los combustibles y los fertilizantes, en el caso del arrozal valenciano "hay que sumar mayores gastos en mano de obra para combatir la multiplicación sin precedentes de malas hierbas, debido en gran parte a la falta de herbicidas eficaces".

El responsable de la sectorial de arroz de AVA-ASAJA, José Pascual Fortea, advierte de que "si la Conselleria y el Ministerio no revisan sus propuestas y siguen ninguneando las razonables reivindicaciones del sector arrocero, está en riesgo el precario equilibrio de rentabilidad del cultivo".

"Entre el hachazo en las ayudas y los sobrecostes económicos, a muchos arroceros no van a salirle las cuentas. Ya estamos al límite y un nuevo empujón nos puede arrojar al abismo", ha advertido. En esta línea, añade que la sociedad y la clase política "han de ser conscientes de que está en juego un sector clave no solo desde el punto de vista económico, alimentario e incluso identitario, sino también imprescindible a la hora de preservar los valores medioambientales de los parques naturales de La Albufera y del Marjal de Pego-Oliva".

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme