GRUPO PLAZA

El partido propone reducciones de impuestos en el abastecimiento de gas natural

Compromís presenta en el Senado una enmienda a los PGE para invertir 200 millones en la cerámica

29/11/2022 - 

CASTELLÓ. El portavoz de Compromís, Carles Mulet, ha informado hoy que esta formación ha presentado una enmienda a los Presupuestos Generales del estado en la que se reclama la creación de un fondo de 200 millones para contribuir a paliar los efectos de la invasión de Ucrania y la inflación en los sectores intensivos en energía como el cerámico. Para ello propone créditos fiscales favorables a empresas del sector cerámico, que implique reducciones de impuestos en base al incremento de la facturación en el abastecimiento de gas natural, como están haciendo otros Estados miembros de la Unión Europea.

“Reclamamos de una vez medidas contundentes, pues el Gobierno no puede estar impasible ante una grave crisis que afecta a nuestra industria cerámica, que supone el 95% del volumen de facturación de este sector en España, lo que pone en riesgo numerosos puestos de trabajo y exportaciones”, ha señalado el portavoz de Compromís.

Asimismo, la propuesta reclama activar el Mecanismo RED en los expedientes de regulación temporal de empleo (ERTO) para que las empresas del sector de la cerámica se puedan acoger a dicho instrumento como una medida de flexibilización y estabilización del empleo del clúster cerámico. En caso de que el Mecanismo RED no se acomodara a la situación de las empresas del sector cerámico, establecer un nuevo mecanismo de características similares, es decir, con reducciones de las cotizaciones sociales para las empresas y evitando que las personas trabajadoras del sector consuman periodos de prestaciones por desempleo.

Por otro lado, pide incrementar las ayudas directas al sector cerámico para asegurar los empleos de las personas trabajadoras y la existencia del clúster cerámico de las comarcas de Castelló, así como estudiar mecanismos para la participación del Sector Público del Estado en compras de gas en origen para poder garantizar el suministro del sector cerámico y la reducción de su precio en aras de ganar competitividad y medidas diplomáticas, de colaboración con la Generalitat Valenciana y acciones ante la Comisión Europea para pedir una regulación propicia que permita una bajada del precio de la energía.

Hasta la fecha los intentos de interlocución de representantes del sector con miembros destacados del gobierno han sido atendidos con lentitud o directamente derivados a personas de sus equipos sin capacidad de manifestar compromisos relevantes. “Por eso vamos a intentar que el Gobierno se implique en medidas similares a las implementadas por el gobierno valenciano del Botànic. Esperamos que apoyen la medida”, ha señalado.

Una crisis sin precedentes

El sector de la cerámica conforma un auténtico clúster en las comarcas de Castelló, concentrando el 95% del volumen de facturación de este sector en España, y su relevancia en términos de empleo, producción y exportación industrial es incuestionable a nivel valenciano, estatal e internacional. Sin embargo, la crisis energética provocada por el aumento del coste del gas ha derivado en 77 expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE) que afectan a casi 9.000 personas trabajadoras y 7 expedientes de extinción de contratos (ERE) que afecta a casi un millar de personas trabajadoras. En total, ERTE y despidos alcanzan ya la mitad de los empleos directos del sector y a todos los municipios donde se ubica el clúster azulejero (Onda, Vila-real, Almassora, l’Alcora, Castelló...) Todo ello genera serios problemas a corto y medio plazo para un sector económico clave de las comarcas de Castelló y que genera más del 14% del PIB en la economía valenciana, así como el 2,7% del PIB industrial del Estado español.

Actualmente 1 de cada 2 empleos de la industria castellonense y 1 de cada 3 empleos del total provincial se encuentran en el sector cerámico. La destrucción de un porcentaje significativo de esos empleos tendría repercusiones en empresas auxiliares en primera instancia y, más adelante, quedarían resentidos también el sector servicios y la economía en general. Por otro lado, el exceso de mano de obra sin empleo podría afectar a la baja a los salarios, ya que el resto de los sectores encontrarían una sobreoferta de potenciales empleados. Para finalizar, se extiende la inquietud por la posibilidad de que algunas empresas del sector puedan deslocalizarse de forma definitiva, lo que lastraría las posibilidades de recuperación de los puestos de trabajo en caso de superarse esta crisis.

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme