Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

vehiculizará la captación de fondos a través del gobierno de españa

La Comunitat Valenciana se queda fuera de una red de gestión de fondos europeos liderada por Cataluña

6/08/2020 - 

VALÈNCIA. “No tenemos interés en abrir fuentes de conflicto pidiendo cosas imposibles, no es nuestra prioridad, sino la de otras Comunidades Autónomas”. Así se desmarcaba Joan Calabuig, Secretario Autonómico de Acción Exterior de la Generalitat Valenciana, de las divergencias planteadas ante el Gobierno central por la gestión de los fondos europeos post covid-19. La Generalitat catalana lidera una red junto a otras catorce regiones europeas, para gestionar de forma directa las ayudas contra la crisis, y a la que no ha sido invitada la Generalitat Valenciana.

Mientras Cataluña busca el encuentro con otras regiones para la gestión de fondos después de la pandemia, la Comunitat Valenciana prepara un programa con sus prioridades para centralizar la gestión a través del Gobierno de España. 

Esta es la visibilización de dos modelos divergentes de gestionar el territorio y que se hizo patente el pasado fin de semana con la ausencia del presidente de Cataluña, Quim Torra, en la Conferencia de Presidentes que tuvo lugar el pasado fin de semana en el monasterio de Yuso, en San Millán de la Cogolla.

El debate sobre la gestión de los fondos post covid-19 está abierto. Las divergencias ya se hicieron públicas antes de la conferencia. Durante el encuentro, el Gobierno español presentó un programa totalmente centralizado en el que asumía la tutela de una cogobernanza que algunas comunidades autónomas veían con recelo.

Precisamente, el presidente Ximo Puig presenta este jueves en el Pleno de les Corts el programa ofrecido por el presidente Pedro Sánchez durante la Conferencia de Presidentes a los gobiernos autonómicos.

Previamente, la semana pasada, el conseller catalán de Acción Exterior, Bernat Solé, hacía una ronda con catorce regiones europeas para aunar sinergias en la gestión de fondos con objeto de salir de la crisis del coronavirus. Los territorios europeos que confluirán con la Generalitat catalana son Flandes, Valonia, Lazio, Emilia-Romagna, Navarra, País Vasco, Balears, Azores, Varazdin (Croàcia), Baden-W, Baviera y Salzburgo, además de las francesas Nouvelle-Aquitanie, Occitània y Provenza-Alpes. 

El representante valenciano de Acción Exterior, Joan Calabuig, manifestó que la Generalitat Valenciana no había sido convocada y dijo estar receptivo para participar en esta iniciativa. “Estamos abiertos a la colaboración en redes que se puedan plantear. Aunque estamos en un momento muy inicial del proceso, falta aclarar los términos y los procedimientos… Pero ya estamos en muchas redes como la CRPM -Conferencia de Regiones Periféricas Marítimas- y otras mas sectoriales como la hortofrutícola o Nextur para turismo. No tenemos ninguna limitación a priori”, manifestó. 

Calabuig añadió, en este sentido que, “aparte de esto, mantenemos de forma directa relación con algunas regiones, como Sachen-Anhalt y con Helsinki-Uusimaa, con quienes tenemos un memorándum de entendimiento en innovación, y con Estiria (Austria) liderando el intergrupo del automóvil en el Comité de las Regiones”. Por ello, insistió en que “estamos abiertos para participar a nivel interregional. La voluntad es la de hacer las cosas rápido para alcanzar las prioridades valencianas”.

Foto: MARGA FERRER

Abiertos a participar, pero no a la "gestión directa"

No obstante, reiteró que no es partidario “de la gestión directa". El secretario autonómico explicó que la Comunitat Valenciana ha “avanzado bastante” dentro de las incertidumbres derivadas de la crisis del Covid-19. En concreto, hablo de tres grandes acuerdos con empresarios y sindicatos; la reconstrucción y relanzamiento en el ámbito institucional con ayuntamientos y diputaciones, y el acuerdo político aprobado el martes en Les Corts, con excepción de Vox. “La Comunitat tiene un gran plan de recuperación que cumple una de las condiciones que se piden desde Europa y es que los proyectos estén basados en un amplio apoyo social y de acuerdo con la sociedad civil”, comentó Calabuig. 

El secretario autonómico valenciano insistió en la delegación de los fondos en el ejecutivo español. “Entendemos que ésta es la vía central. La vía directa será el plan que presente España ante la Unión Europea y que coordina la vicepresidencia económica. El presidente ha tomado la decisión de tomar la iniciativa y que se comience a coordinar el trabajo en el Gobierno valenciano”, declaró Calabuig. 

Desde hace semanas, el gobierno valenciano tenía la instrucción de orientar todas las decisiones políticas de cara al programa de relanzamiento de la Comunitat, alineadas en los grandes ejes del Plan de Recuperación Next Generation EU, para salir de la crisis de la pandemia. “Se ha insistido en que todas las áreas deben tener los tres elementos básicos: digitalización, desarrollo del Pacto Verde europeo y resiliencia en cuestiones como el autoabastecimiento de productos médicos o el desarrollo de la industria valenciana con independencia de la cadenas de suministro europeas”, expone Joan Calabuig. 

Precisamente, en la mañana del miércoles, el secretario autonómico expuso estas prioridades durante la reunión de la Comisión Interdepartamental de la Unión Europea. “El President ha lanzado la idea y la necesidad de que de acuerdo con este gran pacto y con el acuerdo europeo, en septiembre todas las Consellerias estén armadas. Nos interesa mucho que en el plan del gobierno español, que se lanzará en octubre, tengamos claras nuestras prioridades para trabajar con el gobierno de España, para que el plan español incluya las estrategias de la Comunitat y que los recursos que se gestionen respondan a nuestros intereses”, manifestó Calabuig. 

De otro lado, el delegado de exterior explicó las dificultades de coordinación a nivel horizontal en el seno de la Generalitat para aplicar las prioridades europeas de transición ecológica y digital a nivel transversal. “Hace falta un esfuerzo de adaptación desde el Gobierno Valenciano, aunque muchos de sus departamentos ya tenían alineadas sus actuaciones con ese tema de respuesta al cambio climático con la transformación energética, y en el ámbito de la digitalización de la administración pública valenciana”. Calabuig insistió en que “partimos de unas bases importantes, con un gobierno que no tiene que rectificar su línea de actuación y con otro elemento importante, y es que partimos de un consenso político y social muy amplio”.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email