Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

libros y discos 

EdictOràlia, una editorial a contracorriente

15/01/2021 - 

VALÈNCIA. Su pasión por la música y su inquietud por dar a conocer textos íntimos, con los que tiene una especial conexión, llevó a Josep Lluís Galiana a emprender un proyecto que llevaba muchos años deseando hacer realidad: montar su propia editorial. Un sueño que cumplió en 2016 al fundar EdictOràlia Llibres i Publicacions y publicar Improvisación libre, el gran juego de la deriva sonora. Un libro escrito por el propio Galiana que recoge la esencia de la editorial: Escritos que sirvan para reflexionar y debatir en torno a la creatividad y a sus nuevas formas de manifestarse. 

Proyectos que hablan de la música, de la interpretación y que analizan los procesos creativos pero, sobre todo, en los que Galiana se siente próximo. “Todos los libros que publicamos en EdictOràlia Llibres i Publicacions son de un ámbito muy reducido, de mi entorno más cercano, porque nunca tuve la pretensión de hacer una editorial grande”. Una cercanía que constata en cada uno de los libros que tiene en sus manos y que trazan las líneas de la editorial. 

Es el caso de Escuelas creadoras: Escuelas creativas, una obra colectiva cuyos autores dejan patente la necesidad imperiosa de dar el salto y provocar un cambio que permita la transformación de las artes en la escuela. “Es un proyecto en el que estuve implicado desde el inicio a través de unas jornadas educativas —está editado en colaboración con l’Institut de Creativitat i Innovacions Educatives, de la Universitat de València— sobre el arte como herramienta para la enseñanza”, expresa Galiana. El libro, además, dio origen a una nueva colección dentro de la editorial: ARTSLAB: Educación artística contemporánea.

Un trabajo editorial que tiene como fin dar a conocer tesis doctorales o trabajos de investigación que de otro modo se quedarían en los repositorios de las universidades y en los que Galiana ha colaborado o considera que son un referente en su temática. Con cariño va describiendo cada uno de los libros que tiene sobre la mesa, como  Pianos y Pianistas. Dos décadas de crítica musical y otros escritos pianísticos, de Josep Lluís Galiana; Compromiso con la modernidad. Obra y estética de Francisco Lláser Pla, de Emilio Calandín… Al nombrar este último, Galiana hace un alto para recordar el vínculo tan especial que le une con Francisco Lláser Pla, clave a su entender en la historia de la música valenciana. “El profesor del Conservatorio de Castellón, Emilio Calandín, hace una tesis sobre Francisco Lláser Pla, que fue un compositor puente entre la música clásica valenciana y la música contemporánea, y que fue profesor mío de formas musicales porque era también profesor en el conservatorio”.

Proyectos que ven la luz gracias también a la búsqueda por parte de la editorial de ayudas y patrocinadores para que esos proyectos tengan recorrido pues, como recalca Galiana, EdictOràlia Llibres i Publicacions no es una editorial de autoedición. Tampoco es una editorial que tenga en el punto de mira el formato digital porque hay una apuesta clara por el libro como objeto: “A las personas les gusta tocar el libro, tener el objeto. Es cierto que será más complicado que lean en papel las generaciones más jóvenes porque son nativos digitales pero creo que el libro nunca desaparecerá. Mientras haya librerías y personas a las que le guste el libro como objeto habrá libros”.


La editorial crece con la poesía y el teatro

Aunque la música ocupa un lugar destacado en la editorial, en 2018 la poesía irrumpió con fuerza en la editorial. Así, la colección EdictOràlia Poesia arrancó ese año con la publicación Sons Compartits. Poemes, textos i pretextos, de Josep Lluís Galiana y al poco se convirtió en un altavoz para dar a conocer las voces de la poesía valenciana, como ya lo ha hecho con Pere Bessó (Els costums bàrbars) o André Cruchaga (cementerio atávico / cementerio atàvic). Una colección que el próximo mes contará con un nuevo poemario de Josep Lluís Galiana. “Hasta ahora todas las publicaciones son en valenciano pero estoy abierto a hacerlo en castellano también. De hecho, estoy trabajando con un músico y poeta valenciano para editar un poemario en castellano de un pianista valenciano”, comenta sin querer desvelar muchos detalles del proyecto. 

Y de la música y la poesía al teatro. Comenzó la colección con la obra de ¿Y ahora qué? De Eduardo Viladés, que se ha traducido también al valenciano (I ara què?) y en breve llegará a la editorial Només es perd el que es guarda, de Inma Garín y Rosa San Martín, una obra de teatro con algunas licencias en la que se rinde homenaje a Antonio Machado cuando vivía en Villa Amparo (Rocafort). Aunque originalmente se escribió en castellano, la obra también se ha editado en formato bilingüe. 

¿Y en cuanto a la narrativa? Galiana detalla que en un futuro próximo la editorial también se abrirá a este campo pero con prudencia. Una cautela que se debe al gran abanico de oferta literaria existente y al gran número de editoriales especializadas en el género, pero también a su preferencia y experiencia en el ensayo o la poesía. “A EdictOràlia Llibres i Publicacions llegan muchas propuestas de personas que quieren editar su novela pero son proyectos con los que, de momento, voy con pies de plomo”, explica relatando que también es un género donde el mundo digital tienen más presencia y al que, de momento, no va a dar el salto. 

En cuanto a los proyectos que está ultimando, destaca un libro colectivo coordinado por el profesor Enrique Telles sobre la música y la represión política que analiza el trasvase de cancioneros que hubo de la Alemania nazi a la España franquista. El otro proyecto que también será una realidad dentro de poco es una investigación sobre los artistas sonoros latinos en Nueva York y entre los que se encuentra una mujer española que lleva viviendo más de una década allí. “Son trabajos muy especializados para un público muy concreto pero que le gusta leer y profundizar sobre esos temas”, recalca. 

La improvisación, foco del sello discográfico

Además de escritor y de ser un romántico del papel, Josep Lluís Galiana es compositor. De ahí que la editorial tenga también su sello discográfico (Liquen Records) y que, además, naciera en paralelo a la editorial. Eso sí, combinando el formato digital y físico porque “hoy en día hacer discos es una quijotada”. Su sello discográfico también guarda esa intimidad y esa cercanía de los que Galiana hace su máxima pero también tiene el foco centrado en difundir las músicas improvisadas y experimentales. Solo hay que ver su catálogo: Traçsonology; Interaccions Sonores; Bregues de Moixos; Josep Lluís Galiana. Tenor Saxophone Solos, La Paella Sònica. Una creació multidisciplinar d’Adolf Murillo…. 

Consciente del momento tan delicado que se está viviendo, hace un alegato optimista en pro de los libros y los discos: “No vamos a dejar de hacer libros ni discos porque no vamos a dejar nunca de escribir ni de juntar o componer sonidos. Por lo tanto, este proyecto, que precisamente se inspira en en difundir los procesos creativos contemporáneos, tanto en la música como en la literatura, va a seguir trabajando para darles voz. El objeto es lo de menos pero por mis inquietudes me seguirá gustando maquetar, buscar el papel, elegir las tipografías… Es decir, me gustará la composición del proceso del libro”. 

Y en cuanto a la música y su soporte expresa que no es tan importante como antaño pero "sigo haciendo CD's porque creo que es el formato idóneo; aunque  luego se distribuyan a las plataformas digitales porque es la manera de poder llegar a todo el mundo”. Aunque, como él mismo confiesa, es un debate que llevaría horas analizar. En lo que no hay debate es en la importancia de que la cultura sea transgresora: “la cultura no debe ser segura, debe ser muy insegura y provocadora porque de lo contrario es tradición y, eso, es otra cosa”. 

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email