X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

Sin compromisos para 2019

El Consell se olvida de Cultura en el último seminario de gobierno

5/02/2019 - 

VALÈNCIA. Por primera vez desde que el Consell inaugurara los seminarios de gobierno, reuniones cada seis meses en las que se fijan objetivos para cada área, Cultura se ha ido de vacío. La cartera gestionada por el conseller Vicent Marzà cerró el séptimo seminario, celebrado en Simat de la Valldigna y Gandia, con poco que decir sobre asuntos culturales de cara al próximo semestre (y último de legislatura). A pocos meses de las elecciones municipales y autonómicas, los principales responsables del gobierno autonómico hacían por última vez repaso a lo prometido y balance de lo alcanzado, un seminario que sirvió en un primer momento para marcar los principales proyectos de cada área y que ha terminado perdiendo fuerza con los meses.     

La inclusión de cultura en el listado de compromisos de cara al primer semestre del año se reduce a un punto que, más que un objetivo, es un brindis. “Seguir ampliando los derechos culturales de la ciudadanía y contribuir al cambio de modelo productivo”. Este es el título de la única referencia al sector cultural en el informe del recién celebrado seminario, apenas un par de párrafos genéricos sobre la filosofía de la política cultural del actual gobierno. “La política cultural del Consell pretende consolidar la transformación del actual ecosistema cultural valenciano para contribuir al cambio de modelo productivo a través del incremento de la innovación y la productividad de nuestra estructura económica, para que la cultura comporte un valor añadido y genere puestos de trabajo de calidad”. El texto continúa diciendo que “se debe seguir mejorando” los derechos culturales, para lo que “continuaremos” impulsando medidas que incentiven la creación de nuevos públicos y hagan más accesible los derechos culturales.

Cierto es que desde aquel primer seminario, celebrado en Morella en invierno de 2016, la ambición de las propuestas del área de cultura ha ido decreciendo. De esta forma, hace tres años se apostaba por la nueva Ley del Institut Valencià d’Art Modern (IVAM), la Ley de Mecenazgo y la modificación de la Ley de Patrimonio como primeros objetivos del nuevo gobierno, ya ejecutados. Este listado se ampliaba seis meses después en Torrevieja con el mapa de enseñanzas musicales, todavía por ejecutar; el plan de democratización cultural, compuesto por distintas medidas de acceso a los espacios culturales; y la puesta en marcha de la Mesa de la Cultura Valenciana, un órgano de reunión de la administración con los distintos agentes culturales que, aunque puesto en marcha, también ha sido criticado por distintos sectores por su falta de seguimiento. En 2017, año en el que los seminarios viajaron a Sagunt y Ademuz, se sumó a la lista de proyectos las residencias artísticas impulsadas por el Consorci de Museus, la encuesta de prácticas culturales y el plan de inversiones en patrimonio cultural.

Vinculado a la encuesta de prácticas culturales, en el seminario de invierno de 2018, celebrado en Vinarós y Benicarló, se propuso la creación del Observatorio Valenciano de la Cultura, una página web que aglutina distintos estudios sobre el sector, así como el convenio colectivo de actores y actrices valencianos. El penúltimo de los seminarios de gobierno, que tuvo lugar en Castalla-Biar el pasado verano, fue finalmente el que dejó los últimos compromisos en el área de cultura tras el vacío de 2019. Entonces se fijaron como meta la elaboración del inventario del patrimonio de la Guerra Civil, presentado a través de una página web; la creación de una aplicación para móviles con la agenda cultural valenciana y la celebración de los premios de las artes escénicas, de la música o del audiovisual, que se celebraron en la última parte del pasado año.

Ni frío ni calor, Cultura se encuentra, además, en la mitad de la tabla por lo que respecta a las áreas que los ciudadanos consideran como mejor gestionadas. De acuerdo con el sondeo de la consultora SyM Consulting realizado para Valencia Plaza entre el 22 y el 24 de enero con un total de 1.545 encuestas válidas y un margen de error máximo del 2,49%, Cultura es para el 7,1% de los encuestados el área mejor gestionada de la Generalitat Valenciana, situándose en la mitad de una tabla que lidera Bienestar Social (17,8%); Educación (11%), también gestionada por Marzà, y Hacienda (10,6%). A la cola se sitúa Transparencia (2,2%), Economía (2,5%) y Vivienda e Infraestructura (3%).

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email