GRUPO PLAZA

el alcalde acusó a los agentes de "acoso y derribo" tras una denuncia

El sindicato policial de Catarroja presenta un acto de conciliación previo a la querella contra Monzó

11/03/2021 - 

VALÈNCIA. El Sindicato de Policías Locales y Bomberos de Catarroja (SPPLB) ha presentado un acto de conciliación previo a la querella contra el alcalde de la localidad, Jesús Monzó, por las acusaciones de "acoso" y "persecución" contra el cuerpo. Cabe recordar que el primer edil de Compromís ha sido denunciado en dos ocasiones por los agentes locales por presuntamente saltarse las normas contra la covid-19 impuestas por la Generalitat. 

La primera fue cuando dejó pasar a dos amigos a su casa para que felicitasen el cumpleaños a su pareja, en un momento en el que las reuniones entre no convivientes estaban prohibidas. En esta ocasión, el alcalde admitió los hechos e incluso pidió disculpas, aunque matizó que tan solo estuvieron en el domicilio durante un corto periodo de tiempo. Sin embargo, es la segunda sanción la que ha provocado el choque más grave entre las dos partes implicadas.

Y es que, el alcalde no ha dudado en afirmar que la denuncia "se basa en hechos falsos". Por una parte, los agentes mantienen que recibieron una queja anónima en la que un vecino aseguraba que había visto al alcalde entrar, junto con su marido y su hijo, en el piso de una familiar suya. Sin embargo, Monzó explica que nada de eso sucedió, y que ese día tan solo se encontró con una vecina por la calle con la que mantuvo una corta conversación, después de haber ido a visitar las obras de su nueva casa. 

Del mismo modo, también añadió que en ese momento no había ningún policía en la calle para presenciar los hechos, y que no fue hasta la noche cuando los agentes se presentaron en su casa para entregarle en mano la sanción. Una circunstancia que desencadenó finalmente el enfado del primer edil, que incluso llegó a emitir un comunicado en el que acusaba al cuerpo de haber orquestado una campaña de "acoso y derribo" contra su persona. 

Acoso que según Monzó tiene su origen en las tensas negociaciones que ahora mismo mantiene el ayuntamiento con la Policía Local para modificar los horarios de los agentes y mejorar las condiciones laborales en general. Unas acusaciones que el cuerpo ha negado tajantemente en diversas ocasiones y que ahora además exige que se retiren.

De este modo, el acto de conciliación que la Policía Local ha presentado ante los juzgados de la localidad da la oportunidad a Monzó de retractarse de estas palabras y, en caso de que no lo haga, el sindicato procederá a presentar una querella contra él. 

Acusaciones cruzadas de revanchismo y acoso

"Se da la circunstancia de que ese mismo viernes se celebró una tensa Mesa General de Negociación Colectiva, en la cual el mismo delegado sindical que horas después levantó el acta de la denuncia se enfrentó al alcalde", denunció Compromís, dando a entender que la segunda denuncia era un acto de revanchismo ante una jornada fallida de negociaciones. 

"La Mesa está grabada y nosotros no percibimos esa tensión de la que el alcalde habla", concluye el sindicato en su comunicado. "Suponemos que el resto de fuerzas políticas y sociales presentes coincidirán con nuestra percepción, o sino pueden consultar la grabación". Así, la organización ha criticado "el deplorable linchamiento público al que somete el señor alcalde al cuerpo de la Policía Local cuando, como parte interesada, no le satisface una actuación policial".

Por su parte, cabe recordar que Jesús Monzó también está estudiando la posibilidad de denunciar a algunos agentes de Policía Local implicados en estas actuaciones.  

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email