X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

los propietarios aún están en plazo para pedir licencia

El Ayuntamiento de València rechaza la petición de Grupo Siso de edificar en el solar ajeno de Jesús 32

24/07/2018 - 

VALÈNCIA. El Grupo Sociedad Impulsora de Solares Ociosos (Siso) no podrá construir en uno de los solares más valiosos de los que ha elegido para promover pese a no ser suyos, ante el supuesto incumplimiento del deber de edificar durante seis años por parte de sus propietarios. Se trata del solar situado en València, en los números 32 y 34 de la calle Jesús, muy cerca de la Gran Vía Ramón y Cajal.

El Ayuntamiento de València ha denegado la solicitud de Grupo Siso tras constatar que no habían transcurridos los seis años que marca la ley para que un tercero pueda instar al consistorio a que expropie a su favor el solar, de acuerdo con la Ley de Ordenación del Territorio, Urbanismo y Paisaje (Lotup) de 2014. 

Ahora sí han transcurrido seis años desde que pudo ser edificado -tras la demolición de los edificios anteriores-, según ha podido saber Valencia Plaza, pero dado que el Ayuntamiento acordó la suspensión cautelar del otorgamiento de licencias en mayo de 2017, tras la solicitud de Grupo Siso, este plazo quedó interrumpido y ahora se reanuda. Quedan, según fuentes de la propiedad, unos ocho meses.

El solar es propiedad de varias empresas tras las que están, entre otros, la familia Gimeno March, originaria de Catarroja, y, en una pequeña proporción, el empresario y exconcejal del Ayuntamiento Társilo Piles. Un 2% pertenece a personas que no han podido ser localizadas, motivo por el cual el resto de propietarios solicitó hace más de dos años al juzgado deshacer el proindiviso para resolver el problema y poder edificar con la unanimidad de todos los propietarios. La subasta está prevista, según las mismas fuentes, para después del verano.

No obstante, los propietarios ya han presentado una solicitud de licencia "sin perjuicio de daños a terceros" por ese 2%  que les falta, licencia que no pudo ser otorgada debido a la suspensión cautelar.

El grupo Siso, dirigido por Miguel Ángel Santos, justificó en su día su interés por el solar de Jesús 32 y 34 por el beneficio para la ciudad que supondría su inmediata promoción, pues "no se encuentra alineado a la línea de fachada que establece el Plan General y ocupa la totalidad de la acera y parte de la calzada de la calle Jesús, con grave peligro para los viandantes".

Miguel Ángel Santos, administrador de Grupo Siso. Foto: VP

La posibilidad de edificar en suelo ajeno cuando los propietarios no lo hagan -prevista desde hace décadas para las administraciones públicas- se abrió en 2014 al sector privado, si bien la crisis hizo que no surgieran interesados hasta la actualidad, cuando la mercantil Grupo Siso se lanzó a utilizar esta herramienta.

Se trata de un modelo que gusta tanto a la Generalitat como al Ayuntamiento de València para evitar el abandono de suelos en los núcleos urbanos así como la especulación. 

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email