GRUPO PLAZA

grand place / OPINIÓN

La bolsa o la vida

17/11/2020 - 

Entrado el invierno del AñoZero, el año en que llegó el virus, nos habíamos acostumbrado a la soledad del IndividuoSano (IS), el nuevo super-hombre nacido de la pandemia. Fueron los primeros que se asilaron, que se protegieron, que tuvieron acceso a la vacuna y a los tratamientos con éxito. Fueron los ricos, los privilegiados con sanidad pública o privada, los Elegidos. No sin sacrificios. Los que el Banco Mundial había previsto en los inicios. En la fatídica primavera del año 20, el Banco Mundial (en adelante, WB por sus siglas en inglés)  predijo o marcó la casilla de salida, el camino financiero a seguir por los gobiernos de todo el mundo.

Se trataba del Report Nº: PCBASIC0219761, un documento fechado el 2 de abril de 2020 “para uso oficial solamente”, sentaba las bases para una asociación internacional, con el propósito de iniciar el reconstrucción y el desarrollo post covid-19. Este proyecto estimaba un plazo que finalizaba el 31 de marzo de 2025. Se trataba de la Fase I para los 25 proyectos propuestos en el “Programa de Preparación y Respuesta Estratégicas Covid-19”.

Entre las oficinas fantasma de LaVilla, la Tieta encontró en los primeros años de la pandemia este documento, escondido entre las carpetas digitales de un ordenador obsoleto olvidado en la antigua sede de ATT, en la capital europea. El documento quedó atrapado en la red de su hardware, antes de la caída mundial de la iCloud que provocó la explosión del satélite orbital y el consiguiente CaosPrevio.

Intento seguir los mismos pasos que tomó aquel día la Tieta hacia LaVilla. Bajando por Paul Lauters hasta Louise, la imponente figura de su esqueleto en ruinas se eleva sobre un cielo plomizo, que hoy esquiva los drones biplaza y los auto-taxis que aparcan en su terraza. Otrora restaurante de lujo, la parte superior ha quedado al descubierto como aparcamiento pirata. No tiene dueño. Su aspecto, en blanco y negro, es desolador, como el escenario que describe este informe del WB.

LA MARINA. Foto: RL 

Un estudiado análisis del impacto económico en países sin cobertura sanitaria universal, predice los costes financieros que conllevaría la pandemia, tanto para los gobiernos nacionales como para su población o el sector productivo, cuya imagen iría cambiando a lo largo de los siguientes 70 años. También augura el endeudamiento en los países con sanidad pública o semi-pública, como el Territorio-Europa

“Un conjunto principal de efectos económicos derivará del aumento de las enfermedades y muertes entre los seres humanos. El impacto más directo sería a través del aumento de los costes de atención médica y el riesgo de empobrecimiento para los grupos de población vulnerables con acceso limitado a los servicios de salud. En países sin cobertura universal de salud, el impacto financiero de la covid-19 en la población podría ser catastrófico”.

El informe avanza con las medidas higiénicas preventivas y de confinamiento, que se tomaron en un inicio de forma provisional y que se quedaron para siempre. “Otro conjunto importante de efectos económicos será el resultado de los esfuerzos descoordinados de los particulares para evitar infectarse o sobrevivir a los resultados de la infección. Las medidas que tomaron las personas resultaron un severo choque para los sectores de servicios como el turismo, el transporte masivo, las conferencias y las ventas minoristas, además de la interrupción de los procesos de producción. A corto plazo, los objetivos de salud pública requieren que las personas no vaya de compras ni al trabajo”.

Por ello, el Programa urgía ya a primeros de abril a “desembolsar la mayor parte de esta operación en los próximos 12 a 18 meses”. Y preveía los productos destinatarios de la financiación a los Estados. “Se espera que las principales adquisiciones planificadas en todos los países incluyan: (i) equipo y consumibles médicos / de laboratorio, (ii) equipo de protección personal (EPP), (iii) equipo de gestión clínica, (iv) reacondicionamiento y equipamiento de equipos médicos e instalaciones, (v) recursos humanos…”. Parecía que nuestro futuro estaba ya escrito.

Entre las 60 páginas el documento, se escondía una frase significativa que la Tieta subrayó en rojo pantone: “El Banco está coordinando estrechamente con la OMS y otras agencias de la ONU (específicamente la OMS y UNICEF) que han establecido sistemas para adquirir suministros médicos y cobran una tarifa que varía según las agencias y el tipo de servicio y puede ser negociada (alrededor del 5% en promedio)”. La tarifa… Estos pequeños detalles y la espectacular subida en bolsa de la farmacéutica Pfizer, precursora de LasFarm, tras anunciar su vacuna-milagro en el otoño del AñoZero, dieron lugar a una investigación liderada por Marc, Fatty y Alícia los primeros disidentes, el origen de LaResistencia. Eligieron la vida…  

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme