X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 18 de enero y se habla de à punt CVMC bloc Compromís CEV
GRUPO PLAZA

con los votos a favor de PSPV, Compromís y Podemos

Les Corts aprueban la Ley de Policía Local que reserva el 30% de las plazas a mujeres

22/11/2017 - 

VALÈNCIA. (EP). El pleno de las Corts ha aprobado, con los votos a favor de PSPV, Compromís y Podemos, en contra de Cs y los diputados No Adscritos y la abstención del PP, la Ley de Coordinación de Policía Local de la Comunitat Valenciana que recoge la obligatoriedad de reservar el 30 por ciento de sus plazas a mujeres en aquellos municipios en los que el número de féminas no alcance el 40% de la plantilla.

Concretamente, la norma recoge que para conseguir una composición "equilibrada", los municipios en los que el número de mujeres no alcance el 40% de la plantilla de la Policía Local, y hasta que se llegue a ese porcentaje, en las convocatorias para la escala básica se establece una reserva del 30% de las plazas para mujeres.

La norma apuesta por una policía "anclada en principios éticos y siempre vigilantes a conductas y actitudes denigrantes que pueden incitar a la violencia física, a la violencia de género, delitos de odio y otras formas delictivas que atentan contra la libertad, los derechos humanos y la convivencia".

Asimismo, recoge la necesidad de modificar el acceso a la función pública de los policías a través del establecimiento de una fase previa para "homogeneizar los requerimientos y mejorar la eficiencia en el reclutamiento" Contempla, de igual modo, una modalidad específica de promoción interna y apuesta por "acabar con la inestabilidad laboral de un elevado número de agentes en situación de interinidad".

Además, recoge la creación de Consejos Supramunicipales de Coordinación de las policías locales como órganos colegiados de coordinación y asesoramiento en el ejercicio de la competencia autonómica; el Observatorio de Seguridad de la Comunitat Valenciana y el Comité de Ética y Transparencia de la Actividad como espacio "de reflexión" para potenciar las buenas prácticas dentro del cuerpo, así como el Comité de Asuntos Internos.

Durante el debate, la diputada de Podemos Cristina Cabedo ha defendido la norma porque "implementa una estructura positiva" que es mancomunada para llegar a cualquier parte del territorio valenciano, así como ha valorado que implementa medidas como la prohibición de contratar interinos. Además, ha destacado que profundiza en la idea de confeccionar un cuerpo de policía "alrededor del concepto seguridad ciudadana, con capacidad de hacer frente a los delitos de odio incluso dentro del propio cuerpo, y moderno".

"Esta ley dará cobertura a las personas vivan en el municipio que vivan para eso de que todos los valencianos tengan garantizada la igualdad y seguridad", ha valorado.

Igualmente, el diputado de Compromís Paco García ha indicado que este es el "primer paso" para un nuevo modelo de seguridad pública para hacer frente a los retos que depara el siglo XXI. A su juicio, se trata de una apuesta "decidida" para garantizar a los ciudadanos "una policía de proximidad, preventiva, mediadora y resolutiva abordando las nuevas formas de convivencia, democratizando la actividad policial y estableciendo nuevos mecanismos de colaboración interadministrativa entre ayuntamientos", ha destacado.

Asimismo, ha destacado que se trata de un texto "pionero" que pivota sobre los conceptos de "seguridad y la libertad". "Es un proyecto que sienta bases para construir nuevo modelo de seguridad valenciana", ha enfatizado.

Para Ana Barceló del PSPV, "avanzamos como sociedad cuando somos capaces de ver la realidad de una forma cambiante, cuando respondemos a las exigencia que nos imponen los cambios sociales y cuando adoptamos medida que facilitan la incorporación de las mujeres a las organizaciones" y "todos estos avances se contemplan en esta ley en la que avanzamos y atendemos al cambio social que se ha producido en la ciudadanía que exige que no los contemplemos como ciudadanos pasivos", ha remarcado.

Ha defendido que la norma atiende a las demanda de las plantillas de policía, garantiza los principios de actuación, uniformidad, medios técnicos, el desarrollo carrera profesional y descentraliza la formación al posibilitar su acceso a cualquier policía, así como "da respuesta a la situación de los interinos y contempla acciones positivas para incorporar mujeres".

"Más burocracia y obstáculos para los jóvenes"

En cambio, desde Cs, el diputado Toni Subiela, aunque ha admitido que era necesario adecuar la Ley de Coordinación de Policías, ha criticado que la norma "no ha sido negociada" y crea "más burocracia, obstáculos para los jóvenes, en ella se impone una Policía Autonómica y no solucionan un solo problema sino que los crea".

En este sentido, ha reprobado que los jóvenes que quieran presentarse a una oposición deban hacer un curso previo para poder presentarse al examen lo que ve "injusto y absurdo" y ha criticado el modelo de policía autonómica que plantea la ley porque "no va a funcionar".

Igualmente, desde el PP la diputada Verónica Marcos ha considerado que la ley no cumple las expectativas porque "no responde demandas de los agentes" y ha señalado que el texto es "marca tripartito" porque es "propaganda y postureo" y no ha sido "consensuado".

Así, ha acusado a los partidos del Botànic de prometer la consolidación de los interinos cuando, a su juicio, ocurre todo lo contrario. "Una cosa es estar con la pancarta y otra tomar decisiones para pensar en el interés general. Este es el gobierno de los juegos malabares y la inestabilidad porque el PSPV para contentar a Compromís tiene que hacer juegos malabares", ha remarcado.

Marcos ha criticado que la norma establece una cuota para incorporar a las mujeres, cuando "el problema no es el acceso a ser agentes de base, sino a los mandos". También, ha criticado la obligatoriedad que establece la norma de hacer un curso previo para presentarse a la oposición ya que supondrá que los candidatos tengan que pagar más. "¿Intentan hacer negocio con las oposiciones?", se ha preguntado para remarcar que el texto genera "más burocracia y gasto".

Por su parte, el exportavoz de Cs y actualmente en el grupo de No Adscritos, Alexis Marí, ha manifestado que aunque no es "la peor ley tampoco es la mejor". A su juicio, no hay un "modelo claro policía autonómica" y no se detalla "si va a ser profesional o politizada".

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email