X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

el billete / OPINIÓN

Ningún ministro valenciano

En el nuevo Gobierno de Mariano Rajoy no hay ningún ministro de la Comunitat Valenciana, pero, ¿es tan importante?

6/11/2016 - 

–Ningún ministro valenciano. 

–Oye, que los gobiernos son de todos los españoles y no de donde han nacido y la procedencia de los ministros es circunstancial, no digamos su lugar de nacimiento, que cada uno nace donde estaba su madre cuando se puso de parto, y esto lo suscribe cualquiera sin necesidad de ser Toni Cantó

–Vale, pero ningún ministro valenciano.

–Es que no hace falta que haya un ministro valenciano, como no hace falta que haya paridad de sexos –con perdón de quienes prefieren el anglicismo "de género"–, porque si hombres y mujeres somos iguales en aptitud, lo vamos a hacer igual de bien o de mal, que mira que ha habido ministros burros, pero también ministras, y corruptos y corruptas, y lo importante es que lo hagan bien.

–Vale, pero ningún ministro valenciano. Y sólo cinco mujeres de trece ministerios, dicho sea de paso.

–¡Y dale! Que te digo que un ministro valenciano, pongamos por caso de Fomento, no nos garantiza nada, porque los ministros, como los presidentes de Gobierno, atienden al interés general, desde su visión centralista y concepción radial de España, reconozcámoslo, pero eso es difícil de cambiar porque vino con los Borbones y no se ha ido. Si la Comunitat Valenciana estuviera en Madrid, se habrían acabado todos sus problemas, pero eso no se puede cambiar.

–Nunca hubo un ministro de Fomento valenciano.

–Ni falta que hace. Me reconocerás que el primer AVE a Sevilla –el otro extremo de la vía no lo mencionaremos, porque se sobreentiende– estaba más que justificado por el subdesarrollo del sur de España, más allá de que el presidente y vicepresidente del Gobierno en aquel momento fueran sevillanos. 

–Tampoco había ningún ministro valenciano.

–Y no me negarás que el hecho de que el AVE a Valladolid fuera prioritario sobre los de la tercera capital y la quinta provincia españolas tiene su razón de ser en la subsiguiente prolongación de la vía hasta Galicia más que en la procedencia política del entonces presidente del Gobierno, que como digo, es circunstancial. Y si esta prolongación a Galicia que nos está costando un riñón es prioritaria al Corredor Mediterráneo no es porque los exministros de Fomento José Blanco y Ana Pastor o el mismísimo Mariano Rajoy sean de allí –hay que ser malpensado– sino porque los coruñeses tienen el mismo derecho que cualquiera a viajar a la capital, y los de la capital a Galicia, en un medio de transporte del siglo XXI.

–Si el nuevo ministro de Fomento en lugar de ser el alcalde de Santander fuera la exalcaldesa de la Vall d'Uixó, tal vez el Corredor empezaría a ser prioritario.

–La prueba de que eso no es así es que en la legislatura recién terminada los valencianos habéis tenido un ministro que veranea en Xàbia y, sin embargo, ha habido portazo a ese Tren de la Costa que le habría congraciado con sus vecinos de estío. Por no hablar de otras reivindicaciones tan vuestras de las que han pasado olímpicamente como el cambio de modelo de financiación, el tercer hilo que la ministra Pastor prometió para 2015 y no sigo por no hacerlo largo. 

–Ahora, ni siquiera un veraneante en el Consejo de Ministros.

–Es más, con Zapatero llegó a haber una vicepresidenta y dos ministros nacidos en la Comunitat aunque residentes fuera –que como buenos valencianos emigrados procuraban que no se les notase el origen– y tampoco os lució el pelo.

Foto: EVA MÁÑEZ

–A ver si por lo menos nos cae algún secretario de Estado.

–Tú te has creído que Moragues como ministro de Hacienda o secretario de Estado os iba a resolver lo de la financiación autonómica mejor que Montoro y Beteta, que son profundos conocedores de la situación de infrafinanciación que vive la Comunitat.

–¿Y no es así?

–No necesariamente, porque no sería un árbitro neutral, provocaría recelos en el resto de comunidades y acabaría por retrasar la aprobación de un nuevo modelo de financiación.

–¿Retrasar aún más?

–Se retrasó porque "había otras prioridades", como bien explicó Rajoy, no porque no hubiese un ministro valenciano.

–Las prioridades las marcan los ministros.

–Las prioridades las marca Rajoy, y Rajoy ha dicho que ahora es una prioridad el cambio de modelo de financiación.

–¿Y los ministros no pintan nada?

–Por supuesto, pero no piensan en clave provincial, sino en el interés de España.

–Ya.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email