GRUPO PLAZA

Defienden la "gestión única e integral"

Radiólogos protestan frente al Palau contra la empresa pública de resonancias

Foto: EUROPA PRESS
4/06/2021 - 

VALÈNCIA (EP). Profesionales de servicios de Radiología de diferentes hospitales valencianos se han concentrado este viernes frente al Palau de la Generalitat, en València, para mostrar su rechazo a la creación de una empresa pública mercantil que gestione las resonancias magnéticas, una decisión que han tachado de "irracional", y para defender la "gestión única e integral".

La protesta se enmarca dentro de las movilizaciones de los sanitarios por la intención de la Conselleria de crear una Empresa Pública de Salud (EPS) que gestione las resonancias magnéticas tras la reversión de este servicio.

Los trabajadores se han congregado sobre las 9.00 horas en la plaza Manises, frente al Palau, donde han mostrado pancartas con mensajes como 'Barceló: Dimissió', 'Sanidad pública sí, empresa pública no' y 'Gestión única e integral en Radiología. Resonancias Magnéticas dentro de los servicios'.

Los participantes han coreado consignas como 'La reversión de Ximo es un timo', 'resonancia integrada, calidad asegurada', 'para la reversión que venga la Montón' y 'Ximo escucha, radiología lucha'.

Además, durante el acto han leído un manifiesto en el que han lamentad que "hace muchos años, políticos y gestores decidieron" que "una parte del conocimiento médico podía ser un negocio", y que ahora "el PSPV al frente de la Conselleria ha decidido" que los radiólogos sigan "sin tener derecho a tener servicios de radiología integrales".

"Hurto del conocimiento"

La secretaria general de la FSS CCOO-PV, Rosa Atiénzar, ha defendido que "las resonancias deben integrarse de manera directa por la Conselleria de Sanidad para ponerle fin a ese hurto del conocimiento que se está produciendo en la sanidad pública respecto a una prueba diagnóstica tan importante", donde "el personal continuaría sin poderse desarrollar profundamente de manera competa en el ámbito de su especialización".

La creación de una empresa pública, ha explicado, "lo que hace es mantener el servicio de manera individualizada" y que no se integre en el servicio de radiología, de manera que "no se pueda hacer una gestión integral de todas las pruebas diagnósticas". En ese sentido, el funcionamiento "se mantendría sin ningún cambio" respecto a la gestión privada.

"A ninguno se nos ocurriría que en el servicio de Traumatología los traumatólogos no te pudiesen poner una prótesis de cadera porque ese servicio lo presta una empresa externa. Es del todo irracional que la resonancia magnética se mantenga separada del servicio de rayos", ha expuesto la representante sindical.

"Una anomalía"

En la misma línea se ha pronunciado la presidenta de la Sociedad Española de Radiología en la Comunitat Valenciana (SRCV), Asunción Torregrosa, que ha remarcado el rechazo a la "creación de la empresa pública como herramienta para hacer efectiva la reversión de la externalización de las resonancias magnéticas".

Torregrosa ha puesto el foco en que la "segregación de la radiología por externalización" es una "anomalía", que llevan sufriendo "desde hace más de 20 años" en la Comunitat Valenciana, cuando las resonancias son "una técnica más" para los profesionales. En ese sentido, ha denunciado que los radiólogos valencianos "no puedan ejercer su derecho a trabajar de manera integral como cualquier otro profesional de la medicina".

Una reunión con "avances"

Durante la mañana de protesta, la subsecretaria de la Conselleria de Sanidad Universal, Mónica Almiñana, y otros miembros del departamento que dirige Ana Barceló han recibido representantes de los profesionales presentes en la protesta para abordar sus reivindicaciones. En el encuentro, según ha indicado a Europa Press la responsable del SRCV, se les ha "escuchado" y se han logrado "avances".

La subsecretaria, según SRCV, ha trasladado a los representanes de los trabajadores que, gracias al desbloqueo de los fondos europeos, "se está planteando la compra de equipos centralizados desde el Ministerio" y, en concreto, la adquisición de 20 equipos de resonancia magnética que sustituyan los de la empresa Eresa para "integrarlos en los servicios de radiología y manejarlos por la jefatura de los servicios", "bajo la gestión directa de los profesionales".

Además, se les ha traslado que la administración trabaja en una fórmula "para hacer efectiva la reversión del personal de Eresa que está trabajando dentro de los hospitales públicos".

Emergencias

Del mismo modo, los profesionales sanitarios se han concentrado este viernes ante el Palau de la Generalitat, en València, para pedir al Consell que "reconsidere" la centralización del Servicio de Emergencias Sanitarias (SES) y el Centro de Información y Coordinación de Urgencias (CICU) de Alicante y Castellón, ya que consideran que "pone en riesgo el servicio" y la calidad asistencial.

Durante la protesta, convocada por la Junta de Personal del departamento de salud de Alicante a las 11 horas, los participantes han mostrado pancartas con mensajes como 'La centralización no es inteligente' y 'Vamos a llegar mal y tarde, nos van a impedir salvarte la vida'.

Los sindicatos reclaman un "modelo descentralizado que garantice una atención de calidad y el mantenimiento del empleo en cada provincia", en lugar de que se gestionen los servicios de emergencias desde València.

Foto: CCOO

La Junta de Personal, compuesta por CSIF, CCOO, CESMSAE, SATSE, UGT, Intersindical y USO--, pretende "mostrar su rechazo y que se retire el borrador de la Conselleria de Sanidad que pretende dar un paso atrás en el modelo descentralizado de la sanidad pública".

La secretaria general de la FSS CCOO-PV, Rosa Atiénzar, ha señalado que desde el sindicato "comparten" con la Conselleria de Sanidad "la necesidad de reforzar el servicio", pero entienden que ese refuerzo debe "mantener el carácter provincial en la gestión".

En ese sentido, la centralización, ha advertido, "genera problemas en la gestión del día a día, por ejemplo en la gestión de personal y que las comunicaciones no sean tan fluidas". Así, ha abogado por "una gestión más próxima" en la que el personal "conozca mejor la zona", una cuestión que repercute en "la calidad del servicio" que se presta a la ciudadanía.

Una gestión con carácter provincial, ha subrayado, implica "la mejora de la calidad del servicio". "De la misma manera que la gestión sanitaria en departamentos de salud se hace por departamento, en el SES tampoco tiene mucho sentido que se preste centralizado única y exclusivamente en la provincia de Valencia con carácter autonómico", ha defendido Atiénzar.

Además, la representante sindical ha advertido que centralizar el SES y el CICU supondría "una pérdida de empleo" en Alicante y Castellón. Ha apuntado que las consecuencias concretas para los profesionales que actualmente prestan el servicio se perfilarán en la negociación colectiva y aún no las conocen, pero que la medida puede suponer reubicar al personal y que deba cambiar de domicilio.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email