GRUPO PLAZA

compromís tendrá que recular tras el recurso del pp y el rechazo del pspv

Ribó anula la cesión de la base del Alinghi a Labora pero buscará otra fórmula para llevarla a cabo

Foto: KIKE TABERNER
1/12/2022 - 

VALÈNCIA. El alcalde de València, Joan Ribó, tendrá que recular, al menos temporalmente, en la cesión de la antigua base del Alinghi, en La Marina, al servicio autonómico de empleo Labora. En verano aprobó la cesión directa del espacio al departamento de la Generalitat Valenciana con el rechazo de sus socios de gobierno, el PSPV, encabezado por Sandra Gómez. Pero ha sido un recurso del PP el que ha obligado a dar marcha atrás a Compromís.

Así, este viernes la concejalía de Patrimonio eleva a la Junta de Gobierno Local una propuesta de acuerdo que precisamente estima el recurso presentado por el Partido Popular de María José Català. En el escrito, la concejalía reconoce que "debería haberse concretado más las causas" que justificaron la adjudicación 'a dedo' de este enclave a Labora, sin concurrencia ni publicidad. Y explica que la cesión directa se hizo "por la singularidad de la operación, por la condición de organismo público" de Labora y "porque el destino del inmueble" era un Centro de Orientación, Emprendimiento, Acompañamiento e Innovación para el empleo (COE).

En concreto, el gobierno municipal -solo con los votos de Compromís- aprobó el alquiler de esta zona sin concurso a Labora el pasado mes de junio. Se trataba de la cesión de la planta baja y la primera planta del edificio -casi 2.100 metros cuadrados- para los próximos 30 años. Pero la operación se topó con un obstáculo: los servicios municipales del Ayuntamiento de València han considerado que se ha de estimar el recurso del PP.

Entre otras cosas, los servicios jurídicos inciden en que según la Ley de Patrimonio, la cesión de bienes patrimoniales se ha de hacer "de acuerdo con criterios de rentabilidad". Esto es, que la explotación de espacios municipales debe hacerse "teniendo en cuenta la oferta económica más ventajosa", aunque el precio no sea "el único criterio a tener en cuenta". Y que sólo se puede hacer una adjudicación directa "por las peculiaridades del bien, la limitación de la demanda, la urgencia resultante de acontecimientos imprevisibles o la singularidad de la operación".

Estos aspectos, sin embargo, no estaban lo suficientemente justificados en este caso para llevar a cabo la cesión directa de la antigua base del Alinghi, sito en La Marina de València, en favor del servicio autonómico de empleo. "Las circunstancias determinantes de la adjudicación directa deberán justificarse suficientemente en el expediente", aseguraba el informe, que apuntaba que, "en todo caso, el usuario [Labora] habrá de satisfacer un precio que no podrá ser inferior al 6% del valor en venta de los bienes".

Por ello, ahora la junta de gobierno estimará el recurso, pero en Alcaldía ya han avanzado de que se buscará otra fórmula jurídica para consumar la operación. Todo ello pese al rechazo del PSPV, para quienes este enclave debe albergar empresas innovadoras y no oficinas públicas.

Hay que recordar, más allá de todo esto, de que en la práctica el alquiler no podía hacerse realidad todavía: Labora necesitaba la aprobación previa del área de Patrimonio de la Generalitat Valenciana, adscrita a la Conselleria de Hacienda. Aprobación que no habría llegado aún, como publicó Valencia Plaza. Es más, a finales de septiembre, Patrimonio remitió un requerimiento a Labora para que subsanase faltas de documentación sobre el arrendamiento del espacio, pero este no ha tenido respuesta por el momento. De hecho, el contrato de alquiler todavía no se ha suscrito, según fuentes municipales.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme