GRUPO PLAZA

la exalcaldesa está entre los 90 cargos que votarán las medidas de c's

Las condiciones de Rivera para el 'sí' dejarían a Rita Barberá sin su escaño si fuese imputada

De aceptar esta condición de Ciudadanos, Rita Barberá podría ser juzgada por los mismos tribunales que el resto de la ciudadanía

10/08/2016 - 

VALENCIA (VP/EFE). El Comité Ejecutivo del PP que deberá ratificar las seis condiciones de Ciudadanos para negociar el sí a la investidura de Mariano Rajoy está integrado por 90 dirigentes, incluidos 32 vocales electos entre los que figura la exalcaldesa de Valencia y ahora senadora, Rita Barberá.

La exalcaldesa podría ser el gran obstáculo de Rajoy para aceptar las condiciones de Rivera y poder negociar su investidura. Una de las condiciones es impedir a los políticos imputados en casos de corrupción permanecer en su escaño. De momento no es el caso de Rita Barberá, pero todas las miradas enfocan hacia la exalcaldesa al haber sido investigada por el juez que lleva el caso del presunto blanco de capitales en Valencia. El magistrado llegó a la conclusión de que habían indicios suficientes para imputarla pero su aforamiento como senadora lo impidió, ya que solo puede ser juzgada por el Tribunal Supremo. Hace unas semanas la Fiscalía pidió al Supremo que investigase a Barberá por el blanqueo en el PP de Valencia. 

Dos jueces ya han pedido en los últimos meses que se investigue a la senadora del PP por el caso Imelsa y también por un posible delito de desobediencia a la Ley de Memoria Histórica al mantener en la capital valenciana simbología franquista. En su día Albert Rivera aseguró  que no formaría gobierno junto al PP por culpa de Barberá. "No quiero ser el vicepresidente que salga los viernes a defender a Rita Barberá", añadía. "Los aforamientos deben ser eliminados. Para ello se necesita una reforma de la Constitución. Los aforamientos no pueden ser un sistema de protección, como hasta ahora con la exalcadesa de Valencia", indicaba en una entrevista.

Otros nombres en el camino de Rajoy

En el elenco de exactamente 91 cargos que forman el Comité Ejecutivo del PP, tal y como figura en la web del partido, aparecen más nombres controvertidos por haber estado en su momento relacionados con presuntos casos o tramas de corrupción, según apuntaban las investigaciones.

Son, por ejemplo, los de la exregidora de Jerez y actual diputada, María José García-Pelayo; la exministra Ana Mato; el expresidente madrileño Ignacio González o el exparlamentario Vicente Martínez Pujalte. Respecto a Barberá, fuentes del PP recuerdan que no está imputada en ninguna investigación.

Está por ver si participarán en el Comité Ejecutivo que Rajoy ha convocado para el próximo día 17 con el fin de avalar, o denegar si se diera el caso, las condiciones que Ciudadanos ha establecido para negociar el apoyo a la reelección del hoy presidente en funciones. Según reconocen los estatutos del PP, Rajoy, como líder, es la máxima autoridad de la formación en todas las instancias, si bien ha de informar al Comité Ejecutivo o a la Junta Directiva de sus decisiones para que, eventualmente, sean ratificadas y asumidas como posición política del partido.

Habida cuenta de que para Rajoy la reunión con Albert Rivera ha sido "un segundo paso", la opción más probable el próximo miércoles es que el PP acepte las condiciones de Ciudadanos. Aparte de Rajoy como presidente, ocupa un puesto destacado en el Comité el presidente de honor, y ése no es otro que José María Aznar. No es el expresidente muy dado a participar en las sesiones del Comité, aunque hizo una excepción el pasado 21 de diciembre, tras las elecciones.

Figuran también los miembros del Comité de Dirección: María Dolores de Cospedal como secretaria general; Javier Arenas, Javier Maroto, Pablo Casado y Andrea Levy como vicesecretarios; Rafael Hernando y José Manuel Barreiro como portavoces parlamentarios; y Esteban González Pons, como portavoz del PP en el Parlamento europeo. Dos coordinadores y los presidentes del Comité Electoral y del Comité de Derechos y Garantías se añaden al elenco, al igual que los cuatro secretarios ejecutivos, los ocho secretarios sectoriales y los dos componentes del área de emigración que viven el funcionamiento del día a día en la sede de Génova. Cabe añadir a la tesorera de la organización, María del Carmen Navarro.

La presidente del Congreso, Ana Pastor, y el del Senado, Pío García-Escudero, son otros de los nombres ilustres del Comité Ejecutivo, como lo son los cinco presidentes de comunidades que tiene el PP ahora: Alberto Núñez Feijóo (Galicia), Cristina Cifuentes (Madrid), Juan Vicente Herrera (Castilla y León), Pedro Antonio Sánchez (Murcia) y José Ignacio Ceniceros (La Rioja). Juan José Imbroda y Juan Jesús Vivas, presidentes de Melilla y de Ceuta, respectivamente, también forman parte del Comité.

Junto a los dos altos cargos de Nuevas Generaciones y al secretario general del PPE, Antonio López Istúriz, se suman a este órgano colegiado los máximos responsables del PP en cada autonomía. Hasta 32 vocales electos y cuatro de libre designación tiene el PP, incluidos los ministros y ministras, el comisario europeo Miguel Arias Cañete (al que se menciona en el caso Acuamed); el embajador de España en Londres, Federico Trillo; o la diputada María del Mar Blanco. Cierran la lista dos "invitados", uno de ellos el alcalde de Santander, Íñigo de la Serna.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme