GRUPO PLAZA

València negocia con el Puerto la prohibición de los megacruceros a partir de 2026

25/05/2024 - 

VALÈNCIA. El crecimiento progresivo del turismo en la ciudad de València ha reabierto el debate sobre su sostenibilidad. Lo ha hecho hasta el punto de que el Ayuntamiento de València, gobernado por PP y Vox, ya prepara una batería de medidas para poner restricciones. No sólo en cuanto a la proliferación de apartamentos turísticos, para la que la alcaldesa, María José Catalá, anunció este viernes una moratoria de un año de cara a futuras prohibiciones, sino también para la llegada de cruceristas, que ha experimentado en los últimos años una escalada muy notoria.

Así, la primera edil del Cap i Casal anunció también otra medida que afectará a la llegada de turistas por vía marítima, y que supondrá el veto a los megacruceros, conocidos ya como 'ciudades flotantes' por su envergadura y la cantidad de servicios que acogen y turistas que transportan. De este modo, a las limitaciones a los pisos turísticos se acompañará la prohibición de entrada de estas embarcaciones, lo cual empezará a aplicarse a partir del año 2026.

La idea con la que trabaja el equipo de la alcaldesa y el gobierno municipal es acordar con el Puerto la no aceptación de estos cruceros. Una decisión que no se podría tomar para 2025 dado que la Autoridad Portuaria ya tiene servicios de este tipo acordados el año que viene, por lo que su cancelación sería complicada, por lo que el veto sería de aplicación a partir del año siguiente, según explicaron a este diario fuentes del gobierno local.

"Buscamos captar cruceros de menores dimensiones alejados de las grandes "ciudades flotantes", reducir la capacidad de los buques y buscar un perfil de cruceristas determinado", explicaron en este sentido en el equipo de Catalá, para aclarar la apuesta del consistorio "por un turismo sostenible y de calidad". Por ahora, sin embargo, no están definidos los criterios que servirán discernir los cruceros que quedarán vetados, pero en el Ayuntamiento explicaron que se hará por sus dimensiones (por esloras) o por su capacidad.

Casi 900.000 plazas para 2025

Ciertamente, el turismo de crucero ha crecido exponencialmente en los últimos tiempos en la ciudad de València. Según los datos de la Autoridad Portuaria, en 2024 se espera la llegada de cruceros con 821.692 plazas, un 2,4% más que el año anterior. Y para 2025, la previsión es un crecimiento del 9%, alcanzando las 896.172 plazas. Una tendencia al alza que se explica por un contexto internacional convulso que ha reforzado la apuesta de las operadoras por las rutas del Mediterráneo, así como el 'efecto llamada' de las numerosas noticias sobre el atractivo del Cap i Casal.

El miedo a ''morir de éxito' no es sólo de València cuando se habla de turismo y cruceros. Sin ir más lejos, la misma medida que ha anunciado Catalá para la capital del Túria la está trabajando el alcalde de Barcelona, el socialista Jaume Collboni, con su respectiva autoridad portuaria. Unas conversaciones con el Puerto que, dijo el primer edil barcelonés, "no tiene que ser sólo mover las terminales sino limitar la llegada de cruceros a la ciudad". Otras ciudades europeas como Ámsterdam o Venecia están llevando a cabo medidas similares para restringir la llegada de cruceros.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme

Acceso accionistas

 


Accionistas