Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

consecuencias de la cancelación del imserso por el coronavirus

Los hoteleros asumen que aplicarán ERTE para unos 2.000 empleados y piden agilidad

13/03/2020 - 

BENIDORM. La patronal hotelera Hosbec asume que todos los hoteles del litoral de la Comunitat Valenciana se verán obligados a acudir a Expediente de Regulación de Empleo Temporal a causa de la crisis del coronavirus. Y que sólo por la cancelación del programa del Imserso, durante un mes, la patronal hotelera considera que se verán afectados unos 2.000 trabajadores de hoteles. "Nos han quitado a los clientes de un día para otro, tanto los del Imserso como los del turismo urbano", afirma Nuria Montes, gerente de Hosbec. Y ante esta situación, lo que reclama HOSBEC es que la administración, en este caso la autonómica, a través de Labora, sea ágil en la tramitación de éstos expedientes.

La crisis del coronavirus tiene varias derivadas. La más afectada, el turista del Imserso y la del turista de ciudad, que tenía pensado salir en el puente de San José o con motivo de las Fallas. Hay una tercera pata que, "afortunadamente", dice Montes, "todavía se mantiene viva": el turismo vacacional inglés, que sigue entrando en Benidorm. "Esperemos que al menos se mantenga", añade la gerente de la patronal.

Pero las consecuencias más inmediatas son las que generará tanto la cancelación del Imserso como la de las Fallas y la Magdalena, y por las que Hosbec insiste en que hablar de ERTE es casi una obligación "porque muchos hoteles se han quedado sin clientes de un día para otro", ha indicado. Y para ello, la patronal reclama agilidad en la tramitación de los ERTE y del pago de las prestaciones. Y este mismo mensaje es el que se ha trasladado en una reunión mantenida este jueves con la CEV de Valencia. En un encuentro con Eva Blasco, y otras asociaciones del sector, una de sus principales peticiones es que se permita hacer "ya" Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTES) bien sea suspensiones de empleo temporales o reducciones de jornada, que no impliquen el trámite burocrático habitual que podría demorarse meses. "Lo que queremos es garantizar esos trabajos en 2021, si se nos pone en una situación crítica, eso provocará el cierre y entonces sí que el desempleo será un problema", ha avisado la presidenta de CEV Valencia. En el caso de las Fallas, su aplazamiento ha provocado pérdidas de 3 millones de euros al día en los hoteles de la ciudad de València, que han registrado entre un 60 y un 80 % de cancelaciones, según los cálculos de la asociación hotelera Hosbec.

Esa misma reivindicación forma parte del documento consensuando entre sindicatos y la patronal CEOE y que se ha planteado al Gobierno de España. Sin embargo, por el momento, el Ejecutivo de Pedro Sánchez sólo ha anunciado este jueves, tras el Consejo de Ministros, que se ampliará la protección de los trabajadores fijos discontinuos del sector turístico, de forma que las bonificaciones cubran los meses de febrero a junio de 2020. No obstante, Sánchez ha anunciado que estas "no van a ser las últimas medidas". Pese a ello, los hoteleros creen que ésta medidas no son suficientes e insisten en la agilidad en la tramitación de los ERTE.

"En otros sectores se habla de una posible parada de producción en el futuro pero nuestro caso ya no tenemos actividad: no tenemos contrataciones de viajes, los hoteles están vacíos, los festivales cancelados... en nuestro caso, el problema es ya", ha insistido Eva Blasco, de CEV Valencia, quien también ha reclamado que la Generalitat ponga medidas concretas para el sector en materia de financiación. "Las empresas del sector turístico se han quedado ya sin reservas y por tanto ya sin circulante, con graves problemas de tesorería no en el futuro, ya. "Necesitamos líneas de financiación" a "coste cero", que se concedan con "un análisis mínimo de la realidad de la empresa pero que se nos concedan sin pedir garantías e hipotecas personales", ha indicado

Por su parte, el presidente de Hosbec, Toni Mayor, ha insistido en que la prioridad debe ser la emergencia sanitaria. "Cualquier medida que se tome para activar el sector puede ser baldía; en todo caso, debe ser paliativa", ha afirmado Mayor que también ve a los ERTE como la medida más  inmediata. "Lo peor es que no sabemos cuánto va durar esto; si supiéramos que cerrando todo el mes de marzo, se soluciona, podríamos remontar más adelante, pero no sabemos hacia qué escenario nos dirijimos y cuánto durará", por lo que ha reclamado a todas las administraciones a "que sean valientes y actúen de una vez" ante esta crisis y ha exigido a las instituciones "europea, central, autonómicas y locales" que "no miren hacia otro lado" y se dediquen a apoyar a la sanidad de forma masiva".

De momento, sólo Meliá ha concretado despidos

Aunque se da por hecho con muchas empresas del sector turístico solicitarán la aplicación de ERTE, de momento sólo se han aplicado en la cadena Meliá, y han afectado, entre otros, a establecimientos de Alicante. De ahí que UGT y CCOO hayan anunciado movilizaciones por el despido este mes de al menos 230 empleados en España de la cadena hotelera Meliá Hotels International, debido a la caída de la ocupación por la crisis del coronavirus. Los despedidos también afectan a Madrid, Barcelona, Sevilla, Málaga, Tenerife, Lanzarote y Mallorca,

A estos despidos, formalizados desde el pasado día 6 de marzo, se suma que no han sido renovados "cientos" de trabajadores eventuales y que no están siendo llamados los fijos discontinuos habituales, añaden los sindicatos. La decisión de Meliá es para los sindicatos "inaceptable", después de que en 2019 lograra unos beneficios de 121 millones de euros y tras vivir una "bonanza turística sin precedentes" desde 2012. CCOO y UGT entienden que, antes de despedir a personal, hay que buscar soluciones alternativas y "menos traumáticas".

El despido de 230 empleados, la mayoría con "muchos años" de antigüedad, suponer "generar sufrimiento e incertidumbre" a sus familias, por lo que los sindicatos han convocado un calendario de movilizaciones, desde asambleas de trabajadores y concentraciones hasta marchas a las puertas de los hoteles. El objetivo es que sean readmitidos y se negocie con los sindicatos "soluciones laborales menos traumáticas" como vacaciones anticipadas, ERTES temporales justificados y "todas las medidas" que aprobará próximamente el Gobierno.


Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email