GRUPO PLAZA

la cartera recomendada...

Protéjase de la inflación con estas cotizadas

18/10/2021 - 

MADRID. Nuestro departamento de análisis macroeconómico estima que el repunte de la inflación que nos acompaña desde hace algunos meses será más prolongado de lo que se estimaba en un principio. La propia Reserva Federal de Estados Unidos, en su última reunión de política monetaria, ha reconocido que ha aumentado el riesgo a un escenario de inflación más elevado que el previsto, aunque siguen considerando que será una fase transitoria y que la inflación convergerá a medio plazo con el objetivo del 2% anual.

El aumento del riesgo inflacionista ha favorecido una fase de corrección en los mercados en el mes de septiembre, con retrocesos máximos del orden del 6% en los principales índices de Europa y EEUU. Las caídas han sido más intensas en sectores que pueden sufrir más por el aumento de la inflación, mientras que los bancos o las petroleras han registrado subidas al percibirse como sectores defensivos en ese contexto.

Una cartera de acciones debe tener una diversificación razonable ante escenarios diversos, por lo que no es adecuado una concentración excesiva de valores del mismo perfil. En este sentido, no recomendamos tener una cartera formada exclusivamente con valores que tendrían un buen comportamiento relativo en un escenario inflacionista, pero sí creemos que, en la coyuntura actual, parte de la cartera tiene que ofrecernos protección frente a la inflación. En este sentido, hemos seleccionado cuatro compañías (CaixaBank, Repsol, Indra y ArcelorMittal), que pueden aportar protección frente a la inflación en una cartera diversificada.


CAIXABANK

El sector bancario fue el segundo sector con peor comportamiento en 2020 tras el energético. La gran sensibilidad del negocio bancario a las crisis explica que los inversores se mostraran reticentes a invertir en él en los primeros meses de la crisis. En los últimos meses, sin embargo, el sector está teniendo una recuperación significativa y, de hecho, es el sector de mejor comportamiento relativo en lo que va de año.

CaixaBank está afrontando en 2021 su proceso de fusión con Bankia que le va a generar unos ahorros de costes muy importantes. La diversificación de ingresos es mayor que en otros bancos por la aportación de su negocio asegurador y las comisiones de gestión de activos. Finalmente, el repunte de la rentabilidad de los bonos que se está observando en las últimas semanas es un factor positivo para el sector bancario en general. En un escenario de mayor inflación los tipos seguirían repuntando, lo que se traduciría en un aumento de márgenes para el banco.

REPSOL

El precio del barril de petróleo Brent ha alcanzado el nivel de 80 dólares por barril, en un contexto de escalada de los precios de los productos energéticos. Aunque a medio plazo el precio de equilibrio se estima en torno a 60-65 dólares, en los próximos meses se va a mantener el desequilibrio entre oferta y demanda que podría seguir impulsando al crudo por encima de sus niveles actuales.

El plan estratégico de Repsol contempla un precio medio para el Brent en torno a 60 dólares por barril. En consecuencia, a los precios actuales Repsol tiene una generación de caja muy superior a la prevista que le asegura mantener una elevada retribución al accionista, financiar su plan de transición hacia energía renovables y disminuir su endeudamiento. Repsol es un claro valor para protegerse del shock energético en que estamos sumidos.


ARCELORMITTAL

Las compañías de recursos básicos como ArcelorMittal se benefician del escenario de subidas en los precios de las materias primas ya que son capaces de trasladar a sus clientes el aumento de sus costes. Se trata de una compañía especializada en la producción de acero, que opera en diferentes mercados, tanto en mercados emergentes como desarrollados. El fuerte tirón de la demanda de acero y las medidas proteccionistas frente a la importación de acero chino en sus mercados, se van a traducir en resultados récord para la compañía en 2022. 

A su vez, tras finalizar con éxito su programa de reducción de deuda, ha pasado a poner el foco en la retribución al accionista, con la puesta en marcha de un programa de compra de acciones propias y la reanudación del pago de dividendo desde junio de 2021. Tras la venta de su negocio en EE UU a Cleveland Cliffs, afronta los próximos ejercicios con una sólida base de caja, con un foco en el crecimiento orgánico y la mejora de la base de costes de la compañía.

INDRA

Las compañías de servicios están sufriendo en menor medida el impacto del repunte de la inflación porque las materias primas o la energía no suponen una parte significativa de su estructura de costes. Su principal coste son los salarios y de momento no se está viendo un aumento significativo de los salarios. En todo caso, en un contexto de fuerte demanda de sus servicios como el actual, tendría la capacidad de repercutir un eventual incremento moderado de los salarios.

Indra ha pasado por un proceso de reestructuración en los últimos años encaminado a recuperar los niveles de rentabilidad que se había deteriorado. Los últimos resultados publicados reflejan una clara tendencia de recuperación de márgenes a la vez que su cartera de pedidos alcanza nuevos máximos históricos. Todo ello debería traducirse en un aumento significativo de sus beneficios en los próximos años.

Nicolás López es director de Análisis de Renta Variable de Singular Bank

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email