Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

aprovechando la celebración del centenario del director

El museo virtual de Berlanga, a la espera de que se reactive

24/02/2020 - 

VALÈNCIA. El pasado miércoles, Les Corts votaron por unanimidad declarar 2021 como el Año Berlanga. La radiografía de España que el director valenciano desplego en más de una veintena de largometrajes ha llegado a poner de acuerdo a partidos de todos los colores, porque lejos de dar soluciones, Luís García Berlanga simplemente quería reirse de aquello que somos, y su diagnóstico, además de divertido, es incontestable. Con todo esto, la Generalitat, el Ayuntamiento de València y prácticamente todos los actores culturales que puedan estar mínimamente relacionados con la obra del cineasta valenciano más ilustre, pondrán en común todo aquello que pueden ofrecer para hacer este año. En este sentido, en unas pocas semanas, se reunirá por primera vez una mesa de trabajo para empezar a dibujar las líneas de actuación.

En este sentido, la dirección adjunta de Audiovisuales y Cinematografía del Institut Valencià de Cultura, representada por José Luis Moreno, propondrá reactivar la que posiblemente sea la iniciativa más completa de recuperación y documentación de la obra de Berlanga que se dispone a nivel mundial: el Berlanga Film Museum. La iniciativa fue impulsada en 2011 por el antiguo IVAC, con Nuria Cidoncha al frente, que encargó el proyecto a Rafael Maluenda, colaborador y amigo cercano del realizador. La idea inicial era crear un espacio donde estuvieran alojadas las películas, además de toda la documentación, archivos, fotografías y cualquier cosa que se relacionara con la vida y obra de Berlanga, con la idea, por una parte, de que sirviera para los estudiosos del cine o historiadores, y por otra, para que fuera una herramienta de divulgación popular que acercara su cine de una manera accesible y con carácter popular.

El lanzamiento oficial se hizo en noviembre de 2012, coincidiendo con el segundo aniversario del fallecimiento de Luís García Berlanga. Fue en Madrid, y la iniciativa estuvo arropada por organismos como Filmoteca Española, el propio IVAC, Egeda, el Instituto Cervantes o la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas de España. Todas ellas fueron aportando el material que tenían, y junto al trabajo de Maluenda, Sol Carnicero y Jorge Castillejo, conformaron lo que el mismo Maluenda consideró "la punta del iceberg" de lo que tenía que ser el proyecto. La web abría al público todos los guiones, cientos de fotografías, textos divulgativos, análisis y testimonios, recogidos desde los fondos bibliográficos de las instituciones colaboradoras hasta el propio estudio del cineasta, al que la familia dio acceso ad hoc para nutrir al museo de la mejor manera posible.

Foto: RAFA MALUENDA

Con todo esto, el museo echó a andar y funcionó. Por ejemplo, la prestigiosa The Criterion Collection se sirvió de sus archivos para incluirlos en la edición de la filmografía de Berlanga en Estados Unidos. El fondo documental es tan inédito, que es una de las mayores fuentes de conocimiento sobre el director que existen. A pesar de todo esto, el proyecto sobrevivió de manera precaria y con sucesivos ajustes presupuestarios, hasta que a finales de 2016, Maluenda cesó su relación con el IVC y el proyecto quedó en stand-by hasta hoy.

El diseño de la página web estaba obsoleto y desde hace más de tres años, no ha habido más material que un par de notas relativas a la Cátedra Luis García Berlanga del CEU Cardenal Herrera. Los proyectos y las ambiciones que fue planteando el equipo responsable se quedaron en eso, en ambiciones. Sin dotación económica ni movimiento más allá del mantenimiento, el IVC nunca ha renunciado a este: "Necesitamos personal y fondos para poder dotarla de contenido", comenta José Luis Moreno. 

En todo caso, si la situación "no lo ha permitido" por ahora, los planes de Moreno son el de ponerlo encima de la mesa y aprovechar el Año Berlanga para reactivar la iniciativa, aunque no ha revelado quien continuaría al frente de esta. El museo, con todo su potencial, espera su reactivación en el momento en el que más sentido tiene.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email