GRUPO PLAZA

informe fundación lab

Falta de liderazgo y aversión al riesgo: las empresas de la Comunitat, rezagadas en la inversión en I+D+i

21/07/2022 - 

VALÈNCIA. La falta de liderazgo en las empresas en el área de innovación y la aversión al riesgo se han convertido en factores que provocan, entre otras cuestiones, que la Comunitat Valenciana vaya rezagada en inversión en I+D+i respecto a autonomías como Madrid, Cataluña o País Vasco y que se aleje de la media europea. Así lo recoge el informe presentado este miércoles por Fundación Lab, promovido por la Asociación Valenciana de Empresarios (AVE), donde se hace una radiografía de la inversión privada en  I+D+i + TIC en la Comunitat Valenciana.

La autonomía se posiciona como una región ‘innovadora moderada’ en el Regional Innovation Scoreboard (RIS) que elabora la Comisión Europea, donde ocupa el lugar 128 de 240 regiones. Aunque desde 2014 ha conseguido aumentar este indicador en un 18,3%, lo que supone el mayor incremento de todas las regiones españolas, la Comunitat sigue lejos de las grandes potencias europeas y distanciada de la media de la UE. 

El peso de la inversión en I+D+TIC sobre la inversión total de la Comunitat Valenciana es del 18,5%, frente al 19,6% de la media nacional y de las regiones más avanzadas como Madrid, con un 25,5%, Cataluña, con un 23%, y País Vasco, con un 21,7%. Además, la participación del sector empresarial en el gasto en I+D es reducida, ya que solo representa el 46,2% del total, por debajo de la media española -55,6%- y del liderazgo que asume el País Vasco en este sentido, con un 76,5%. El gasto empresarial en I+D en la región supone el 6,5% del total nacional, un peso menor que lo que representa el total del gasto en I+D (7,8%), el PIB (9,3%), el empleo (9,8%) o la población (10,6%).

El informe, señala que la cultura innovadora, tecnológica y científica es, en general, reducida, lo que se traduce, junto con la dimensión de las empresas, en una ausencia de liderazgo para la innovación. A esto se le añade la aversión al riesgo y la resistencia al cambio de muchas empresas que deciden no innovar. En todo caso, aunque exista cierta cultura, se apunta a que la inversión en I+D+i que realizan las empresas valencianas supone el 8,3% del total nacional, mientras que las empresas innovadoras de la región pesan el 10,8% sobre el total en España. 

Empresas que innovan con inversiones inferiores a la media

Esto significa, según se expone, que hay más empresas que innovan, pero las inversiones que realizan son menores que la media. En concreto, realizan un gasto medio anual en I+D+i de 624.800 euros, inferior a los 814.000 euros de promedio en España y también por debajo de Cataluña con 880.500 euros, Madrid, con 1,6 millones y el País Vasco, con 1,1 millones.

Otro de los aspectos que afecta al posicionamiento de la Comunitat Valenciana, según señala el informe, es la especialización sectorial de la región. En esta resulta determinante la escasa presencia de los sectores innovadores que deberían actuar de motores de crecimiento y de cambio. En consecuencia, pesan más los sectores que los acompañan como son los servicios, la construcción y las manufacturas no relacionadas con la alta tecnología, que son más seguidores que líderes en la innovación.

También se alude a la falta de ecosistema de innovación en zonas rurales, alejadas de capital de provincia, siendo la ubicación de la empresa un factor limitativo del nivel de innovación. Poe otro lado señala que, obviando una parte reducida pero significativa de empresas valencianas líderes en sus sectores, se observa un déficit de talento y formación, sobre todo en las élites empresariales; con perfiles cortoplacistas, conformistas e individualistas y una elevada resistencia al cambio, lo que impide la penetración de la cultura innovadora en la empresa.

También señala la falta de relación empresa-universidades, donde apunta que a pesar de generarse mucha innovación en los centros públicos, poca llega a las empresas. "Las universidades valencianas carecen de incentivos para esta transferencia de conocimiento, no tan reconocida como su producción científica, y los proyectos de investigación son tan genéricos que no despiertan interés en las pymes", señalan. En lo que respecta a los institutos de tecnológicos y de investigación destacan que, la necesidad de financiase, les lleva a prestar algunos servicios no relacionados con la innovación y esto hace perder el foco.

Foto: KIKE TABERNER

Respecto a la relación entre empresa y startups, señala que tiene una importancia creciente, pero está lejos de posicionar ala Comunitat Valenciana al nivel de las regiones de referencia, con limitaciones de atracción añadidas en las etapas posteriores al nacimiento de la startup. Además, apunta a problemas de conexión y de masa crítica, que impiden aprovechar el potencial innovador de muchas empresas. Sobre el capital riesgo, en el caso de las empresas de éxito y tamaño medio, se apunta a que este capital busca explotar, no explorar, con proyectos de innovación dirigidos a mejorar lo que ya se tiene, con objetivos normalmente cortoplacistas.

Las soluciones

Entre las propuestas planteadas para mejorar la situación, se apunta a la necesidad de políticas públicas para atraer y fidelizar el talento en la región. También crear y atraer a startups tecnológicas e impulsar la transformación digital de las TIC en las empresas y su capital humano. Una mayor financiación externa pública y potenciar las ayudas públicas para crear proyectos de mentoring entre empresas líderes en innovación y pymes.

Por otro lado, mejorar la transferencia de conocimiento de los Institutos Tecnológicos y de Investigación a las empresas, con una financiación basal estable y suficiente, reduciendo la burocracia. También dotar de más financiación a la Agencia Valenciana de la Innovación (AVI) y al IVACE o que las empresas tengan una visión a largo plazo.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme