GRUPO PLAZA

suenan varios nombres, uno de ellos, el de la consellera de sanidad, ana barceló

La salida de Mata, última bala para algún cambio en el Gobierno valenciano

3/05/2022 - 

VALÈNCIA. El adiós del carismático Manolo Mata a Les Corts deja en una encrucijada al presidente de la Generalitat, Ximo Puig, quien debe tomar la decisión de qué diputado debe llevar las riendas del grupo socialista en la recta final de la legislatura. El abanico de opciones es variado, y todas tienen sus pros y contras: al margen de las preferencias personales del líder, hay otros factores que suelen tenerse en cuenta para este tipo de decisión. Equilibrios territoriales, oratoria del elegido, conocimiento de los procesos parlamentarios, capacidad de negociación con los socios del nuevo síndic, y la propia compatibilidad del diputado en cuestión respecto a otras tareas.

Con este escenario, diversos nombres se encuentran en boca de todos en el PSPV-PSOE, aunque casi nadie se atreve a señalar a un favorito claro en una decisión que descansa en Puig y sobre la que pocos son capaces de influir. Sin duda, una de las posibilidades con más morbo político es que la elegida para sustituir a Mata fuera la consellera de Sanidad, Ana Barceló.

En el pasado, no demasiado lejano, se había especulado con la posibilidad de que Puig acometiera una remodelación del Gobierno valenciano. En todas las quinielas figuraba el relevo de la titular de Sanidad, pero no como penalización, sino como opción para frenar su desgaste una vez la pandemia languideciera y prepararla para otros retos, como la Alcaldía de Alicante. 

Sobre esta posibilidad, Barceló sonó como delegada del Gobierno o incluso como consellera de Innovación en sustitución de Carolina Pascual, dado que este departamento se encuentra radicado en Alicante y sería un factor interesante de proximidad para ser la cabeza de lista municipal. Finalmente, Puig, viendo además que sus socios en el Botànic (Compromís principalmente y Unides Podem), no planteaban hacer cambios en sus consellerias, dejó de lado esta posibilidad.

Barceló junto a Puig en Les Corts. Foto: KIKE TABERNER


Ahora, la salida de Mata le vuelve a poner delante la posibilidad de otorgar un nuevo papel a Barceló con una sola modificación quirúrgica en el Ejecutivo o, incluso, ir más allá e impulsar algún cambio más para tratar de dar un impulso a algunas áreas del Consell para la recta final de la legislatura. Curiosamente, esta opción como síndica es posiblemente la que menos gusta a los socios en el Botànic, puesto que la sintonía con Barceló no es la mejor y la consideran muy alejada de la capacidad de diálogo que tiene Mata.

Otras opciones que se barajan serían menos complejas desde el punto de vista orgánico. Así, la mayoría apuesta por la portavoz adjunta Carmen Martínez, quien ha recibido buenas dosis de protagonismo en los últimos meses, si bien su hándicap sería si compatibilizar o no la tarea con la Alcaldía de Quart de Poblet que ostenta. También ha sonado el portavoz de Hacienda, José Muñoz, si bien en su caso el problema radica en su cargo como secretario de Organización del PSPV, un puesto orgánico de mucha relevancia y actividad especialmente en los momentos previos a las elecciones autonómicas y locales de 2023.


No son los únicos nombres que suenan: algunos señalan a la exconsellera y vicepresidenta de Les Corts, María José Salvador, si bien otros dudan de si Puig le dará ese escaparate tras la pugna orgánica acaecida en el cónclave provincial de Castellón. Otros apuntan a que, tal vez, el jefe del Consell querría dar promoción a la circunscripción de Alicante situando al portavoz adjunto José Chulvi o algún otro diputado de la provincia.

En definitiva, una quiniela todavía por definir donde el factor más relevante es si la decisión se utilizará para complementarla con cambios en el Ejecutivo. En este sentido, cabe recordar que desde su llegada al poder en 2015, Puig no ha afrontado ninguna variación en el Consell durante las dos legislaturas que no haya venido impuesta por las circunstancias, como fue el caso del relevo de Carmen Montón al ser designada ministra o el del vicepresidente Rubén Martínez Dalmau (de Unides Podem), que dejó el puesto para regresar a la universidad, siendo relevado por Héctor Illueca.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme