X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
GRUPO PLAZA

crónicas por los otros / OPINIÓN

Pilar Mateo y el mal de Chagas

Recuerdo la primera vez que conocí a Pilar Mateo. Es un perfil de mujer en que siempre me fijo y que siempre sigo. Me gusta. El mundo de la cooperación nos unió hace 15 años y hoy de nuevo volvemos a conectar por una buena causa

8/12/2018 - 

Pilar Mateo es de estas mujeres que mejoran el mundo o al menos contribuye a mejorarlo. Y no solo con la teoría y la dialéctica de la palabra sino con hechos. De alguna manera y por diferentes motivos nuestros caminos se ponen en contacto de vez en cuando y seguimos de cerca nuestras carreras y avances.

Ahora la OMS acaba de reconocer el éxito de otra de tus pinturas en el control de la Leishmaniasis. Y yo me alegro tanto por ella como por su proyecto de investigación como por que este tipo de reconocimientos tengan un impacto y no vivan siempre tan aislados de todo, de la vida, de la sociedad y del día a día. Porque son proyectos que salvan vidas y son proyectos vitales en el desarrollo y en la vida de algunos países y poblaciones en desarrollo. Poblaciones olvidadas e ignoradas que parece que no importan para la gran mayoría pero que despertaron el interés en su día de la científica valenciana.

La científica valenciana

Pilar Mateo comenzó con el mundo de las pinturas hace muchos años porque de alguna manera lo tenía en casa, le venía de cuna. Su padre montó una fábrica de barnices para muebles, y desgraciadamente para él, asegura la científica, su hija se dedicó a otra cosa. En lugar de seguir la tradición familiar, decidió trabajar para enfermedades de los más pobres. Algo que no da beneficios económicamente hablando. Lo que no cuenta Pilar es el orgullo que seguro sintió su padre cuando descubrió con el tiempo la cantidad de vidas que había salvado su hija cuando decidió dedicarse a la investigación más social.

Su padre le apoyó desde el primer momento. Mi padre decidió ayudarla a seguir con su tecnología, y puso todo su tiempo y sus recursos, para que pudiera irse 7 años al Chaco boliviano a vivir con los indígenas guaranís, y trabajar contra el mal de chagas.

En 2001 la fábrica de su padre se quemó, se llamaba Inesba (Industria Española de Barnices), entonces ella mas tarde creó la ingeniería de salud, Inesfly. Hoy en día, la fabrica no tiene nada que ver con la de su padre, ahora es Inesfly Corporation. Pero siempre habrá un punto de conexión en sus inicios. Esos fueron los comienzos y los inicios de una vida y de una trayectoria que ha recibido algunos reconocimientos pero nunca , en mi opinión, suficientes. Unos datos que hablan de 23 proyectos I+D, 150 científicos colaboradores, 35 proyectos de desarrollo de pinturas, 70 registros en 15 países, 7 colaboraciones con empresas multinacionales, 15 productos a la venta, 8 familias de patentes internacionales en más de 100 países, 52 publicaciones, 4 proyectos actuales con la OMS , 70 premios nacionales e internacionales entre los que esta finalista de los Premios Princesa de Asturias, Premios Nacional de Salud y Medio Ambiente de Naciones Unidas UNICEF, etc.

El mal internacional

Pilar Mateo empezó hace ya 20 años con la aventura con la pintura para controlar el mal de Chagas. La enfermedad o mal de Chagas es una enfermedad parasitaria tropical desatendida provocada por el parásito Tripanosoma cruzi. Se propaga por la picadura de los chinches y es uno de los mayores problemas de salud en Sudamérica. Afecta a 21 países de América.

Sería muy complicado y farragoso entrar en los detalles de toda la investigación que lleva Pilar Mateo durante tantos años para erradicar este problema, pero simplificándolo mucho y con mis disculpas de por medio a los entendidos y estudiosos del tema, sería algo así como que la científica Pilar Mateo ha investigado para que las pinturas con que se pintan la casa en estos países actúen como repelente de estos insectos y así se reduzca el número de afectados.

Asegura Pilar Mateo que ha sido un camino muy largo y han ido cambiando muchas cosas. “Lo importante ha sido demostrar que Inesfly es una tecnología que permite trabajar con diversos formulados , poder mezclarlos sin interacción entre ellos y tener por consiguiente diversas herramientas disponibles según cual sea el vector para controlar, la resistencia que tienen o el país donde se vaya a aplicar “.

Para Pilar Mateo lo más difícil siempre es luchar contra la corrupción de las administraciones públicas. Porque por desgracia en muchos países del tercer mundo eso no es una cuestión sólo de la clase política. A menudo afecta a los funcionarios públicos. Y es pelearse contra un muro invisible donde nadie nunca da explicaciones de los procesos de registro.

Y lo mejor para ella es ver que los resultados obtenidos en todos los proyectos de investigación han sido muy favorables. Eso y la reacción de las personas que mejoran de manera significativa su calidad de vida y la salud.

La científica nos cuenta que en el año 2015, el TDR que es el Programa Especial de Investigación y Formación de Enfermedades Tropicales de la OMS se puso en contacto con ella para ver la posibilidad de usar uno de sus formulados contra el mosquito Flebótomo, que transmite la leishmaniasis viral en varios países de Asia. Es un organismo internacional que lo financia Naciones Unidas y el Banco Mundial entre otras instituciones.

Lo publicado en el 2017 recoge los resultados logrados en Nepal y Bangladesh a los 12 meses. En el año 2019 se publicarán los resultados del proyecto a los 24 meses de la aplicación (en Dacca, Bangladesh) y ahí el impacto será todavía mayor. En el año 2020 tendrán los resultados de un nuevo proyecto igual pero esta vez aplicado en una zona rural y donde los beneficiarios se han pintado ellos sus casas. Para poder hacer este proyecto de auto aplicación fue necesario recibir el aval del Comité Ético de la OMS. Hicieron los estudios de toxicología del producto y nos lo dieron. Es decir que se demostró que no hay ningún riesgo ni para los aplicadores ni para las personas que viven en las casas pintadas.

Su pintura ha sido el único producto capaz de lograr esa persistencia en el tiempo. Lo bueno además es que por lo que conoce, el producto sigue funcionando.

Actualmente están trabajando ahora en unos 20 países donde tenemos los registros concedidos y esperamos tenerlos pronto en varios países más como Chile, Brasil, Sri Lanka, Filipinas, Pakistan y Bangladesh. Y están vinculados en más de 25 proyectos por todo el mundo. Eso incluye a día de hoy países como la India, México, Nigeria, Ruanda, Paraguay, Colombia, Bangladesh y España. ¡Y todo desde Valencia! Como ven todo un lujo y un orgullo poder decirlo a los cuatro vientos.

La semana que viene… ¡más!

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email