GRUPO PLAZA

 PPCV respeta la decisión judicial y PSPV ve la cifra "muy acertada"

Ribó sobre la fianza a Grau: "Fiscal y juez cada vez van viendo más claro lo que Compromís denunció en 2012"

17/10/2017 - 

VALÈNCIA. (EP). El alcalde de València, Joan Ribó, ha indicado este martes respecto a la fianza de 1 millón de euros impuesta por un juzgado al exvicealcalde de la ciudad, Alfonso Grau, por la pieza en la que se investiga una presunta financiación irregular del PP de la capital valenciana, que "tanto el fiscal como el juez cada vez van viendo más claro" asuntos denunciado por su formación, Compromís, "en 2012 ó 2013" como que posiblemente "alguien fuera a las elecciones dopado".

Ribó ha realizado estas declaraciones tras asistir al acto celebrado por la campaña Pobresa Zero para denunciar la desigualdad en la Comunitat y en el mundo, preguntado por la decisión del juzgado de Instrucción número 18 de València de pedir una fianza de 1 millón de euros a Alfonso Grau por la pieza en la que se investiga una presunta financiación irregular del PP de la ciudad.

"Eso que ya mi formación política denunció en 2012 ó 2013 es una cosa que tanto el fiscal como el juez cada vez van viendo más claro", ha planteado el primer edil, que ha recordado que las denuncias formuladas por su coalición apuntaban que probablemente "detrás de algunas fundaciones había cosas que está claro que no estaban claras".

Asimismo, el responsable municipal ha comentado que aquellas denuncias hablaban de la posibilidad de que "alguien fuera a las elecciones, como se suele decir en el lenguaje deportivo, dopado" y "en unas condiciones que no se correspondían ni con la ley ni, por supuesto, con la igualdad de condiciones a los demás".

Joan Ribó se ha referido también al hablar de la fianza impuesta a Alfonso Grau a las menciones sobre la "corrupción" que se han hecho en el acto de Pobresa Zero y ha señalado que "está claro que el tema de la corrupción es un tema más que de alguna manera aumenta las diferencias".

El alcalde ha agregado que estas "se acentúan" cuando "se hace trampas con el dinero de todos y se utiliza, por ejemplo, para pagar campañas electorales".

"No es una casualidad que en esta comunidad tengamos un porcentaje más elevado --de desigualdades-- porque quizá tenemos también un porcentaje más elevado de corrupción. Creo que no son casualidades", ha agregado Ribó.

Los grupos parlamentarios en las Corts de Compromís y Podemos han mostrado su desconfianza con el compromiso que el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, trasladó este lunes al presidente de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, de que convocará de manera "inmediata" a la comisión político-técnica en el seno del Consejo de Política Fiscal y Financiera, para que dé forma al nuevo sistema de financiación autonómica, mientras que el PSPV ha manifestado que quiere creer que el compromiso es "firme".

Así lo han indicado los portavoces de Podemos y Compromís, Antonio Estañ y Fran Ferri, respectivamente, en la rueda de prensa posterior a la Junta de Síndics, al ser preguntados por el convencimiento de Puig, tras su reunión con el ministro, de que una reforma del sistema de financiación autonómica es posible antes de que acabe el año, dando así cumplimiento al plazo dado por la Conferencia de Presidentes de enero.

Concretamente, Estañ ha manifestado que "si se hace una vista atrás las promesas tanto del presidente del Gobierno como de Montoro" no le dan "mucha confianza", por lo que ha admitido no compartir la "euforia" del jefe del Consell.

Respecto al modelo de financiación, ha indicado que esta cuestión centrará la pregunta que su grupo formulará en la sesión de control al presidente de la Generalitat y ha destacado la importancia del momento "no solo para el conjunto del Estado, sino para que la Comunitat Valenciana no se quede atrás en los cambios que parece que van a venir".

Por su parte, Ferri ha subrayado que él "nunca" se fía de la "palabra de Montoro" porque han visto en "reiteradas ocasiones como ha incumplido sus palabra" como en los Presupuestos Generales del estado (PGE) o con la reforma del sistema de financiación que, a su juicio, es una cuestión que se podía haber revisado en el año 2014 pero que el PP "no lo ha hecho".

"A mí lo que me preocupa es que Montoro lo que esté es jugando al escondite, a esconderse, decir ahora que sí, luego dirá que no por las dificultades", ha indicado para subrayar que aunque el ministro de Hacienda diga que la reforma se hará, "eso no quiere decir que vaya a beneficiar a los valencianos, sino que se revisará como se hizo con el señor José María Aznar y no se solucionó ningún problema y también en 2009 con José Luis Rodríguez Zapatero y no se solucionó ningún problema".

Por tanto, ha remarcado, "que se revise por sí no es una buena noticia, sino que lo será si se revisa a fondo y se rompe con el 'status quo' actual y vayamos hacia un modelo que reparta de forma justa los recursos".

Asimismo, Ferri ha afeado a la síndica del PPCV, Isabel Bonig, la negativa de su formación a participar en la manifestación para reivindicar una financiación justa para los valencianos. "Me preocupa más que Bonig, que dice que no le gustan las manifestaciones, se vaya de manifestación a otros territorios y sea incapaz de estar en la manifestación de su territorio para reclamar lo que es justo para los valencianos", ha puntualizado.

"El primer paso se ha ganado"

Desde el PSPV, su síndic, Manolo Mata, ha indicado que "quiere creer" que el compromiso del Gobierno es "firme" con la reforma del sistema de financiación y ha señalado que el primer paso que es pensar que el sistema de financiación "vulnera" derechos fundamentales de personas concretas "se ha ganado" porque ya hay una opinión generalizada de que la Comunitat está infrafinanciada.

A su juicio, si hay que elegir una comunidad emblemática en la que se merece renovar el sistema de financiación es la valenciana "que no es radical, que reivindica pero pone sobre la mesa cómo se rompen las costuras del estado autonómico".

Así, ha vuelto a insistir en la necesidad de repensar el estado de las autonomías porque el estado de bienestar de los ciudadanos "reposa sobre las comunidades autónomas que no tienen fondo para garantizarlo", además de que "hay un problema de encaje de determinadas comunidades que creen que no se tiene en cuenta su singularidad".

Por su parte, la también presidenta del PPCV y síndic de esta formación, Isabel Bonig, ha calificado el encuentro entre Puig y Montoro como "positivo" y ha señalado que "acaba con el victimismo de Puig y de Compromís".

"¿Cómo no vamos a querer cambiar el modelo que discrimina a esta comunidad y que nosotros llevamos desde 2009 clamando contra él?", se ha preguntado para insistir en que es "positivo todos grupos se sumen" a esta reivindicación y también que el gobierno de España esté apoyando este cambio de modelo.

Para Bonig, el problema no está en el ejecutivo central, sino que lo tiene Puig "con su compañero de viaje, Compromís". "El año pasado cuando se aprobó el techo de gasto en el Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF) se llegó a un acuerdo PP y PSOE a nivel nacional para aumentar ese techo de gasto para las CCAA en 5.000 millones, de los que 851 millones eran para la Comunitat, y las comunidades del PP votaron a favor y las del PSOE se abstuvieron, menos la Comunitat que votó que no", ha lamentado para subrayar que se produjo esta circunstancia porque "la señora Mónica Oltra y Compromís dijeron que votasen que no".

Por ello, ha considerado que el problema "ya no es entre el gobierno de España y la Generalitat, sino que el problema de Puig lo tiene dentro".

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email


Quiero suscribirme