GRUPO PLAZA

Acusan a Carlos Fabra y a los hermanos Cotino de beneficiar a la “trama del fuego”

Según uno de los investigados se aceleró la Declaración de Interés Comunitario y se cambió un trazado eléctrico para que no pasase por medio del aeródromo de Viver

8/06/2016 - 

VALENCIA. El caso Avialsa, más conocido como la trama del fuego, y que investiga presuntas mordidas, amaños de contratos y regalos vinculados a la extinción de incendios en media España suma nuevos nombres a la lista de personas que presuntamente ayudaron a los imputados.

Este martes fue el turno para declarar del exgerente de Avialsa Francisco Alandí, denunciante del entramado corrupto y también imputado  por blanqueo de capitales y cohecho en la pieza separada que investiga a varios testaferros, dos de Serafín Castellano y un tercero miembro del gabinete de Rafael Blasco por presuntamente mediar en la construcción de varios PAIS en Alfara de la Baronía, PAIS que nunca llegaron a ser construidos.

Según ha podido saber Valencia Plaza de fuentes de toda solvencia, durante su declaración Alandí aseveró que el expresidente de la Diputación de Castellón, Carlos Fabra, así como los hermanos Juan y Vicente Cotino mediaron a favor de la trama corrupta. Según Alandí cuando Juan Cotino era el responsable de medio Ambiente se tramitó la Declaración de Interés Comunitario del aeródromo de Viver, lugar más conocido por ser el centro de operaciones de Avialsa.

Normalmente, conseguir que se declare DIC un espacio es un proceso muy lento. De hecho, lo normal es tardar varios años en lograrlo, ya que cuando un lugar se declara DIC se permite que se realicen determinadas actividades empresariales dentro de suelo no urbanizable. En el caso de la empresa Avialsa, en menos de un año había logrado que desde la conselleria de Cotino se firmase la declaración de DIC, siempre según las declaraciones realizadas por Alandí.

Pero además, también se aseguró que el mayor problema al que se enfrentó el aeródromo de Viver fue que “dentro del mismo, por medio de la pista de aterrizaje estaba programada una línea de tendido eléctrico con aerogeneradores”. Conseguir que dicha línea fuera desviada costó la friolera de cinco años, de 2007 que se declaró DIC hasta 2012. Eso sí, se realizó a coste cero para Avialsa.

En su declaración ante el magistrado instructor, el investigado explicó que Vicente Cotino era accionista de un parque eólico pegado al aeródromo y que tanto él como su hermano y el entonces presidente de la Diputación Carlos Fabra mediaron para conseguir desviar el trazado de la línea eléctrica y, así, que no hubiera ningún problema para poner en marcha el centro de operaciones de Avialsa.

Ante tales revelaciones, el magistrado le ha dado diez días a Francisco Alandí para que presente pruebas que demuestren sus acusaciones contra los hermanos Cotino y contra Carlos Fabra.

Emarsa

Por otro lado Valencia Plaza ha tenido acceso al auto de procesamiento que la juez sustituta Silvia Vivó envió a las partes investigadas en la pieza seis de Emarsa. Tras tomarle declaración al presunto cerebro de la trama Jorge Ignacio Roca Sámper, que fue extraditado recientemente a España tras permanecer fugado más de dos años.

Así, Vivó da por cerrada la pieza referente al delito contra la hacienda pública. Esta pieza será juzgada en breve en un juzgado de Lo Penal en Valencia. La detención y extradición de Roca desde Moldavia está poniendo el punto y final a uno de los casos de corrupción más importantes de los últimos años en la Comunitat Valenciana.

En cuanto a la pieza separada número 6, la jueza considera que Roca emitió facturas por importe de 667.300 euros que no respondían a servicio alguno y favoreció con ello que la empresa contra la que giraba esas facturas defraudara más de 251.000 euros.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email