Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Política de Cookies Aceptar

GRUPO PLAZA

 frente a otros auditorios como el Teatro Real o el palau de la Música Catalana

El Palau de la Música estará más de medio año sin oferta musical

1/07/2020 - 

VALÈNCIA. El pasado mes de noviembre, en una entrevista para Culturplaza, el director del Palau de la Música, Vicent Ros, ponía como lema a su gestión (a pesar de todos los problemas por los que estaba pasando la institución) que "la música no para". Cuatro meses después, la pandemia hizo todo lo contrario, algo de lo que sin duda no tiene culpa y ningún auditorio del mundo ha sido exento. Sin embargo, la desescalada del Palau, que cumple un año cerrado por la caída del techo en la sala Rodrigo, muestra cierto 'relajamiento' a la hora de reactivar las actividades del Palau. 

La realidad es que el público, y sobre todo abonados y abonadas, llegará a estar más de medio año sin ningún cinta del activo cultural más importante de todos aquellos que dependen del Ayuntamiento. Desde que se decretara el Estado de Alarma el pasado 13 de marzo, hasta que empiece la temporada el próximo 23 de octubre, tan solo algunos conciertos grabados (unos de archivos, y otros 'ad hoc') y subidos a los canales de YouTube del Palau y su ciclo de Cámara en el Almudín (que sí se retoman en septiembre) serán sus únicas actividades.

La decisión del Palau contrasta con las ganas con las que el resto de activos públicos de la ciudad ha querido reencontrarse con su público. Tanto el Teatro Principal, como el Teatro Rialto como La Filmoteca, todos dependientes del Institut Valencià de Cultura, harán lo propio con "un cierre simbólico" de la temporada, mientras se preparan las actividades estivales como Sagunt a Escena o Polirritmia, que tendrán programación presencial. También han hecho lo propio los teatros públicos dependientes del Ayuntamiento de València, La Mutant y Teatre El Musical, que han reubicado varios espectáculos de su temporada para tener programación a lo largo de julio. El Palau de Les Arts ha programado una decena de recitales de pequeño formato a precios populares a través del ciclo 'Torna a Les Arts', y desde este sábado y hasta finales de julio, estará llevando su camión-ópera de gira por diferentes localidades de la Comunitat Valenciana con la adaptación de Il Tutore Burlato.

Mirando otros proyectos de igual o mayor magnitud que el Palau de la Música también tienen programación estival. Teatro Real de Madrid tiene prevista La Traviata en versión semiescenificada durante el mes de julio. También el Palau de la Música Catalana tiene prevista una programación durante todo el mes de julio e incluso agosto. En Bilbao, el Teatro Arriaga Antzokia acogerá más de una decena de propuestas.

Con todo esto, solo falta esperar al 9 d'octubre, fecha en la que la Orquesta de València empezará su temporada con un concierto dedicado al maestro José Iturbi. Hasta entonces, los músicos y músicas no han dejado de tocar y ya han retomado sus ensayos. De hecho, grabarán cuatro recitales para YouTube.

Sin respuesta al aforo, al conflicto de la dirección ni a las obras

Las ruedas de prensa de presentación de temporadas siempre sirve para hacer un balance y buscar respuestas a las grandes cuestiones que se han planteado este curso, y aunque ayer, en la primera presentación de una temporada 100% pensada para un Palau cerrado, se dieron algunas claves de contenido, muy poco se supo de la situación del edificio y la institución que sirve de contenedor.

Ayer tuvo lugar un Consejo de Administración en el que se tomó parte de la sentencia del TSJCV que dictaminaba que se debía hacer una nueva valoración de las candidaturas por parte del jurado que determinó que Vicent Ros fuera director del Palau de la Música en 2016. Gloria Tello se limitó a hablar de la parte de la sentencia en la que desestima la petición del demandante, que quedó segundo en el proceso, a tener más puntuación de la otorgada, y si bien es cierto que el TSJCV así lo dictamina, también habla de que la abstención de varios miembros del comité "es motivo de nulidad". Con todo esto, el Consejo de Administración ayer simplemente ratificó el argumentario que ya fue difundido en una nota de prensa cuando se hizo pública esta sentencia, y Tello afirmó que los Servicios Jurídicos solo harán algo si el demandante Josep Ruvira recurre la sentencia, "aunque eso sería octubre o noviembre", es decir pasados cinco de los seis años del contrato del actual presidente, que ayer mostró un sorprendente perfil bajo en la presentación de la temporada.

El coronavirus, el segundo gran condicionante de la temporada, también deja más dudas que respuestas, ya que desde el Palau no supieron determinar de qué manera afectarán las medidas de prevención por la crisis sanitaria al aforo y oferta de abonos y entradas para los espectáculos de la próxima temporada. Según explicó la presidenta del Palau, "eso depende del Ministerio de Sanidad y nos adaptaremos a lo que determinen", además de apuntar que el Palau de Música "está en contacto con otros auditorios de toda España" para coordinar esa respuesta. Aún así, en el decreto de la llamada nueva normalidad, las competencias sobre regulación de los espacios culturales (más allá de la obligación de mantener la distancia de seguridad de 1,5 metros) es de la Generalitat Valenciana.

Sobre el cierre del Palau, tal vez la mayor crisis que ha sufrido este proyecto musical a lo largo de su historia, tampoco hay novedades, aunque no se hayan modificado fechas previstas, a pesar de estos meses en los que el proceso ha sufrido la paralización por el recurso del Colegio de Arquitectos, que más tarde fue retirado y la propia ralentización de la Administración por la crisis sanitaria. Tello sigue confiando en poder reabrir para la temporada 2022/2023 y dirigió las preguntas de la prensa a Servicios Centrales, que es el departamento que lleva este proyecto.

Por último, pero no menos importante, en la rueda de prensa de ayer se preguntó por el futuro del director titular de la Orquesta de València, Ramón Tebar, al que le queda un año de contrato. Preguntada por su voluntad de renovar el contrato, Tello no dudó en afirmar que ella estaría encantada. El director, por su parte, se limitó a agradecer su cariño y emplazar a una conversación que tendrán próximamente.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email