X AVISO DE COOKIES: Este sitio web hace uso de cookies con la finalidad de recopilar datos estadísticos anónimos de uso de la web, así como la mejora del funcionamiento y personalización de la experiencia de navegación del usuario. Aceptar Más información
Hoy es 21 de febrero y se habla de Compromís compromis primarias FORD ALMUSSAFES ghatto
GRUPO PLAZA

audax y nyesa, cara y cruz

Estos son los ganadores (y perdedores) en la bolsa española durante 2018

1/01/2019 - 

VALÈNCIA. Annus horribilis en la renta variable española, cuyo índice de referencia -Ibex 35- se dejó un 15% de su valor en el peor ejercicio bursátil desde 2001. Sin embargo, un tercio del centenar de valores que nutre al Mercado Continuo no solo lograron esquivar las pérdidas sino que muchos de ellos se revalorizaron a doble dígito. Como también no pocos se hundieron en idéntico porcentaje en un ejercicio marcado por la volatilidad, que hizo de las suyas para deleite de los especuladores de turno.

Audax Renovables (+192,05%), Solaria (+143,25%) y Natra (+98,14%) fueron los que se subieron al cajón como valores que mejor se comportaron en el Mercado Continuo a lo largo de 2018. Todo lo contrario que Nyesa (-90,18%), DIA Supermercados (-88,47%) y OHL (-85,34%), las tres peores cotizadas del principal mercado de valores español.

Audax Renovables, que despidió el año culminando su proceso de fusión con Audax Energía -dando lugar a un grupo energético presente un ocho países y con una destacada posición financiera-, ha sido el gran protagonista positivo del Mercado Continuo. 'Audax Renovables o hasta el infinito y más allá' titulaba este diario el pasado 21 de marzo; y menos de tres meses después hacía lo propio con 'No diga subida en bolsa, diga Audax Renovables'. Para entonces cotizaba cómodamente por encima de los 3 euros, llegando a multiplicar por más de siete su revalorización en bolsa. Finalmente el avance anual se quedó en el 192,05% para cerrar en los 1,285 euros, lo que se tradujo en una capitalización de 179,90 millones de euros.

Otra cotizada del sector renovable se situó en el segundo puesto del cajón: Solaria. La cotizada presidida por Enrique Díaz-Tejeiro, que llegó a catapultarse cuatro veces y media tocando los 7,10 euros, cerró en los 3,965 euros para aumentar su capitalización bursátil hasta los 495,43 millones de euros. Solaria encontró en Repsol un gran aliado, dado que la petrolera cerró varias compraventas de energía a largo plazo

Asimismo, Ignacio Cantos, director de Inversiones de Renta Variable de ATL Capital, la incluía en la cartera de bolsa recomendada a los lectores de Valencia Plaza a finales de noviembre. Lo hacía pensando en que "en unos años puede ser un jugador más dentro de las utilities españolas pero 100% 'verde'; mientras tiene 140 millones de créditos fiscales por activar".


El tercer puesto del cajón lo ocupó la histórica chocolatera Natra, que en 2018 celebró sus bodas de brillantes al cumplir 75 años en plena expansión internacional. La cotizada presidida por Antonio Obieta llegó a triplicar su precio en bolsa pero la presión de los bajistas en la recta final del ejercicio tuvo mucho que ver en que finalmente la mejora se redujera hasta 98,14%, es decir, casi a duplicar su valor. 

Sin embargo, la multinacional valenciana cerró el tercer trimestre del año volviendo a los 'números verdes', al ganar 12,3 millones de euros frente a unas pérdidas de 4 millones cosechadas en el mismo periodo de 2017. Todo ello mientras Juan Carlos Costa -más conocido por Kostarof- analizaba para este diario a Natra, cuyo secreto no es otro que comprar barato el chocolate y venderlo caro como advertía a mediados de diciembre pasado.

Llegó la refinanciación de DIA

Al frente del bando de los grandes derrotados durante 2018 se situó la inmobiliaria Nyesa, la otrora Inbesós, y uno de los grandes 'chicharros' de la bolsa española. La misma que a primeros de este año ya presentó sus 'cartas credenciales bajistas' al desplomarse un 91% en apenas diez días como contó entonces Valencia Plaza. A mediados de año, la empresa aragonesa presidida por Juan Manuel Vallejo anunció una alianza con Meliá Hotels para gestionar media docena de proyectos hoteleros; mientras que hace un par de meses el inversor Olaf y Rubí alcanzaba el 21% del capital de Nyesa tras suscribir un contrato de inversión de 22 millones de euros.

La segunda compañía más penalizada del Mercado Continuo y, sin duda, una de las grandes protagonistas de 2018 fue DIA Supermercados, que no ganó para disgustos. De entrada fue la que más bajistas tuvo en su accionariado -con un 15,55% del capital-, síntoma evidente de que todavía puede bajar más del 88,47% que se dejó durante el pasado año. Fue excluida del Ibex 35 en la última revisión del ejercicio siendo sustituida por la histórica Ence; marcó mínimo tras mínimo histórico en un año para olvidar donde los analistas de Bankinter llegaron a elevar las pérdidas de 2018 en los 100 millones de euros


Por si fuera poco todo lo anterior, su principal accionista, el multimillonario ruso Mikhail Fridman -con un 29% del capital- se mostró disconforme a la ampliación de capital y abogó por un plan de negocio "sostenible y realista". Finalmente las acciones de DIA cerraron el año en los 0,461 euros tras haber llegado a tocar los 0,33 euros durante un ejercicio que acabó con una buena nueva: la refinanciación de su deuda. Así lo anunció tras el cierre de la última sesión bursátil del año, lo que abre una ventana a la esperanza.

Por último, OHL, el grupo fundado por los Villar-Mir, completó el cajón de perdedores al dejarse en el camino un 85,34% y ver como su capitalización acababa por debajo de los 187 millones de euros. ¡Quién lo iba a decir un año antes! Si DIA Supermercados fue la diana preferida de los bajistas de turno, la cotizada presidida por Juan Villar-Mir de Fuentes se situó a continuación, con casi el 9% del capital según la última actualización de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV)

Nefastos resultados de OHL

El grupo madrileño acusó los nefastos resultados, que al cierre del tercer trimestre del alcanzaban los 1.335 millones de euros tras reconocer nuevos proyectos de construcción fallidos. Así se explica que OHL llegara a marcar mínimos históricos en bolsa al llegar a cruzarse a poco más de medio euro (0,533 euros) para despedir 2018 en los 0,652 euros. 

Sin embargo, entre tanto la constructora no ha perdido el buen cartel internacional que sigue teniendo. Sin ir más lejos hace un mes anunció que había logrado ganar un contrato en Estados Unidos por unos 212 millones de euros para rehabilitar el puente Throgs Neck que conecta el Bronx y Queens.

Noticias relacionadas

next

Conecta con nosotros

Valencia Plaza, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín VP

Todos los días a primera hora en tu email